¡Vamos a romper este compromiso! – Capitulo 2

Por ahora, tengo que ofrecerle una despedida a mis amigas aquí antes de marcharme hacia el territorio.

Aunque si no hubiera habido una convocatoria de Leon-sama, habría estado bebiendo té con ellas ahora mismo. Si mi memoria sirve correctamente, se supone que sería en casa de Catherine.

¿Debería hacer mi aparición ahí ahora?

—Oh, Lilyna, ¿Qué asuntos tuvo Su Alteza contigo hoy?

Catherine preguntó con apasionado interés.

Junto a ella, Rosalind se dio la vuelta para mirarme con la misma expresión.

Después de tomar aire profundamente, comencé a hablar sobre los eventos anteriores.

—Bueno, para decirlo francamente, él rompió nuestro compromiso.

*Choque*
*Sacudida* *Sacudida* *Sacudida*

El par simultáneamente dejó caer sus copas y sacudieron las sillas.

—E-espera solo un momento. ¿Podrías haber tenido alguna clase de malentendido sobre eso?

— ¡E-eso es cierto! En serio Lilyna, ¿no es solo que escuchaste mal?

El agitado comportamiento del par se parecía al del Rey y mi padre.

Me pregunto porque siguen diciendo que lo malentendí.

—No lo malentendí. Además, Leon-sama incluso tenía a una adorable chica junto a él. Parecía que ellos iban a casarse a toda costa. Ya que lo oí directamente de la persona misma, no hay lugar para malentendidos, ¿no es así?

Tras mis palabras, las dos intercambiaron una mirada y empezaron a susurrarse entre ellas por alguna razón.

—*susurro*… indudablemente, Su Majestad tiene… Esto es porque… Realmente un débil…

—…, ¿no es así? ¿Qué podemos… con este problema…

De alguna manera, las dos se han interesado.

No se puede evitar, entonces beberé té negro o algo.

Ah, este té negro es delicioso. Intentaré preguntarles de donde es más tarde.

No solo eso, este pastel es delicioso también.

Parece ser que la conversación del par terminó mientras me estaba relajando.

—Lilyna, por favor presta atención a mis palabras. Vuelve rápido y discute esto otra vez con Su Alteza.

—Así es, por ahora, Su Alteza tiene… Es solo mi suposición, pero es probablemente eso, ¿no es así? Eso debe ser… Él ha caído en la depresión.

Ehh, ¿por qué estaban del lado de Su Alteza?

Aunque estoy bien con ello dado que logré escapar del entrenamiento de la reina.

Aun así… lo siento por ustedes dos, pero no me reuniré con Su Alteza nunca más.

—Catherine. Rosalind. Estoy feliz de que estén preocupadas por mi bienestar, pero, me he reunido con el Rey y mi padre justo después de que Leon-sama rompiera nuestro compromiso. Naturalmente, les he dicho acerca de esto también, y he recibido el permiso de Padre para volver a mi territorio. Así que estoy planeando partir hacia el mañana. Es por eso que vine a despedirme de ustedes dos hoy.

Las dos se congelaron.

Se congelaron espectacularmente.

Este comportamiento, que era indigno de jóvenes damas respetables, era uno que yo normalmente no podía imaginar viniendo de ellas dos.

—E-eh.. solo… uhm… ¿r-realmente le dijiste al primer ministro y al Rey?

—Sí, les dije inmediatamente. Probablemente unos cinco minutos después de que me despidiera de Leon-sama.

Las dos empezaron a murmurar entre ellas por alguna razón.

—La situación es realmente mala esta vez… ¿qué demonios está Su Alteza… ese idiota…

—Ciertamente… ese débil es realmente…

Um… algunos comentarios imprudentes se incorporaron aquí y allá, pero me pregunto si eso está bien.

Es solo una suposición, pero esos parecían insultos dirigidos hacia Leon-sama.

—Lilyna, ¿de verdad vas a marcharte a tu territorio? No sería particularmente malo si te quedas en la capital real, ¿cierto?

—E-eso es cierto. La gente aquí es divertida.

Las dos son realmente amables.

Siendo amables conmigo cuyo compromiso ha sido cancelado.

Pero, es inútil.

—Ustedes son muy amables. Pero, es inútil. Leon-sama no puede ser feliz con ella mientras yo estoy aquí. No importa qué tanto no me interese esto, aún habrá mucha gente que hablara de ello. Es por eso que voy a partir al mis tierras inmediatamente.

—Lilyna… diciendo que no te interesa esto… Su Majestad es muy lamentable.

Por alguna razón, las dos empezaron a compadecerse de Leon-sama.

¿Huh? Aunque se supone que soy yo la que tuvo su compromiso cancelado.

—Bien entonces, Catherine, Rosalind, muchas gracias por llevarse bien conmigo. Ya que tengo cosas que hacer para preparar mi regreso al territorio, voy a despedirme. Les escribiré cartas, así que por favor envíenme sus respuestas, ¿de acuerdo?

Di una elegante reverencia. Entonces, dejando al par perplejo en la habitación detrás de mí, salí de la casa de Catherine.

Ahora bien, ¿qué debería hacer una vez regrese al territorio?

Si mi memoria me sirve correctamente, un festival debe estar avecinándose pronto.

Además, ha pasado un tiempo así que quiero entrenar al máximo.

Me pregunto… ¿debería ir a cazar demonios?


*Nota de traducción Smacc: Se refiere a que Leon es débil mentalmente, no físicamente.

♥ ❤ ♥

                

| Índice |

5 thoughts on “¡Vamos a romper este compromiso! – Capitulo 2

  1. Dani~~ says:

    me encanto >.<!! y parece que es una protagonista que sigue la ruta del heroe (?? XD!! gracias por los capitulos estare esperando impaciente <3 <3

  2. Renata Ortega Perez says:

    :v waaa no entendi por completo, entiendo que el poder del ministro es grande aunque no suficiente comparado con el poder de la familia real, por lo que me pregunto que de malo puede ser que el principe haya cancelado su compromiso, ¿quizas el primer ministro apoya no solo con sus sugerencias tambien con su apoyo financiero y con mantener a sus aliados del lado del rey?
    esperare con ancias el siguiente capitulo para enterarmede que va esto xD jajajaja

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *