¡Vamos a romper este compromiso! – Capítulo 24

Traducido por Kavaalin

Editado por Nemoné


Cuando volvimos a la mansión, el joven Chris salió a saludarnos. No, bueno, esta es mi casa, ¿sabe? Realmente se ha acomodado perfectamente.

Parecía que mi hermano no había regresado aún. Estoy segura de que debía ser obra de su instinto de supervivencia, el cual vigilaba el puño furioso de nuestra madre.

En cuanto a eso, hay algo por lo que siento curiosidad, pero no puedo hablar en solitario con el joven Chris. Después de todo, oficialmente aún soy la prometida del Príncipe León… Bueno, oficialmente. Si mi hermano estuviera aquí, podría preguntarle mientras bebíamos té. Tenía curiosidad, pero por ahora volví a mi habitación.

Una vez allí, Sana me preparó té. Y mientras lo bebía, me calmé. En eso, Sana me habló.

—Señorita Lilyna. Bueno, ¿cómo fue la conversación?

Sana hizo una expresión muy preocupada. Pero es cierto, después de todo, ella ha estado preocupada por mí todo este tiempo.

—Veamos… Hablé con el Príncipe León, pero como siempre, mis palabras no le llegaron en absoluto. Además, la señorita Ange estaba con él. Aunque, hablar del asunto con la señorita Ange podría ser la opción más rápida. A mitad de camino, mi hermano y el joven Chris nos interrumpieron y, al final, las cosas terminaron ambiguamente por hoy.

—Esa debe haber sido una experiencia terrible. Pero me pregunto en qué está pensando el príncipe León.

—Si lo averiguas, dímelo. Yo soy quien más quiere saberlo. A este ritmo, podría ser más fácil dejarles el asunto al Rey y a mis padres, pero incluso si fue provisionalmente, nosotros estuvimos comprometidos durante varios años. Si es posible, al menos al final, quiero hablar correctamente con él.

—Supongo que sí… Desde su punto de vista, este debe ser un resultado realmente irónico, ya que usted está dándolo todo para hablar con él, llegados a este punto.

Sana llegó a algún tipo de comprensión mientras asentía repetidamente. También traté de ser amigable con él en el pasado, tratando de hacerle conversación, ¿sabes?

—Lo que me recuerda, Sana, ¿podrías avisarme cuando mi hermano regrese a casa? Tengo algo que quiero preguntarle. De ser posible, también me gustaría preguntarle al joven Chris, pero eso no sucederá sin la presencia de mi hermano.

—Entiendo. Le informaré inmediatamente del regreso del joven Ricardo. Y si el joven Chris tiene que hablar con usted, sería mejor hacerlo después de que el joven Ricardo haya regresado. Podríamos estar en esta casa, pero aun no es decente que los dos estén completamente solos.

—Así es. Entonces, te lo encargaré… Oh, cierto. Después de que mi madre lo haya encontrado, mi hermano probablemente… Si eso sucede, sería imposible hablar con él, entonces deberíamos dejarlo descansar. En ese caso, hablaré con él mañana cuando aparezca la oportunidad.

Al decir eso, Sana asintió.

—En ese caso, hoy sería imposible, de hecho. —Sí, como pensé. Ya que no debería ser posible para él escapar de nuestra madre.

♦ ♦ ♦

Unas pocas horas después.

Los gritos resonaban por todo el interior de la mansión… Parece que la educación de nuestra madre había comenzado. Hermano mío, no hay nada que pueda hacer por ti. Excepto rezar por que mañana te encuentres en un estado lo suficientemente decente como para conversar.

Finalmente el día terminó sin que yo pudiera hablar ni con mi hermano, ni con el joven Chris.

♦ ♦ ♦

Al día siguiente.

Sana llegó por la mañana y me dijo que Ricardo me había pedido que fuera a su habitación. Vaya, eso es conveniente. Me dirigí a su cuarto de inmediato.

Al entrar, allí estaba lo que quedaba de mi hermano después de la sesión educativa.

—Hermano mayor, buenos días. ¿Tu cuerpo está bien?

—Ah, Lilyna, buenas. En cuanto a mi cuerpo… es como ves. Dime, ¿cómo es que nuestra madre puede hacerle esto al Comandante de la Orden de Caballería? Es absolutamente extraño.

Parece que mi hermano tiene dudas sobre la fuerza de nuestra madre. No, no es extraño en absoluto, ¿verdad? Ella es la hija de aquellos abuelos, ¿sabes? La única hija de esas personas que casi me aplastaron por accidente al darme un abrazo.

—Por cierto, hermano, ¿tenías algunos asuntos conmigo?

—Oh, sí, claro. Es por el asunto de la anulación de tu compromiso, pero Lilyna, ¿no podrías reconsiderarlo? No creo que nadie además de ti sea adecuada para el Príncipe León.

—Hermano, quieres decir…

¿Por qué es que mi hermano quiere deshacer tanto la cancelación de mi compromiso? Estoy preocupada porque no sé sus razones. Dado que esta es una oportunidad única, intentemos preguntarle.

—Hermano, ¿por qué quieres evitar la ruptura del compromiso hasta este punto? En la señorita Ange, el Príncipe León ha encontrado a una persona de la que está realmente enamorado, ¿sabes? Estoy segura que se sentirá mucho más feliz con ella que conmigo, quien fui decidida como su prometida por nuestras familias.

Al escuchar mis palabras, mi hermano hizo una mueca. Y con una mirada inusualmente seria me respondió, —Lilyna tú… no entiendes. ¿Realmente has estado observando atentamente al Príncipe León? Es cierto que este es un compromiso que nuestras familias decidieron para ti, pero al pasar todo este tiempo con él hasta ahora, ¿realmente no sentiste nada? Sé que has estado haciendo tu mayor esfuerzo con el entrenamiento de reina. Pero aun así, ¿no era también importante afianzar tu relación con el Príncipe León?

Tomando un breve descanso, lo último que dijo fue, —Lilyna, es posible que no me creas, pero esto lo expresaré claramente. La que le gusta al Príncipe León, no, a la que ama eres tú, Lilyna. Eso no ha cambiado ni un poco desde que ustedes dos se comprometieron. El hecho de que mencionó el asunto de romper su compromiso esta vez fue un completo error de su parte. Al respecto, yo también le había aconsejado que no lo hiciera. Pero, sinceramente quiero que me creas cuando te digo que esos son los sentimientos del Príncipe León.

¿Los sentimientos del Príncipe León? Al Príncipe León le gusto… ¿yo? No, pero entonces, ¿qué fue todo esto hasta ahora?

Caí en confusión por las palabras de mi hermano.

*Toc, toc.*

En ese momento, un golpeteo resonó desde la puerta de la habitación.

♥ ❤ ♥

| Índice |

5 thoughts on “¡Vamos a romper este compromiso! – Capítulo 24

  1. Nicolle says:

    Empieza a ponerte las pilas principito mira que si no, la vas a perder.
    Que mal que ella tenga que enterarse por el hermano que el principito esta enamorado 😤

  2. Lirio Alicia says:

    Sigo enojada debido a q si todo mundo lo sabe x q nadie le dijo nada a Lilyna antes?? O pensaban q su esfuerzo era x q estaba enamorada del príncipe idiota?? Eso hubiera sido peor considerando como la trataba, era soportable x q ella pensaba q solo sería un matrimonio político pero si ella hubiera tenido sentimientos x él hubiera sido dolorosa su aparente indiferencia 😡😡😡😡
    Gracias por la droga 😆😆😆

  3. Resa Rin says:

    No es justo que le echen la culpa a lo espesa que es Lilyna. El que pinches nunca hizo un esfuerzo para comunicarse realmente fue León.
    Entiendo que estaba enamorado, pero si cada vez que Lily le hablaba él contestaba otra cosa o no le contestaba en absoluto es lógico que ella no va a sentir nada por él.
    Sigue mereciendo que anulen completamente el compromiso y lo casen con el posible travesti.

    • Diego Ballesteros says:

      no chingues, el principe es un imbecil pero Lilyana es una pendeja, como vrgas nunca se le ocurrio acercarse mas al principe y asi saber que pedo con el? para mi los dos merecen estar solos por pendejos :u

  4. Khrystal MeL says:

    Hasta que por fin confirmaron lo que todos suponíamos desde el principio jeje
    Sin duda el príncipe es un idiota y un cobarde, y si no llega a hacer algo realmente impactante e importante, entonces prefiero que la prota se quede con Chris, vamos príncipe aún creo que puedes cambiar de rumbo, no me decepciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *