Un lirio que florece en otro mundo – Epílogo: Un lirio florece en otro mundo

Traducido por Kiara

Editado por Tanuki


Mirando hacia un amplio campo de la hierba de luz de la luna, Fuuka recordó un día de hace mucho tiempo. Recordaba el viento que soplaba a través de las cortinas, y a la galante chica de pelo castaño que apareció ante ella. Esa chica era alegre hasta la médula, infinitamente positiva, y siempre afortunada. Le tendió la mano a Fuuka mientras el río se precipitaba hacia ella… pero eso había pasado hace muchos años en el pasado. Leer más…

Un lirio que florece en otro mundo – Día 13, al mediodía: rescate y propuesta

Traducido por Kiara

Editado por Tanuki


El río Enot era un gran río que corría a través de la tierra al norte de la capital Ode.

El río nacía en la montaña sagrada Abukust, al norte de la capital, y se alimentaba del gran mar al este de la capital. Grandes canales, construidos muchas generaciones antes, llevaban su agua a la capital. Con un clima agradable y un río lleno, el agua se veía elegante. Sin embargo, el río podía ser violento, particularmente río abajo. Leer más…

Un lirio que florece en otro mundo – Día 12: Intuición y nubes de lluvia

Traducido por Kiara

Editado por Tanuki


Los sirvientes que trajeron las escasas comidas de Fuuka al cobertizo actuaban de forma extraña. La conclusión a la que llegó Fuuka fue simple, excesivamente simple.

La razón era su tos. Mientras le traían comida, ropa y toallas calientes para limpiarse, los sirvientes sufrían ataques de tos. No podría haber una señal más clara de que no estaban bien. Leer más…