Boda relámpago – Capítulo 63: XQ

Traducido por Akatsuki

Editado por Ayanami


Yo: — ¿Qué tipo negocios hay entre XQ y Ai Rui?

JL: —No lo entenderías.

Me deprimí pero, una semana después, descubrí a qué se refería con ‘negocios’ y por qué no quería contarme.

En el foro de XQ Network, había una discusión en curso con el título de ‘¡Hot Insider News! ¡Ai Rui quiere comprar XQ!’

Las publicaciones de alguien que afirmaba ser un empleado de Ai Rui, indicaban que tenía pruebas que lo respaldaban acerca de que Ai Rui quería adquirir XQ, el hacerlo implicaba tener un gran capital y era imperativo lograrlo.

Hubo muchas respuestas, algunas personas le creían y otras no. Pero la mayoría decía que solo era un rumor y otras que no tenía sentido.

Yo tampoco lo creía, pero el ver el comportamiento inusual de Jiang Li y sus sonrisas llenas de fatiga, me generó algunas dudas.

Llamé al asistente de Jiang Li, sin siquiera saludarle pregunté: — ¿XQ va a ser comprada por Ai Rui?

Su asistente lo negó y trató de consolarme diciendo que no preocupara, mientras maldecía ferozmente a los rumores que se extendían. Al principio, le creí, pero su respuesta era muy simple, lo que despertó mis sospechas de que me estaba ocultando algo y comencé a tener más dudas.

Yo: —Si no me dices la verdad, le diré a Jiang Li que me has estado acosando. Veamos si logras mantener tu trabajo o no.

Realmente, me admire por ser una persona tan despreciable como para amenazarlo de esa manera, todo era gracias a la mala influencia de Jiang Li sobre mí.

Él estaba tan asustado que preguntó: —Cuñada, ¿Qué quieres que te diga?

Fingiendo sollozar, le hable: —Como esposa de Jiang Li, ni siquiera tengo derecho a saber sobre este asunto. ¿Por quién me tomas? Acaso ante tus ojos, ¿Soy una simple pieza de exhibición? ¿Soy algo tan insignificante?

Gracias al entrenamiento de Jiang Li, sentí que estaba mejorando.

Después de mí persistente y molesta coacción, finalmente, habló enfatizando repetidamente que yo no era la causa, sino que él esperaba que yo consolará a Jiang Li sobre el asunto.

—Recientemente, el hermano Jiang se ve muy cansado…

En ese momento apreté fuertemente el teléfono sin decir nada.

Resultó que XQ Network, realmente, se está enfrentando a la presión maliciosa de Ai Rui al querer adquirirlos.

Ai Rui tenía una fuerte posición financiera, eran agresivos y estaban decididos a ganar. Por lo que, XQ era incapaz de soportar tal ataque.

Realmente me odiaba. Jiang Li estaba enfrentando una terrible presión y yo ni siquiera lo apoyé o consolé. En cambio, sospeché que tenía una aventura con Xue Hong…

Guan Xiao Yan… ¡Realmente eres una estúpida!

♦ ♦ ♦

Cuando Jiang Li llegó a casa, ya era de noche, pero aún era temprano para que él llegara, en el momento en que lo vi, mis lágrimas empezaron a rodar por mí rostro, sin control.

Cuando me vio así, corrió a mí lado para secar mis lágrimas y preguntó angustiado: — ¿Qué pasó? ¿Quién te lastimó?

Lo abrace, apoyándome sobre su pecho y sollozando le dije: —Jiang Li…lo siento…

Me dio unas palmaditas en la espalda y me habló suavemente: —No importa. No llores.

Levante la mirada para verlo y le pregunté: —Ni siquiera sabes lo que hice y, ¿No importa?

Él me sonrió amablemente: —Mientras estés bien, no importa lo que hayas hecho.

Cuando lo escuché, empecé a llorar aún más. Mientras seguía llorando le dije: —Jiang Li, lo sé todo. Lo siento. No te entendía y no fui razonable contigo.

Él se río: —No llores. Ya dijiste que lo lamentas, pero, ¿Por qué parece que te estoy regañando?

Baje la cabeza avergonzada, y él me abrazó: —En realidad, no quería que te enterarás…no quiero que te preocupes demasiado.

Yo: —Jiang Li, quiero acompañarte.

JL: —Muy bien. De hecho, también quiero que estés conmigo.

Lo llevé al sillón y le di un masaje en los hombros. Aunque le haría compañía, sabía que no le sería de mucha ayuda, porque no sabía nada de fusión o adquisición de empresas. Lo único que sabía era que, si Ai Rui ganaba, la compañía de Jiang Li sería propiedad de otra persona.

XQ era como su hijo, ¿Quién en su sano juicio estaría dispuesto a entregar a su hijo a un desconocido?

Jiang Li estaba disfrutando de mis masajes y, de vez en cuando, soltaba algunos sonidos sugestivos.

Me sonroje y rápidamente cambié de tema.

Yo: —Jiang Li, si tienes algún problema puedes venir a casa y hablar con tu esposa.

Jiang Li sujeto mí mano y dio un gran suspiro.

JL: —En realidad, no es la gran cosa. Ai Rui confía demasiado en su dinero y quiere causarnos algunos problemas. Tengo dinero extra para la transacción, pero me aseguraré de que sufran un poco.

Mientras hablaba, vi la crueldad en su rostro. Estaba sorprendida, creí que no bromeaba.

Yo: — ¿Cuánto dinero necesitas?

Me respondió casualmente: —No demasiado. Con ciento veinte millones sería suficiente.

Ciento veinte…

Me limpié el sudor frío que comenzaba a formarse en mí frente y, de repente, sentí que esa cantidad se volvía muy pequeña…

JL: —Guan Xiao Yan. No te preocupes, si sucede lo peor, venderé XQ y viajaremos alrededor del mundo.

Asentí, pero no dije nada, mi corazón estaba muy triste. Sabía que Jiang Li era reacio a darse por vencido, ¿Acaso lo dijo solo para consolarme?

Sí él dijo que no había otra manera de lidiar con ellos, entonces, realmente no la había.

Sin embargo, no quiero que XQ caiga en manos desconocidas.

♦ ♦ ♦

Esta mañana Jiang Li se fue a trabajar como de costumbre y, mientras pensaba en que cocinar para Jiang Li, me puse a navegar en los foros en busca de los rumores.

Obviamente, le prepararía algo delicioso para nutrir su cerebro.

En ese momento, escuché sonar el timbre. Me pregunté quién podría ser, así que fui a la puerta y miré por el agujero de cristal.

Sentí un escalofrío por todo mí cuerpo…ella… ¿Por qué está aquí? Olvídalo, no le abriré la puerta y fingiré que no hay nadie en casa.

Al parecer, Xue Hong pudo sentir que la observaba y se acercó al cristal con una extraña sonrisa.

XH: —Guan Xiao Yan, sé que estás ahí. ¿No vas a invitarme a tu casa?

Retrocedí y negué con la cabeza.

N-No quiero, ¡vete!

XH: —Tengo una propuesta con respecto a XQ, ¿no quieres escuchar?

XQ…XQ…

Sabía que ella era mala, pero cuando escuché ‘XQ’, no pude evitar abrirle la puerta.

Ella me sonrió, entró a la sala y se sentó en el sofá como si fuera su propia casa.

La mire como si estuviera observando una basura en la calle. Jiang Li me dijo que, al enfrentarme a esta mujer debería usar este tipo de expresiones, sin mostrar nerviosismo u otra emoción.

Ambas estuvimos en silencio, hasta Xue Hong habló: —Guan Xiao Yan, han pasado algunos años y veo que has mejorado.

No me moleste en verla y respondí: —Gracias. Pero si quieres decir algo, puedes hacerlo directamente, no es necesario que hables en círculos.

XH: — ¿Escuchaste acerca de la adquisición de XQ por Ai Rui?

Yo: —Jiang Li lo mencionó, ¿Y?

XH: — ¿Realmente, no quieres saber cómo quedarte con XQ?

Yo: — ¿Solo por eso estás aquí? Díme, ¿Qué pretendes?

Gracias a Jiang Li pude mantener una expresión tranquila, aunque mis palmas sudaban un poco.

Ella sacó un cigarrillo, lo encendió y me miró de forma burlona.

Sin expresión alguna, señale el cenicero sin utilizar sobre la mesa: —Apaga tu cigarrillo. Aquí, fumar está prohibido.

¡Debes estar bromeando! Odio el humo del cigarrillo, ni Jiang Li fuma y, ¿quién eres tú para fumar aquí?

Ella seguía sonriendo, pero sus ojos mostraban un rastro de pánico y resentimiento. En un rincón de mi corazón, en secreto, hice un signo V y me alenté… ¡Guan Xiao Yan, sigue así!

Apagando su cigarrillo, me habló fríamente: —De hecho, la idea de comprar XQ fue mía. ¿Quieres saber el por qué?

Cálmate Guan Xiao Yan…cálmate.

XH: —Guan Xiao Yan, odio a la gente que presume…

Me quedé desconcertada.

Yo: —Nunca he presumido.

Su rostro destellaba con un rastro de crueldad: — ¿Nunca lo has hecho? Pero cuando estabas con Yu Zi Fei, lo hacías, presumías a tu guapo novio. Ahora, estás casada, tienes a un hombre rico y amable, incluso es el presidente de XQ. ¿Ser su esposa se siente bien? Bueno, esperemos a ver. ¡Quiero ver cuánto tiempo puedes permanecer arrogante!

Sus palabras me hicieron reír amargamente: —No tengo nada que demostrarte. Es tu problema que no puedas soportar ver a otros ser mejor que tú.

Se rió fríamente: — ¿Tú, mejor que yo? Guan Xiao Yan, no bromees. ¡Ni siquiera estás cualificada para comparar un dedo conmigo!

Si hubiese escuchado lo mismo en el pasado, estaría muy enojada. Pero ahora, solo quería reírme de su absurdo razonamiento de que, al no ser feliz, destruiría la felicidad de otros.

¿Qué dem…?

No pude contenerme por más tiempo y me reí, cuando me calmé le dije: — ¿No me digas que por eso viniste a causarme problemas? Dime la verdad, si ese es el caso, te aconsejaría que lo dejes ir. Jiang Li no es una persona con la cual meterse. Mejor dicho, si lo provocas, terminaras perdiendo todo.

Solo quería asustar a Xue Hong, después de todo, Jiang Li hizo lo mejor posible. Sin embargo, no esperaba que mis palabras se cumplieran…accidentalmente. Más tarde, les contaré los detalles.

Ella se río de manera frívola sin decir nada más, trate de aconsejarle seriamente: —Jiang Li es como el jefe final de un videojuego. Si no lo provocas, no te atacará. Pero si te atreves, tomará represalias y te quitará la vida. A pesar de que no me agradas pero, debido a que tienes algunos vacíos mentales, no quiero ver tu sangre derramada en vano.

Ella me miró de pies a cabeza de forma extraña y siguió riéndose: —Si Jiang Li, realmente, tuviera una solución, ¿Por qué me dirías tantas tonterías?

Yo: —…

Lástima, trate de sermonearla, pero olvide que ‘Xue Hong también es una dama inteligente’. Genial, realmente no soy apta para la actuación y menos para interpretar a la Reina de Aura.

Ayanami
Por más que Kat y una servidora buscamos a quien hace referencia, la verdad no encontramos datos de esta Reina Aura, si alguno lo encuentra por favor compártalo con nosotras ^.^

XH: —No importa lo inteligentes que sean los huevos, siguen siendo huevos. Las piedras, no importa lo estúpidas que sean, aún son piedras.

La ignore.

Sólo está insinuando que Jiang Li es como ‘un huevo que se golpea contra las piedras’. ¿Por qué hablar en círculos? Que despreciable.

XH: — ¿Tienes algo que decirme?

Volví a ponerme seria.

Yo: — ¿Viniste hoy, solo a decirme eso? —Recuerdo que el objetivo principal era que ibas a decirme cómo conservar XQ, ¿verdad? Hermana, te has desviado del punto principal…

XH: —Guan Xiao Yan, ¿No crees que un buen hombre como Jiang Li se está desperdiciando contigo?

Me temblaron las manos y pregunte: — ¿Qué quieres decir?

XH: —No tengo un significado particular, pero tengo un poco de interés en Jiang Li.

Yo: — ¿Y eso…?

Cada vez que hablaba sobre Jiang Li, sentí como mi voz cambiaba, poco a poco, realmente no podía estar calmada ni podía fingir si se trataba de él.

—Entonces…espero que… —La sonrisa en su mirada se profundizó. —Él sea mío.

Me asusté y mi respiración empezó a fallar: — ¡Que loca! Siempre quieres lo que es mío. La última vez fue Yu Zi Fei, ahora Jiang Li. ¿Alguna vez te has preguntado si realmente te gustan?

Se enderezó y, con impaciencia, respondió: —Por supuesto que me gustan. Si no, ¿Por qué los querría?

Ella me enojo tanto que me estaba volviendo loca: — ¡Oh dios! Jiang Li no es una barra de chocolate o una falda. Dale un poco de respeto, ¿Ok? Incluso si te gusta pero tú no a él. ¿Cómo van a estar juntos? Xue Hong, la enfermedad de ‘su princesa’ se ha vuelto grave afectando a su IQ.

XH: —No me importa. De todos modos, siempre obtengo lo que quiero. Sin importar cómo.

No pude contenerme y me reí: — ¿Qué planeas hacer? ¿Matarme y luego secuestrarlo?

—Guan Xiao Yan, te estoy diciendo que puedo cancelar la compra de XQ, con la condición de que… —Ella se inclinó hacia mí y con una sonrisa malvada. —Me entregues a Jiang Li.

Me enoje aún más: — ¡Sigue soñando!

Se rió: — ¡Entonces XQ será destruido por tu culpa!

No pude soportarlo más: —Xue Hong, por favor vete. ¡Lárgate!

♦ ♦ ♦

Luego de que se fuera, fui al baño y me lave la cara con agua fría para obligarme a calmarme. Había muchas preguntas que tenía que enfrentar.

En verdad, el comportamiento de Xue Hong me hizo sentir indefensa. La desprecie por lo que me dijo. Realmente, no podía entender por qué existían este tipo de personas.

Por qué, ¿destruir la felicidad de otros? ¿Robarse a su compañero? ¿Su padre la educó correctamente? ¿Cómo podría la mente de un humano normal estar tan deformada?

Ella, obviamente, tiene todo, belleza, conocimiento, familia adinerada, pero ¿Por qué tiene celos de la felicidad de otros? Es obvio que conoce a muchos hombres guapos, pero ¿porque escogió a Jiang Li? ¿Porque aspira tener algo que no puede obtener? ¿’Acaso la fruta de otro árbol es más dulce’? Incluso si lo fuera, ¿Por qué tendría que ser suyo?

Toqué mi frente y me reí amargamente.

¡No tengo nada que decirle!

Pero, pero…

Aunque sea muy irrazonable, todavía tenía que enfrentar otro problema.

Jiang Li…XQ…Jiang Li…XQ…

Xue Hong dijo que no compraría XQ si le entregaba a Jiang Li.

Jiang Li dijo que si fuera rico no perdería, pero no lo es…

Hace mucho, estaba aprendiendo a bordar en punto cruz. Era estúpida y me tomó casi seis meses aprenderlo. Más tarde, ese día, mi madre jugó con mí bordado y, accidentalmente, derramó jugo sobre él. Me enoje bastante, incluso me negué a hablarle por varios días.

No era solo un simple bordado, era mí esfuerzo de aquellos seis meses.

Entonces, ¿Cuál es el valor de XQ para Jiang Li? Es su sangre, sudor y lágrimas, ¿Verdad?

Pero, si quisiera salvar XQ, tendría que dejar a Jiang Li.

Pensarlo hizo que me doliera el corazón, terriblemente. Pero, cuando imaginé a Jiang Li perdiendo XQ, eso me dolió aún más, era un dolor extremadamente agudo.

Empecé a analizar la situación.

En el corazón de Jiang Li, XQ o yo, ¿cuál es más importante?

Si esto hubiese sucedido en el pasado, ciertamente, pensaría en que Jiang Li me prestará mayor atención que XQ. Pero ahora, si no fuera tan importante como XQ, ¿me dejaría ir? Si no fuera tan importante, me sentiría triste, tan triste de que el amor de Jiang Li hacia mí fuese superficial.

Frustrada, tire de mí cabello, no sabía cómo solucionar este problema.

No quería seguir con este problema por más tiempo y fui directamente a la solución.

La solución es que…en el corazón de Jiang Li, lo más importante es…XQ.

Mi análisis fue así:

En primer lugar…

Jiang Li lleva desarrollando XQ durante casi cuatro o cinco años, nosotros sólo tenemos un año juntos.

Segundo…

XQ fue fundada por Jiang Li, y yo…simplemente me tropecé con él.

Tercero…

Para la mayoría de los hombres, una carrera es más importante que las mujeres, Jiang Li…no debería ser una excepción, ¿Verdad?

Cuarto…

En este mundo solo existe un XQ y si se va, se irá para siempre. En cambio, si yo me voy, habrá miles como yo a su alrededor. Una clara comparación entre recursos renovables y no renovables.

En conclusión…

XQ es la vida de Jiang Li, y Guan Xiao Yan podría ser considerada como un plato de…

Tome un largo suspiro.

Aunque me sentía triste, está era la conclusión que hice.

♦ ♦ ♦

Empaqué algunos cambios de ropa y me fui a un hotel. No iría con mi madre y tampoco con He Zi, ya que serían los primeros lugares donde me buscaría.

Supuse que Jiang Li ya debería estar en casa, así que encendí mi celular y le envié un mensaje de texto: ‘Jiang Li, lo he pensado. No quiero vivir con un hombre fracasado el resto de mi vida. Échate la culpa por no ser un hombre exitoso.’

Pensé que estaba escrito excepcionalmente bien. Por un lado, le inspiraría a seguir luchando y, por otro, podría odiarme, así ambos tendríamos paz mental. Si este mensaje fuera una obra de arte, sin duda sería un artista.

No pasó mucho para que Jiang Li me llamara. Estuve mirando su nombre por un largo tiempo en la pantalla antes de presionar ‘contestar’.

—Guan Xiao Yan. —Con solo esas tres palabras, pude sentir el frío lastre que salía de él.

Apretando fuerte el dobladillo de mí vestido respondí: —Jiang…Li…

JL: —Guan Xiao Yan, veo que estás siendo valiente…

Yo: —Jiang Li…yo…yo quería…ya te lo dije…

JL: —Guan Xiao Yan…

Sin ocultar su ira.

JL: — ¡Quiero verte frente a mí en media hora o venderé XQ!

Me reí amargamente: —Jiang Li, ¿Por qué…?

JL: —Si XQ pierde, será por ti. Depende de ti el hacer lo que creas correcto. Te digo que en verdad lo haré.

A todos les gusta amenazarme de esta manera.

JL: —Aún quedan veintinueve minutos. El destino de XQ está en tus manos.

Con solo mi celular en mano, salí corriendo del hotel.

Afortunadamente, no tenía el corazón de irme tan lejos. El hotel estaba a poca distancia de Jiang Li, el tráfico no era malo y me dio media hora en lugar de quince minutos.

Aunque, últimamente, tuve mala suerte, dios me ha estado cuidando, así que realmente llegaré a casa en menos de treinta minutos.

♦ ♦ ♦

Cuando coloqué mi llave en el cerrojo de la puerta, está se abrió desde adentro. Era Jiang Li, él me estaba mirando con ansiedad y enojo al mismo tiempo. No dijo nada, pero en sus ojos había unas llamas ardiendo peligrosamente.

Torpemente agité mi mano frente a él, solté una pequeña risa y le dije: —Hola, Jiang Li…

De repente, Jiang Li hizo que entrara y, con un ‘golpe’, cerró la puerta.

Él me estaba presionando contra la puerta con mucha fuerza, hizo que sintiera un dolor cortante en la espalda, sosteniendo mis hombros me miró, apretó los dientes y me dijo: —Guan Xiao Yan, ¿Has estado viendo muchos dramas en la televisión?

| Índice |

2 thoughts on “Boda relámpago – Capítulo 63: XQ

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *