Herscherik – Capítulo 1: Reencarnación, diminutas hojas de arce y mejillas blandas (II)

Traducido por Shisai

Editado por Sakuya


Ryoko aceptó la realidad de que ella murió en un accidente de tráfico… no pudo evitarlo, pero lo aceptó.

Recordó que era un escenario que sucedía con bastante frecuencia en mangas y novelas que leyó de buena gana por sí misma, e incluso en los juegos.

Después de que un estudiante de secundaria o un universitario muriera en un accidente de tráfico o de una enfermedad en el Japón moderno, reencarnaban en un mundo diferente con los recuerdos de su vida anterior, a continuación, salvaban el mundo y lo conquistaban – un camino real de fantasía, que era muy popular.

Pensar que alguien en sus 30s en realidad tendría un ajuste de novela ligera…

Ryoko se agotó y se tiró de nuevo en la suave y esponjosa alfombra. Con este cuerpo de bebé que no se mueve según la intención de Ryouko, incluso sentarse fue un trabajo pesado.

…Por el momento, el préstamo del apartamento se terminará con mi muerte.

Ryouko recordó su vida anterior mientras miraba el techo distraídamente. Dicen que no sabes lo que va a pasar en la vida, pero Ryouko nunca pensó que sería capaz de reflexionar sobre las cosas que dejó sin hacer después de morir.

La reserva del juego está bien, ya que sería cancelada si no lo reclamaba ese día… No, una vez trabajé horas extras y no pude ir, y recibí una llamada de mi amiga comerciante al día siguiente, diciendo “Tú- tú vas a venir a buscarlo, ¿verdad?” – Probablemente ya está preocupada. Me siento culpable…

La onee-san comerciante, con quien estaba familiarizada desde sus días de escuela secundaria, era la única persona a la que podía revelar su personalidad otaku, aparte de su familia. Ella siempre le dio la bienvenida a Ryouko con una sonrisa cuando visitaba la tienda, he hizo a Ryouko inadvertidamente responder con una sonrisa.

Eso me recuerda, la fecha límite en el trabajo también está cerca. Estaba pensando en hacerlo mañana, pero no he subido los datos. ¿Esa chica novata lo manejará? El jefe de departamento arreglará las cosas y también hay un manual, así que quiero pensar que va a estar bien… Aah, me alegro de haber hecho un manual por si acaso.

Le dije a mi junior: “Podría morir o desaparecer en cualquier momento, ¡así que hice una guía!” —Pero el yo de ese momento nunca imaginó que realmente sucedería. —Ryouko fue superada por una profunda emoción.

Por último, quería borrar los datos de mi PC antes de que mis hermanas y padres los descubran…

Entre lo que a Ryouko le preocupaba, éste era su único arrepentimiento. Los datos que no se pueden mostrar a otros, se guardaron en el ordenador de su casa. Era una caja de Pandora llena de su historia oscura, como cosas clasificadas R, creaciones literarias y poemas que escribió hace mucho tiempo. Francamente, si es posible revivir, quiero borrar todo. Eran los verdaderos pensamientos de Ryouko.

Recuerdo que también amenacé a mis hermanas. —Si muero, salpiquen mi PC con agua hasta que sea imposible volver a repararla, ¿de acuerdo? Si miras lo que hay adentro, te voy a perseguir desde el otro lado. —está bien… Estará bien, ¿verdad?

¡Si lo vieran, voy a morir! No, ya estoy muerta, pero me reencarnaron, así que no podré atormentarlos, Ryouko se sintió mortificada.

No pude ver los dramas que guardé durante nueve meses.

Estaba ocupada con el trabajo, pero quería ver dramas y anime, así que ella los grabó. La capacidad de su disco duro siempre estaba en su límite. Ella tenía la intención de verlos en el fin de semana, pero siempre se le olvidaba. Era bastante común que, aunque los grabó desde el primer episodio hasta el último, terminó eliminandolos sin mirarlos.

Lo que me recuerda, se suponía que debía regresar a casa de mis padres este fin de semana. Siempre preparan un pastel. Realmente quería comerlo…

Probablemente estaban preocupados de que Ryouko no estuviera casada, pero siempre fue invitada a la casa de sus padres durante los cumpleaños, Navidad e incluso, si no había eventos, le daban alguna razón una vez al mes.

Ryouko recordó que incluso sus perezosas hermanas menores, que escribían debes en cuando, enviaron correos electrónicos por alguna extraña razón.

Recordó que rara vez se reunían, después de que sus hermanitas se casaran, pero si todos se reunían, compraban un helado ligeramente caro…

Ryouko se dio cuenta del momento tan lejano en que reflexionaba. No, pensaba en otras cosas tanto como fuera posible y aunque evitaba pensar en ellas desde que no quería darse cuenta, todavía llegaba ahí después de todo.

No podré ver más a mi familia, colegas, amigos y conocidos…

El interior de su nariz se hizo doloroso, la esquina de sus ojos se puso caliente. La sensación que llenaba su garganta era un sollozo, y estaba abrumada de emociones.

La última vez que vio a su familia fue hace un mes.

Su stock de arroz se acabó, así que fue a la casa de sus padres a cenar. Cuéntanos antes si vas a venir, su madre la regañó mientras Ryouko bebía cerveza con su padre en la cena.

Su madre se despidió de ella, pero le dijo que regresara porque prepararían un pastel para su cumpleaños el fin de semana.

La noche del día siguiente, sus hermanas más jóvenes enviaron mensajes de correo electrónico diciendo: — ¡Vamos a tu fiesta de cumpleaños! ¡Espera tus regalos!

No hay necesidad de saludarme a esta edad, pensó, pero estaba feliz.

Estaba realmente deseando los regalos…

Haría cambios leves, pero ella esperaba que su vida ordinaria continuara.

Probablemente se casaría en el futuro y si no lo hacía, continuará trabajando mientras cuida a sus viejos padres.

Ella favorecería a los hijos de su hermana pequeña, trabajaría hasta la edad de jubilación y viviría de sus ahorros, entraría en la casa de retiro antes de convertirse en senil y pediría a sus hermanas que prepararan un funeral por su muerte.

No tenía en absoluto ninguna intención de morir antes que sus padres, pero, aun así, ella era una persona terriblemente poco filial.

Lo siento, lo siento… Lo siento por ser una hermana mayor poco filial, sin esperanza…

El llanto del bebé resonó en la habitación.

♦ ♦ ♦

[Traducido por Reino de Kovel]

A los gritos que repentinamente resonaban, la nodriza Meria volvió a la habitación a toda prisa.

Por lo general, el chico siempre estaba de buen humor después de una comida. Sólo lloraba por la noche, era un niño alegre todo el día, siempre y cuando tuviera al perro de peluche a su lado. Aunque llorar es trabajo de un bebé, Herscherik realmente no hacía su trabajo. En realidad, es un bebé que no necesita mucho cuidado. Era tan independiente en esa medida que es preocupante.

Duerme mucho, come mucho y se ríe mucho — Un niño que parecía el reflejo de un bebé.

Cuando Meria entró corriendo a la habitación, Herscherik yacía sobre la alfombra de espaldas, llorando con una cara roja.

—Herscherik-sama, ¿¡tal vez estás herido!?

Meria sostuvo al bebé en sus brazos y frotó la parte posterior de la cabeza para examinarlo. Sin embargo, no había bulto y en su lugar, la parte posterior de su cabeza estaba en excelente forma.

Cuando apoyó al bebé contra ella para hacerlo sentirse cómodo y le frotó la espalda, soltó una voz diminuta como para responder. Meria soltó un suspiro cuando Herscherik comenzó a calmarse.

— ¿Te asustaste al caerte, Herscherik-sama?

Meria se puso en pie con Herscherik todavía en sus brazos y en varias ocasiones balanceó a Herscherik para calmarlo.

—Mira, mira, tu rostro se ha puesto muy rojo.

Ella lo llevó a mirar el espejo de tamaño natural. Porque Herscherik era naturalmente de piel clara, sus mejillas enrojecidas se destacaban mucho.

Meria se paró frente al espejo y Herscherik se miró. En ese momento, sus gritos se detuvieron repentinamente. Se detuvo tan repentinamente que fue antinatural, así que Meria también miró al espejo. El cuerpo perfectamente redondeado de Herscherik se endureció. Y entonces, él apretó sus mejillas enrojecidas con sus dedos.

—Herscherik-sama, te dolerá si te pellizcas las mejillas.

Meria lo rechazó suavemente y le quitó la pequeña mano de las mejillas. Sin embargo, los ojos de Herscherik permanecieron abiertos en círculos perfectos.

… ¿Realmente?

Ryouko estaba tan sorprendida que pensó que sus lágrimas corrían hacia atrás, y estaba a punto de perder las palabras.

Reflejado en el espejo era precisamente un ángel.

Pelo lacio, de un pálido rubio, apuestos rasgos y conectado a esa cara, ojos azules de jade. Uno estaría convencido de que esta persona absolutamente se convertirá en una hermosa niña de piel pálida en el futuro.

Un erudito en la televisión dijo una vez, los bebés nacen lindos para que todos los quieran, pero esto superó ese rango.

Ryouko no era de ninguna manera narcisista.

En realidad, ella era consciente de que su apariencia en su vida anterior era lo suficientemente buena como para ser considerada en el lado inferior-medio. Si tenía que decir, no le gustaba su apariencia. Cuando fue elogiada, “¿Qué diablos estás tramando?” Eso era lo que pensaba ella.

Sin embargo, ella era un humano decepcionante, cuya cara se volvía brillante al leer y se retorcía en agonía cuando los blancos de captura de los juegos otome le susurraban a ella.

¿Es este el mundo de un juego otome?

Ryouko hizo una pose en su mente.

Ciertamente sintió lástima por sus padres, también era triste no poder ver a sus hermanitas. Ryouko, que fue atropellada cuando cruzaba la calle durante una luz verde parpadeante, simpatizó con el conductor que ha asumido el homicidio accidental.

Si hay un cruce de peatones, durante el giro a la izquierda del conductor, deben parar, por lo que también es su culpa por no hacer su obligación de comprobar si hay un peatón o no.

Afortunadamente, aunque murió, puede literalmente comenzar una segunda vida mientras tiene los recuerdos de su vida anterior.

¡Y, además, con la apariencia de una muchacha tan hermosa!

No significa que no le gustara su apariencia anterior. Debido a que su madre le dio a luz a través de las dificultades y su padre trabajó con el máximo esfuerzo y la alimentó.

Sin embargo, como la heroína de un manga y el protagonista de un juego otome, todo el mundo anhelaba una apariencia encantadora al menos una vez. Incluso los hombres anhelaban estar en la posición del protagonista y primer galán en los juegos y el manga. Probablemente.

¡Viva, ojos azules, pelo rubio! Gracias Dios. Muchas gracias.

Ryouko sinceramente expresó su agradecimiento al Dios en el que no creyó en su vida anterior.

— ¿Debo cambiar el pañal pronto?

La nodriza colocó al bebé en la cama y comenzó a cambiar los pañales con manos experimentadas.

Diciendo que es inevitable, es de hecho embarazoso… ¡¿qué- ?!

Ryouko giró su cabeza para dar una mirada fugaz y vio la parte inferior de su cuerpo. Entonces existía algo que no estaba ahí en su vida anterior.

El único recuerdo que Ryouko tuvo de verlo “por adelantado”, fue durante el tiempo que tomó un baño con su padre antes de ingresar a la escuela primaria.

Bien, lo que las mujeres no suelen tener, está entre las piernas de Ryouko.

— ¡¡Waaaaaaaaaah~~~!!

El llanto de un bebé resonó de nuevo por la habitación.

De esta manera, Hayakawa Ryouko reencarnó en un príncipe, cuya apariencia puede ser confundida con la de una hermosa niña rubia de ojos azules – el Séptimo Príncipe, Herscherik del Reino Greysis.

♥ ❤ ♥

| Índice |

3 thoughts on “Herscherik – Capítulo 1: Reencarnación, diminutas hojas de arce y mejillas blandas (II)

  1. Catarina faa says:

    Jajajaja toda emocionada porque iba a ser una belleza de grande, osea si lo va a ser pero en vez de bishoujo sera un bishounen 😀

    ¡Gracias por traducir! ^^

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *