Rehabilitando al villano – Capítulo 50

Traducido por Maru

Editado por Sakuya


En la siguiente semana, ninguno de los dos se cruzó.

Después de todo, Ling Xia temía que Yu ZhiJue se sintiera dolido si lo veía, por lo que fue al lugar donde se hospedaba Song XiaoHu.

Hacia las cosas como desenamorarse, lleva unos días superarlo, era mejor dejar que aclarase sus pensamientos lentamente.

Song XiaoHu no sospechaba nada, sino que estaba bastante animado, disfrutaba un poco de vivacidad. Más tarde, Ling Xia fingió que no le importaba mucho y preguntó sobre la situación de Yu ZhiJue, a lo que Song XiaoHu respondió con recelo.

— ¿Ah’Jue? En estos días ha sido más trabajador. Hermano mayor Ling, ¿por qué no lo has estado buscando?

Ling Xia casualmente encontró una razón para evadir sus sospechas, y simplemente le dijo que necesitaba concentrarse mientras forjaba espadas de energía. Pero después de escuchar las palabras de Song XiaoHu, se sintió aún más sombrío.

Aunque se preocupaba mucho por Yu ZhiJue, y realmente quería ir a echar un vistazo, Ling Xia sabía que no podía ser de corazón blando ahora. Centró toda su atención en la elaboración de las espadas de energía. Cuando terminó de forjar las espadas durante la noche sin dormir, ya había pasado un mes. También perdió bastante peso, tenía los ojos inyectados en sangre, parecía demacrado como si estuviera gravemente enfermo.

Las espadas eran tan perfectas que excedieron sus expectativas, y no era necesario mencionar el diseño, estaban por encima del cuarto grado y aún podrían mejorarse gradualmente en el futuro. Sabía que a Yu ZhiJue le gustaban las cosas exquisitas, por lo que Ling Xia incrustó especialmente varias piedras de energía de elemento eólico en un color azul real. La espada de Song XiaoHu era un poco más simple en comparación.

Song XiaoHu estaba extremadamente extasiado al recibir su espada; incrustó su sangre en la espada tan pronto como la recibió para tomar posesión de ella y salió corriendo al patio para practicar sus técnicas de espada. Le dio un nombre, llamándola “Nueve Días” para derribar a los demonios.

La boca de Ling Xia se crispó. Sintió que probablemente debería aplaudir y alabar el nombre; el gusto del protagonista había mejorado mucho. Era mucho mejor que el nombre “Er Dan” que le había dado en su día.

Durmió en silencio durante todo un día y una noche, se vistió cuidadosamente un poco, se afeitó el rastrojo de su barbilla, sintió que las ojeras no parecían tan serias, y solo entonces agarró la espada y se fue a buscar a Yu ZhiJue. Los dos no se habían visto en más de un mes; ese niño probablemente debería estar bien ahora ¿verdad?

Solo que cuanto más se acercaba a la residencia de Yu ZhiJue, más nervioso se sentía. Sus palmas también estaban ligeramente sudorosas.

Mientras estaba vacilante debajo del árbol, de repente escuchó una voz familiar detrás de él:

— ¿Por qué viniste aquí?

La espalda de Ling Xia se puso rígida, giró su cuerpo lentamente, y efectivamente vio a Yu ZhiJue parado no muy lejos detrás de él.

Observó cuidadosamente la expresión del muchacho, que parecía extremadamente tranquila y no parecía estar de mal humor.

Ling Xia se sintió algo aliviado, sacó la espada de detrás de su espalda y sonrió.

—Ah’Jue, esta es una espada que te hice. XiaoHu ya ha tomado su…

Yu ZhiJue lo miró levemente, diciendo así que no tenía ninguna intención de recibirla.

Después de un silencio insoportable, Ling Xia encogió torpemente la mano y dejó la espada sobre la piedra junto a él.

Silenciosamente apretó su propio brazo, pensando desesperadamente en un tema del que hablar. Obviamente, los temas más sensibles no deberían ser. De repente, pensó en algo y rápidamente dijo:

—Ah’Jue, sabes que tanto la gente de La Cumbre de la Doncella Sagrada como la secta demoníaca todavía te están buscando. Quiero decir que ahora tienes quince años, has alcanzado la edad en la que puedes viajar, podrías tratar de pedirle permiso a tu maestro para ir y evitar las cosas por un tiempo, siempre es mejor estar preparado por si acaso…

Yu ZhiJue lo interrumpió rápidamente y se burló.

— ¿Es así? No tienes que preocuparte por esto, estaré esperando aquí mismo.

Ling Xia sabía que era terriblemente terco, y se rio suavemente.

—Entonces dejaré esta espada aquí, me iré.

Suspiró por dentro; parecía que Yu ZhiJue aún no lo había soltado por completo. Sobre conseguir que se fuera de viaje, era mejor contar con la ayuda de XiaoHu para persuadirlo.

Al ver la figura ligeramente nerviosa de Ling Xia, Yu ZhiJue se mordió los labios brutalmente.

¿Esta persona realmente no podía esperar para dejarlo, no queriendo verlo más?

En un mes, la ropa de este hombre se había vuelto más floja, y su rostro tenía un evidente indicio de agotamiento. El verlo de esta manera también le hacía doler el pecho. Había estado constantemente haciendo todo lo posible por controlarse, hasta el punto en que sus manos temblaban levemente. Su orgullo no le permitía irse, pero sabía cuánto deseaba abrazarlo, besar sus labios, orejas, frente…

El tiempo que pasaron separados no hizo nada para reducir su dolor, sino que más bien se había incrementado, al ver al hombre claramente, lo hacía aún más fuerte.

Yu ZhiJue apretó el puño con fuerza, lo miró sin parpadear, pero Ling Xia nunca se volvió de principio a fin.

Este hombre lo trataba tan bien, pero ¿por qué también podría ser tan cruel?

Dirigió su mirada hacia la espada de energía que Ling Xia había dejado. Solo había echado una mirada casual, pero ya podía decir cuánto trabajó en ella. Vio la espada en la espalda de Song XiaoHu en el campo de práctica durante el mediodía, y como se esperaba, ¿no había diferencia entre él y Song XiaoHu?

Miró fijamente la espada, disparó furiosamente varias cuchillas de hielo y envió la espada volando al río.

Alarmado por el sonido del agua detrás de él, Ling Xia rápidamente volvió la cabeza hacia atrás y vio una luz plateada brillando en la superficie del agua, la espada de energía ya se había hundido en el río. Estaba enfadado prácticamente hasta la muerte. ¿Creía que era fácil hacer esa espada de energía? No hablemos de todo el esfuerzo desperdiciado, las pocas piedras de energía incrustadas en el interior le fueron entregadas por el hombre enmascarado; todas eran piedras raras y casi imposibles de encontrar en el mercado…

Echó un vistazo a Yu ZhiJue, que no parecía estar avergonzado o arrepentido en absoluto, y solo lo miró sin parpadear desde lejos.

No había nada que pudiera ocultar de esa mirada; la ira que brotaba en el estómago de Ling Xia desapareció rápidamente sin dejar rastro. Volvió la mirada hacia un lado y habló rápidamente:

—Si no te gusta, te haré otra en el futuro.

No podía estar seguro de si Yu ZhiJue lo había escuchado o no, y se fue rápidamente tan pronto como terminó de hablar.

Si continuaba ahí, no podría resistirse a acariciar el cabello de ese niño para evitar que mostrara una mirada tan desgarradora en sus ojos…

Tras ver la figura familiar desaparecer en el bosque de montaña, Yu ZhiJue siguió inmóvil.

Después de mucho tiempo, como si estuviera despierto, sorprendido, giró su mirada hacia el río y rápidamente saltó, buscando en las profundidades de la zona donde había aterrizado el arma, y finalmente encontró la espada brillando con una luminiscencia azul.

Limpió la espada con cuidado con un pañuelo de seda limpio, y no dudó en incrustar su propia esencia de sangre en la espada.

Aun si Ling Xia dijo eso, ¿y qué?

Dijo que una relación como esa entre dos hombres podía hacer reír a la gente, pero, ¿qué importaba? Él podría matar a aquellos que se rían de ellos; si decía que no le gustaban esos métodos, podía resistir y no aplicarlos…

Pasase lo que pasase, ¡tenía que quedarse a su lado para siempre! ¡Porque lo prometió!

¡Este hombre, solo podía pertenecerle!

Ling Xia pensó profundamente en lo que debería hacer a continuación. Habían estado separados durante más de un mes, el hecho más afortunado fue que la Cumbre de la Doncella Sagrada y las sectas demoníacas estaban bastante lejos de la Secta ShaoYang. Existían muchas otras sectas grandes y pequeñas dispersas entre la distancia y, además, no se atrevieron a buscarlos a plena luz del día, por lo que les dio tiempo para prepararse.

La secta demoníaca estaba intentando todos los planes para llevar a Yu ZhiJue por el camino de la destrucción, mientras que la Cumbre de la Doncella Sagrada quería matarlo para evitar que las cosas se pusieran más difíciles en el futuro. Sin importar de qué lado fueran, todos eran muy problemáticos.

Antes de que pudiera pensar en un plan de contraataque, Song XiaoHu le devolvió un mensaje, diciendo que era de Feng ShuMing. Ya se les permite visitar el Bosque de las Mil Bestias para entrenar durante tres meses, y encontrar su propia bestia demoníaca.

Ling Xia estaba casi feliz, el Bosque de las Mil Bestias era un tramo de unos pocos miles de millas, y los alrededores estaban protegidos por la barrera de la élite de la Secta ShaoYang, por lo que incluso si esos personajes problemáticos llegaran, Yu ZhiJue estaría temporalmente a salvo.

En el libro, la bestia contratada de XiaoHu era Ah’Li, y el crecimiento de Ah’Li con él también fue significativamente rápido. Al final se convirtió en una bestia de élite por encima del grado 10. Yu ZhiJue se convirtió en el jefe villano y heredó la bestia de élite salvaje de décimo grado de su padre: la serpiente de dos cabezas.

Un cultivador podía criar muchas bestias demoníacas en su vida, pero solo se les permitía una bestia contratada, a menos que disolvieran el contrato o que la bestia demoníaca muriera, podían encontrar otra bestia contratada.

Ah’Li y Song XiaoHu compartían los mismos atributos y temperamento; sin duda eran los mejores socios. Así que Ling Xia lo pensó y advirtió a Song XiaoHu seriamente:

—XiaoHu, Ah’Li no ha regresado, pero creo que es muy apto para ser tu bestia contractual, así que, cuando entréis a entrenar, ¿por qué no esperas antes de contraer una bestia?

Song XiaoHu miró sin comprender:

— ¿No es tu bestia demoníaca contractual, hermano mayor Ling?

Ling Xia se echó a reír.

—Por supuesto que no. Sin mencionar que los elementos de Ah’Li y míos, son contrarios. No es una buena opción, pase lo que pase. En los tres meses de entrenamiento de XiaoHu, definitivamente encontraré a Ah’Li y lo traeré de regreso.

Y, además de eso, estaba Murong Xue. Ling Xia recientemente aprendió mucho sobre píldoras y hierbas medicinales de ella. Era como Ling Xia había esperado, no podía retrasar el regreso a la Santa Doncella para más adelante. Ling Xia decidió ayudarla a enviarla de regreso, luego podría buscar a Ah’Li en el camino de vuelta.

Incluso las heridas más difíciles de curar podrían aliviarse lentamente con el tiempo. En estos tres meses, esperaba que Yu ZhiJue pudiera recuperarse durante su entrenamiento.

Ling Xia le dijo específicamente a Song XiaoHu, diciéndole que no le contara esta noticia a Yu ZhiJue. Solo dijo que temía que se preocupara por él, y Song XiaoHu estuvo de acuerdo.

La noche anterior a la partida de Song XiaoHu y compañía, Ling Xia ya se había excusado temprano y regresó a su habitación. En realidad, quería ir a ver a Yu ZhiJue, pero al final se contuvo y no fue.

El segundo día después de ver partir Song XiaoHu, Ling Xia y Murong Xue también se habían embarcado en su viaje. Para evitar sospechas, Murong Xue todavía estaba disfrazada de niño, y se comportaban como hermanos.

Los primeros días fueron bien. En la cuarta noche, él y Murong Xue llegaron a una pequeña posada para descansar. Murong Xue ordenó decentemente una comida, Ling Xia observó su mirada seria y no pudo resistir la risa. Tras su familiarización en estos días, Murong Xue ya se había acercado a él como una joven amiga en su corazón.

Mientras los dos comían, una mujer con una capa blanca entró lentamente. Murong Xue tuvo un cambio repentino en su expresión, casi como si fuera a gritar, y rápidamente se cubrió la boca. Afortunadamente, esa mujer no miró en su dirección, solo miró hacia adelante y continuó.

El corazón de Ling Xia se hundió. Usó sus ojos para indicar si se trataba o no de alguien de la Cumbre de la Doncella Sagrada, a lo que Murong Xue asintió con la cabeza. Sumergió las manos en el té y lo usó para escribir algunas palabras en la mesa. “Es la gran guardiana Bai Shan”.

Al ver a los invitados, el camarero se acercó rápidamente y cortésmente le preguntó qué quería comer. Bai Shan primero colocó un pañuelo sobre el taburete antes de sentarse y colocó unos delicados platos de porcelana sobre la mesa. Su voz era fría y sin emociones como un robot.

—No quiero que me atiendan hombres sucios como tú. Deja que vengan tus mujeres y usen estos utensilios para servir la comida.

Al escuchar estas palabras, la mano de Ling Xia se estremeció y los palillos cayeron sobre la mesa. Casi se rio a carcajadas. ¿Así que esta era una de las cuatro guardianas legendarias de la Cumbre de la Doncella Sagrada? Según el temperamento de esta persona, sería extraño si pudiera encontrar a Yu ZhiJue.

El camarero también estaba estupefacto, pero su reacción fue rápida. Su rostro se llenó rápidamente de sonrisas.

—Cliente, solo hay hombres en esta pequeña posada. No hay mujeres.

Bai Shan le dirigió una mirada fría.

—Entonces olvídalo.

Mientras hablaba, sacó algunas frutas de su bolsa y comenzó a comerlas lentamente.

—Cliente, la tienda no permite comida exterior. Nos gustaría buscar su perdón.

La cara del camarero ya se había convertido en una calabaza amarga.

Bai Shan sacó desfavorablemente dos monedas de energía y las colocó sobre la mesa.

—Esto debería ser suficiente, ¿verdad? Prepara la habitación más apartada. ¿Has conocido a un mestizo con el apellido Yu? Parece tener menos de veinte años.

El camarero sacudió la cabeza, aturdido.

—No lo conozco.

Vio a Bai Shan agitar la mano con impaciencia, se sintió aliviado de inmediato y se retiró después de quedarse con el dinero.

Los ojos de Ling Xia repentinamente se enfriaron cuando escuchó lo que decía. ¿Todas estas mujeres locas de la Cumbre de la Doncella Sagrada lo insultaban de esa manera? Murong Xue se sentó frente a él. Parecía extremadamente angustiada; Ling Xia de mala gana le sonrió.

Cuando vio a Bai Shan subir las escaleras, Ling Xia aún decidió quedarse aquí. El cielo ya oscureció, Murong Xue era débil y delicada, no era lo mismo que la loca constitución de esos dos niños capaces.

Después de despedirse, Ling Xia regresó a su habitación y leyó por un momento bajo la luz de las velas, y no pudo evitar preocuparse. A decir verdad, aunque faltaba el coeficiente intelectual de Bai Shan, pero solo había unos pocos días de distancia entre este lugar y la secta ChongMing. Era difícil garantizar que no pudiera encontrar el camino ahí.

¿Qué está haciendo Yu ZhiJue en este momento?

| Índice |

4 thoughts on “Rehabilitando al villano – Capítulo 50

  1. Lirio Alicia says:

    Ohhhhhhh raiox Ling Xia x q escapas de Ah’Jue 😤😤😤 x q no aprendes un poquito de You Xiao Mo y “si de todas formas pasará no importa si es antes o después” 😏😏😏
    Ahhhhhhh Bai Shan solo acabó de aparecer pero x como se expresa de Ah’Jue ya me cae muy mal 😡😡😡
    Gracias por la droga 😆😆😆

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *