Burikko – Capítulo 66: Primer Año – Segundo Semestre – K de Corazones (1)

Traducido por Maru

Editado por Ayanami


—…Y así, se ha decidido que nos moveremos, con toda nuestra fuerza, para reprimir a los plebeyos extremistas. Bueno…en lugar de “decidido”, fui el único que lo dijo.

Le conté a mi amigo Achille, que estaba sentado delante de mí.

—El incidente con esa chica esta…

—La capturaremos, también…quiero escuchar qué le pasa por la cabeza para poner sus manos encima de ti y Camille.

Él, era inteligente, por lo que, con solo esas palabras, debía entenderme.

Existía la posibilidad de que esa niña estuviese relacionada con una serie de incidentes extremistas.

—…Al parecer, el otro día, los extremistas tomaron el control de una ciudad, ¿no es así?

—Seguro que escuchas rápido. Sí, usando su fuerza militar, secuestraron una ciudad. Parece, que planean usarla como su base, eh.

Sinceramente, haber dejado que estos extremistas hicieran lo que les plazca, era patético.

—No es un territorio con el que estamos involucrados, pero se encuentra cerca de una villa, es por lo que estoy preocupado.

Hablando de eso, creo que es una ciudad no muy lejos de la villa de Achille.

—Como era de esperar, ahora que han hecho algo como tomar una ciudad, no podemos quedarnos quietos y mirar. Me pregunto si con esto, esos viejos burócratas, finalmente, moverán su trasero perezoso.

He hablado antes acerca de la peligrosidad de los plebeyos extremistas. Sin embargo, a pesar de eso, los altos mandos del castillo les permitieron hacer lo que quisieron. Tomaron una perspectiva optimista y dijeron cosas irresponsables como “probablemente, todo se calmará pronto” y no tomaron ninguna precaución.

…Por el contrario, incluso ayudaron a ocultar la existencia del movimiento.

La razón por la que no me llegó mucha información, probablemente, se debió a eso.

Una existencia como la de los plebeyos extremistas, que tienen antipatía hacia las políticas del país, es algo demasiado inconveniente para los ancianos en la cima.

Así que incluso ahora, sus movimientos no habían llegado a los países extranjeros y similares.

Bueno, con los extremistas tomando acciones radicales, era solo una cuestión de tiempo antes de que todos se enteraran.

—Por eso, Achille…

— ¿Qué sucede?

 —Podría tener que dejar la escuela. No en este momento, pero será muy pronto.

—…Ya veo.

Achille no se opuso, de alguna manera, él podría haber adivinado mis pensamientos.

Tengo cosas que necesito hacer.

—Honestamente…quería disfrutar de mi vida escolar junto con ustedes dos, durante un poco más de tiempo.

—Yo también. Pero si eso es lo que has decidido, Su Alteza, entonces te seguiré, ¿lo sabes, cierto?

—Si haces eso, terminaré haciendo que hagas algunas cosas molestas e incomodas, aunque…

—Desde el principio, sabía que sería así. Lo único que cambia es que lo haré un poco antes…

Cuando miré a Achille, mientras me respondía con indiferencia, comprendí que ya había llegado a una conclusión.

— ¿Qué hay de Camille?

—Definitivamente, es un punto de preocupación.

¿Sería una buena idea alejarla de su vida escolar…?

Si le preguntara, ella, probablemente, estaría de acuerdo y feliz de seguirme. Me sentiría un poco culpable por alejarla de la escuela en la que logró ingresar.

Además, si Camille se mezcla en este incidente…si llega a ocurrir algo, podría ser enviada a las líneas del frente.

Camille tiene mucho poder.

La persona misma no lo sabe, incluso entre los magos, es tratada como una combatiente de primera clase.

Que ella eliminara a un dragón, a pesar de ser tan joven, era un buen ejemplo de esto.

Honestamente, no quiero que mi preciosa amiga haga cosas peligrosas, pero las piezas que puedo usar, aún son limitadas, después de todo…

Achille entendía esto también, es por lo que quiere mi respuesta.

—Achille, ¿qué quieres que haga Camille?

Frunció el ceño.

— ¿Me estás preguntando? Por supuesto, si es posible, me gustaría que se quedara en casa, ya sabes. Quiero que deje de ir a esta escuela donde su seguridad no está garantizada y encerrarla en la finca del marqués para protegerla por el resto de su vida…pero, si lo hago, entonces el deseo de Su Alteza no se realizará.

—…Sí…

Para cumplir mi deseo, Achille y Camille, en quienes confiaba más que nadie, eran esenciales.

—Además, la propia Camille, probablemente, elegiría protegerte, Su Alteza.

Achille parecía un poco insatisfecho. Él atesoraba a Camille enormemente, así que…podía entender sus sentimientos.

Aun así, al final, Achille priorizaba los deseos de Camille, esa es su manera de amarla.

—Por cierto, Su Alteza, me gustaría preguntar sobre la Señorita Beatrix pero…

—Ahh, recibí una respuesta favorable, así que todo salió bien.

Hace poco propuse un trato con el Rey de Topageria.

—Honestamente…si ella te odia, no me importará, ya sabes. Tratar a la autoridad como si fuera todo y forzar un compromiso…

—No digas eso, Achille. Gracias a este acuerdo, ¿no te ayudé también? No hay necesidad de preocuparse por que el príncipe te robe a Camille, ¿verdad?

Parece que el príncipe del país vecino, por alguna razón, se había interesado en Camille.

Al igual que yo, utilizó constantemente su autoridad para apuntar hacia ella.

…Lo siento, pero detuve todos tus avances, después de todo, esos dos son importantes para mí.

—Parece que los planes de los extremistas se pondrán en práctica muy pronto. Quiero que los dos sigan descansando para recuperarse…

—Ya veo, le diré a Camille.

Mientras observaba a Achille, que había salido de la habitación, suspiré.

—Elegí esto por mí mismo. No me arrepentiré.

A partir de ahora, hay una montaña de cosas que necesito hacer. Hablando francamente, no quiero hacerlo. Pero…necesito hacerlo.

—Incluso si es solo un instante, necesito dar las gracias por poder haber disfrutado de una vida escolar tranquila.

Había sido suficiente. Me las arreglé para experimentar una vida escolar normal junto con Achille y Camille.

Con estos recuerdos como combustible, puedo seguir adelante.

♥ ♥ ♥

♥Pequeño Teatro:

■ Alrededor de este momento, Camille estaba cerca del invernadero.

Su canasta estaba llena de las diversas flores que recogió hoy.

—Gran recorrido, gran recorrido ♪

 “Una elección ha aparecido”

→ Ir directamente a su habitación

→ Hacer un desvío antes de ir a su habitación

→ Buscar el director

Autor: Si ella no está de vuelta cuando Achille visite su habitación, tiene garantizado el Fin de la Lectura (risas). 

| Índice |

3 thoughts on “Burikko – Capítulo 66: Primer Año – Segundo Semestre – K de Corazones (1)

    • Nemoné says:

      ¡GRACIAS POR LEER! ¡SIGUE ASÍ! (?)
      Hola, soy Nemoné. Para hacerte saber que ya puedes encontrar el capítulo 67 de esta novela en Kovel Times – Edición 23 ^^

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *