Diario de Observación – Capítulo 13.2: Bertia 17 años (3)

Traducido por Yousei

Editado por Raine


— Si es ahora… aún puedes cambiar las cosas, ¿cierto? Te lo ruego. ¡Elige a Heronia! A este paso, Heronia estará triste y se sentirá amargada.

Él debía ser mucho mayor que yo, pero al ver su apariencia juvenil mientras apelaba con sus ojos llorosos apenas me causó lástima… no, no sentía nada de lástima. No sentía compasión hacia el enemigo que hirió a mi Bertia y que trató de llevarse a Bertia de mi lado. Podía ser considerado frío por otros, pero estos eran mis verdaderos sentimientos.

Pese a que gradualmente comencé a entender esa cosa llamada “emoción” y habían un par de excepciones, mi verdadera naturaleza aún era estar desprovisto de emociones. La ilusión que este espíritu de luz había creado me permitió darme cuenta de ello. Y también de la importancia y el encanto de la única existencia que me permitía experimentar dichas excepciones…

—Lo siento, pero es imposible. Después de todo, ella no me agrada. Originalmente, ella era un “extraño en quien no tengo interés”, pero ustedes dos repetidamente han hecho cosas tontas con el fin de alejar a Bertia de mí, ¿no es así? Esta es una situación que ustedes mismos han provocado —respondí con una pequeña sonrisa.

El espíritu de luz abrió sus ojos ya naturalmente grandes incluso más ante mis palabras.

—¿Por qué? ¡¿Por qué?! Quiero decir, Heronia lo dijo. Que tu eres la persona destinada de Heronia. Y es por eso que deberías amarla. Incluso en la escena que te mostré antes, aunque añadí un par de cosas, pero para empezar era el futuro profético creado basándome en las memorias de Heronia, ¿sabes? ¡¡Incluso pese a que Heronia estaba dando lo mejor para guiarte al futuro correcto!! —El espíritu de luz que no podía aceptar la realidad gimió —Esto es raro —dijo,como si estuviera haciendo un berrinche.

Él lucía tonto… y lamentable

—No importa qué tan duro hayas intentado. Yo ya estaba bastante contento con Bertia al momento en el que te conocí, por lo que era muy poco probable que las cosas cambiaran después. Y eso es sólo para empezar, pero ¿no crees que la dirección de tus esfuerzos está errada? Si tienes que herir a alguien para cumplir tus propios deseos, definitivamente vas a causar la ira y el odio de alguien. ¿Quién crees que amaría a alguien que repetidamente habla y actúa egoístamente cuando sus deseos no se cumplen? No diré nada sobre tener que vencer al oponente de tus propios deseos. Después de todo, es necesario hacer esas cosas para asegurar tu posición. Sin embargo, si quieres vencer a alguien, no lo haces mirando en menos a tu oponente, pero trabajando duro para que puedas estar un paso adelante de él, ¿no es así?

Con el fin de cumplir sus propios deseos, Bertia también continuaba repitiendo sus (inútiles) acciones. Podrías decir que ella y la baronesa Heronia eran un poco similares en ese sentido. Sin embargo, había una enorme diferencia entre ella y la baronesa Heronia.

Incluso cuando decía “¡Me voy a convertir en una villana de primera clase!”, Bertia jamás había herido a su oponente de forma literal.

Incluso si ella alguna vez había intentado herir a su oponente, el resultado es y siempre ha sido un fallo.

Podría decirse que era todo gracias a la “suerte” hasta ahora, pero creo que era porque, inconscientemente, ella quería mantener las cosas seguras sin cruzar los límites. Pese a que Bertia apuntaba a convertirse en una “villana”, ella no estaba acostumbrada a herir a las personas.

De hecho ella está muy en contra de herir personas, y cada vez que intentaba hacerlo, yo sé que ella terminaba herida sin darse cuenta. Incluso así, ella seguía intentándolo, pero solamente terminaba con su “amabilidad”. Ella no era una persona perspicaz, por lo que en realidad no podía ocultar su “amabilidad” muy bien. Es por eso, que creo que su “amabilidad” naturalmente se revelaba a sí misma y atraía a las personas.

Además ella tenía otro gran poder. Era su habilidad de esforzarse enormemente y pulirse con el fin de cumplir sus propios deseos. Pese a que ella actuaba en una dirección extraña algunas veces y eso me divertía, creo que era un poder indispensable. Y ni la baronesa Heronia ni yo poseemos dicho poder… Sí, ese era un poder que incluso yo no poseía.

—Pero, de otra manera, Heronia no será feliz, ¿cierto?

—¿No te parece que están mal? Es por ustedes mismos que ella no puede ser feliz. Y es por lo mismo que no puede aceptar que el destino ha cambiado. ¿Acaso no habría sido feliz si trabajaba para ser amada por el que ella amaba?, y si lo hubiera hecho así, ¿debería estar en el lugar de la condena con alguien más aparte de ti a su lado? Ella no estaría sola en este lugar rodeada de enemigos.

—Entonces, ¡¿qué debería hacer?! —gritó el espíritu de luz. Incluso mientras lo hacía, su cuerpo se estaba volviendo transparente.

Acercándonos al final… según las palabras de esa persona, era una prueba de que la cuenta regresiva hacia su muerte había comenzado.

—Has intentado protegerla de sentirse triste, lo que ha hecho que sus acciones se volvieran cada vez más imprudentes. Si realmente te preocupabas por ella, además de mostrarle la realidad, la habrías reprimido todas las veces que fuera necesario y la habrías apoyado de cerca, ¿no habría sido eso suficiente? Si lo hubieras hecho, quizá no habría resultado de la forma en la que ella esperaba, pero creo que ella podría haber obtenido una moderada cantidad de felicidad… Bueno, ya es muy tarde por lo que, pese a que estoy muy seguro de eso, es imposible confirmar como habrían terminado las cosas en realidad.

—No puede ser, porque… porque…

Bajé la mirada al espíritu que se había sentado por el shock que le produjeron mis palabras. Pese a que él debía sentir un muy profundo arrepentimiento, no había más tiempo para que lo volviera a intentar.

—Hablando de algo incluso más serio, si desapareces aquí por haber usado todo tu poder, ella va a estar realmente sola. Si las cosas que están ocurriendo hasta ahora se vuelven más grandes, con el nivel de poder de la casa de un barón, ellos no podrán cubrirla. Si ellos fueran a cubrirla pobremente, su casa caería en la ruina. El barón Inderon sin duda se deshará de ella. Si tú no estás ahí, los amigos que se acercaron por tu poder se irán también. Y, tú mismo no estarás a su lado. Será una desolación completa.

—Heronia… Heronia…

—Este es el futuro por el que ustedes dos decidieron andar.

El espíritu de luz se había desvanecido al punto de que incluso su silueta no podía distinguirse claramente. Él cayó, postrándose en el piso mientras lamentaba el destino de su maestra. Yo sólo podía ver la escena en silencio.

Si fuera a decir “Déjame a la baronesa Heronia a mí”, él habría podido morir en paz, pero yo ya tenía una compañera que apreciaba. No podía proteger a alguien que había tratado de herir a mi compañera. Y por haberlo hecho, había una alta posibilidad de que yo mismo hiriera a la persona que tenía que cuidar. Es por eso, que no importa que tan lamentable pensara que se veía, yo solo podía observar.

Viéndome ahí, de pie y en silencio, él debió haberse dado cuenta de ello, también. Después, él desapareció un poco más. En ese momento, él dejó de lamentarse y levantó la cabeza, bruscamente se limpió las lágrimas de su rostro y me dirigió una fuerte mirada.

—E-estoy al tanto de que Heronia les ha causado problemas. Es por eso, que entiendo que está mal de mi parte pedirte esto, pero… ¿puedes darle un mensaje de mi parte a Heronia?

—Si es sólo eso, entonces no me importa. No me agrada ninguno de ustedes dos, pero… porque ustedes están aquí, hay cosas de las que me di cuenta. Escucharé tu último deseo a modo de agradecimiento.

—Por favor dile a Heronia: “Aún cuando no puedas verme, yo siempre estaré contigo”. No puedo hacer nada más que eso. —desesperadamente trató de sonreír incluso cuando estaba sufriendo, y su sonrisa se había torcido un poco a causa de ello. Él probablemente tenía muchos arrepentimientos por tener que irse en este tipo de circunstancia. A cambio de su vida, la esperanza que le quedaba a Heronia de ser emparejada conmigo, desapareció también.

—Aún si no puedes ser visto, estarás al lado de Heronia. ¿Ése es tu deseo?

—Después de todo, incluso si los espíritus han usado todo su poder y desaparecen, ellos volverán a formar parte de este mundo. Yo, mi conciencia como individuo desaparecerá, pero me volveré uno con las partículas de luz que iluminan el mundo y estaré a su lado. Quiero que ella también lo piense. Quiero decirle que no está sola, que tiene un amigo.

Viéndolo asentir firmemente con la mirada llena de determinación, no podía evitar pensar: Si sólo hubieras mostrado esa expresión que estás haciendo ahora un poco antes, ¿habría cambiado algo?

—Entendido. —lo miré a los ojos y le asentí de vuelta.

Después de que él hizo una ligera expresión de alivio, sus ojos se cerraron lentamente. Podía decir que el mundo en el que el espíritu de luz me había aprisionado también iba a desaparecer.

Al mismo tiempo, la vida del espíritu de luz también desaparecía.

Su figura humana volvió a ser simple luz.

Estaba seguro de que su conciencia se había disuelto lo suficiente como para que le fuera difícil incluso pensar.

—Parecía que iba a ser malo para mí despertarme con este tipo de final, de algún modo.

Frente a la vida que desaparecía gradualmente, esta vez, mi corazón de verdad sintió un poco de lástima. Era poco probable que ahora me agradaran, pero aún así, habían algunas cosas que aprendí gracias a ellos. Justo como le había dicho antes, quizá no era tan malo darle una mano como recompensa por ello.

Era la pequeña esperanza que podía darle.

No iba a cubrir a la naronesa Heronia. Después de todo, cosechas lo que siembras.

El resto dependía de ellos.

—Zeno, préstame tu fuerza. —Puse mi mano en mi pecho mientras llamaba al espíritu dentro de mí por medio de la conexión que tenía con Zeno.

Si el colapso seguía avanzando, entonces era posible para él prestarme un poco de poder por las fisuras.

—Bien entonces, ¿deberíamos volver de prisa? —Mientras sonreía ligeramente ante la rápida respuesta y el poder recibido, gentilmente estiré mi mano frente a mí.

| Índice |

6 thoughts on “Diario de Observación – Capítulo 13.2: Bertia 17 años (3)

Responder a Moningataris Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *