Dokidoki Renai – Capítulo 53: El festival cultural y el mayordomo y el café (1)

Traducido por Bee

Editado por Susibet


— La clase 2-A ha decidido el café. Los encargados serán Kiritani-kun, Fujisaki-kun y Tsubaki-kun … cualquier persona que quiera unirse a ellos …

Cuando los ikemens de primera clase de la escuela, Príncipe, Kaname y Soutarou, estén en la alineación, no hay héroe lo suficientemente valiente para ser voluntario.

Bueno, ahora, la temporada del Festival Cultural también ha llegado a nuestra Escuela Izumino. El Festival Cultural se lleva a cabo durante dos días, el primer sábado y domingo de octubre. Parece que estaremos preparando usando nuestro tiempo después de la clase y LHR hasta entonces.

Nuestra clase había decidido hacer un café. Además, no es una cafetería normal, sino una cafetería de mayordomos y camareras. ¡Didja pensó que esto era Ikebukuro o Akihabara! Aunque quería hacer algo más pausado como una exposición o presentaciones similares en lugar de un café con un concepto así, nuestra clase estaba extrañamente ansiosa, así que lamentablemente me rechazaron.

No quiero ser totalmente un camarero. Sería bueno si pudiera lavar los platos en la parte de atrás o hacer algo que no requiera que aparezca. Justo cuando estoy pensando en tales cosas, el representante de la clase de mujeres, Hasumi, lanza una declaración de tipo bomba.

—Los hermanos Sakurai deberían hacerlo ~. La belleza de Mitsuki es famosa incluso entre las de nuestro año y Makoto, que es el hermano gemelo mayor de Mitsuki, seguramente tenía sus propios rumores andando.

—Eh, naw.

Solo será una risa si el yo completamente ordinario se mezcla con esas caras brillantes como un mayordomo.

Definitivamente terminaré preocupándome por nuestros valores faciales dispares. Ah, pero una cara normal como la mía puede ser buena para aquellas mujeres con problemas para comer después de ver caras brillantes. Porque es terriblemente vergonzoso comer frente a ikemen por alguna razón.

—Quiero ver a Mako-chan como un mayordomo también. Seré una maid si serás un mayordomo, Mako-chan.

Mitsuki me mira con una sonrisa suave y tierna, también conocida como una sonrisa angelical.

Aparentemente no solo fui yo quien terminó con esa sonrisa angelical. Los personajes de fondo en mi clase se sonrojaron furiosamente y fueron eliminados por la sonrisa de Mitsuki. El encanto de Mitsuki, ya sea las tareas domésticas y las especificaciones atléticas se hicieron muy altas antes de que lo supiera y se había convertido en un pequeño ídolo para la clase.

Me gusta el tipo reconfortante y curativo de las heroínas de juego otome adorable, por lo que las especificaciones terminaron siendo tan desequilibradas. Estoy reflexionando sobre ello pero no lo lamento. ¡La Mitsuki de la actualidad es increíblemente linda así que está bien!

Sin embargo, sus especificaciones académicas deben ser elevadas más para capturar a Takayanagi, eh.

Aunque tengo muchas ganas de ver a la angelical Mitsuki como una maid, tengo el presentimiento de que ser un mayordomo sería un alto riesgo, un alto rendimiento.

Mientras gemí, agonizando entre la razón y los instintos, Soutarou tira de mi manga. Lo miro. Las orejas de perro de Soutarou se inclinan desanimadas mientras me mira con los ojos hacia arriba.

Ahh, conozco muy bien este patrón. Es la técnica de matanza segura de Soutarou, la expresión de perro bueno para nada, que hace cuando pide algo.

—No quiero ser un mayordomo si Mako no lo está haciendo… Quiero ser responsable de la misma área que Mako. [Soutarou]

—Nunca dije que seré un mayordomo en primer lugar. [Príncipe]

Oh, el príncipe comenzó a decir cosas egoístas.

—Sakurai…

Hasumi me mira fijamente.

Aunque no debería haber hecho nada malo, ¿no está empezando a parecer que soy el malo? El sudor frío gotea por mi frente y mi cara se pone roja.

Las chicas de mi clase me están lanzando miradas horrorosas. Entiendo que las chicas quieren ver a Príncipe y Soutarou como mayordomos. Entiendo.

—Ya lo tengo. Solo tengo que hacerlo, ¿verdad? Solo tengo que.

Sigue adelante y ríete de mi yo cobarde, que no tuvo el coraje de pasar el resto de mi vida escolar después de convertir a las chicas que quieren ver a Príncipe y Soutarou como mayordomos, y a los chicos que quieren ver a Mitsuki como una maid, en enemigos.

Después del colegio. Terminé siendo ordenado que me tomen las medidas los miembros del Club de ropa y los voluntarios de mi clase que estarán haciendo la ropa de mayordomo. Es bastante sorprendente que, como estudiantes de secundaria, puedan hacer trajes de etiqueta que serán la ropa de los mayordomos. Esta puede ser la magia de que todo es posible porque es un mundo de juego otome.

Incluyendo al Príncipe, Kaname, Soutarou y yo, había 8 personas designadas para ser mayordomos. Incluyendo a Mitsuki, había 7 chicas nombradas para ser maids. Los mayordomos y maids fueron elegidos entre aquellos con valores más altos en belleza facial, así que ¿por qué yo …?

—No puedo esperar para ver a Mako-chan como mayordomo. Seguramente se verá genial después de todo.

—Me pregunto. Más bien, es Mitsuki quien seguramente será linda.

Mitsuki en ropa de mini falda con medias hasta la rodilla probablemente sería tan estimulante que mi cuerpo se dividirá.

Aunque no era mi intención ser un mayordomo, podría estar obteniendo un alto rendimiento para ver a Mitsuki como una maid.

—Sakurai hermanos ー ¡Dejen de ser amorosos! Aquí, Sakurai. Te mediré.

—OKay, por favor hazlo, Hasumi. ¿Debo quitarme la camisa también?

Quitándome la chaqueta de punto de la escuela y dejándola en la mesa, me acerco a Hasumi.

Cuando pregunto mientras coloco mi mano en mi corbata para quitarla, por alguna razón la cara de Hasumi se enrojece mientras sacude la cabeza fervientemente. No tienes que estar tan avergonzado. En este punto, no me avergonzaré solo por mostrar la mitad superior de mi cuerpo. Porque experimenté un número de cosas más vergonzosas que eso.

— La altura es exactamente de 178 cm, cintura…

Hasumi mide, mientras la chica está al lado de toma notas.

No crecí ni un milímetro desde abril. Una lástima.

—Pensé que Kiritani era delgado pero tú también, Sakurai ~

Hago un puchero ante las palabras aparentemente ridículas de Hasumi.

El comentario ‘delgado’ que me hubiera alegrado escuchar como una niña realmente no me hace feliz ahora que soy un chico. Bueno, nunca me dijeron una vez que era delgada cuando era niña.

—C-cállate. Con esto, tal vez debería intentar entrenar o algo…

—Kyaa, Tsubaki-kun, seguro que tienes una buena constitución ~. Tu pecho es taan firme ~

Mirando en la dirección que escuché a las chicas gritando, Soutarou está rodeado de chicas haciendo una raqueta.

Un pecho firme que se puede distinguir incluso desde más allá de su camisa, una cintura ajustada y una espalda ancha. Seguro que has marcado todos los puntos estimulantes para las chicas, ¿verdad, Soutarou-san?

—Eh, en serio …

—Sí, esos son grandes músculos ~

—Tal vez porque juego al baloncesto. Aunque realmente nunca les presté atención.

Le sonrío al Soutarou tímidamente rascándose la cabeza.

Para mí, que fundamentalmente prefiere ver a las personas enamoradas o la heroína-chan del juego otome haciendo todo lo posible por tener mi propio romance, es más divertido ver a ikemen objetivamente de esta manera.

Es demasiado agotador ser abatido, besado en la mejilla o envuelto en escenas de lucha. Siento que es mucho más agotador recibir la buena voluntad de alguien.

—Está bien, Sakurai, he terminado ~. Coopere con la sesión de fotos para el póster una vez que la ropa de mayordomo esté lista.

— ¿Ah? ¿Póster?

—En realidad, queríamos la foto de Kiritani, pero se negó a que se la tomara si Sakurai no estaba allí.

En otras palabras, ¿quieren que siga la sesión de fotos para poder obtener la foto de Kiritani?

Tomar una pose lista para la cámara al lado del súper ikemen Príncipe no es más que un juego público de vergüenza. Sentiré agudamente la sociedad con valores faciales dispares. ¡Definitivamente, definitivamente obtendré ‘Sheesh, ese Sakurai mayor, ¡qué atrevido de él, de pie junto al Príncipe pfft ー jejejeje’ como respuesta!

— ¡Absolutamente no!

—Ahí, haz lo mejor que puedas. Todos en la clase que hacen las mejores ventas para el festival cultural obtendrán 5 boletos de comida que se pueden usar en la tienda de la escuela y en la cafetería, ¿saben?

—Quiero eso, pero … quiero ese pero …

Con 5 boletos de comida, uno puede tener un almuerzo lujoso con el set más caro de 1800 yenes.

— ¡Se decide entonces! Me pondré en contacto con usted cuando el esmoquin esté listo

—Eh, wa, en serio …

Ya sea que se niegan firmemente en este momento o no, lo más probable es doblegarse a la presión de Hasumi y los demás y participar en la sesión de fotos. He llegado a entender más o menos el flujo de este patrón.

—Mako ~, ¿se han tomado tus medidas? ¿No pasarás por mi casa de camino a casa? Mis padres no están hoy. Estaré cocinando, así que estaba pensando que puedes venir a comer. Además, estoy en un descanso del Club de Baloncesto.

El Cachorro Soutarou sonríe frívolamente mientras se acerca paso a paso.

Me irrité por la sonrisa despreocupada de Soutarou, así que le di un puñetazo en el estómago. Sin embargo, ese mero golpe mío no pareció muy impactante, ya que se está riendo mientras dice “Qué pasa, Mako ~”.

—Ya veo ~. Estás cansado, ¿verdad, Mako?

Soutarou lleva puesto un chaleco de punto azul profundo, sobre su camisa de manga corta. Esos bíceps son maravillosos. También provocan envidia y celos.

—Olvidé mi ropa de gimnasia en la sala del club. ¿Te importa si vamos por ellos?

Como los clubes deportivos ya han comenzado su entrenamiento, mientras que el Club de Irse a Casa comenzó a ir a casa, el corredor que conduce al edificio del club se aquieta.

Mi estómago de repente se volvió “guu” aunque comí pan. Aunque por un momento siento pena por Soutarou, que tiene una sonrisa pura, no puedo reprimir mi irritación. Sacando mi ira sobre él, amasé su trasero.

Fingiendo abrazar, agarré su trasero con firmeza. Estoy sorprendido porque es más pequeño y más duro de lo que imaginaba. Sin embargo, se vuelve más elástico a medida que amasado. Se siente mejor  de lo esperado tocar. Agarra agarrar, a, creo que mis manos se están acostumbrando más a medida que amaso.

Se me ocurre que si es el trasero de una chica, el amasamiento tiene que ser más suave o le dolerá, pero si es Soutarou quien tiene una constitución tan firme, probablemente no dolerá incluso si la amasado con un poco de fuerza. Con ese pensamiento, continuo amasado como me plazca.

Escuché que hay chicas con fetiche de traseros de los chicos, pero creo que entiendo un poco su mentalidad.

—Wa, eh, uhm, Mako?

— Oye

—Eh, qué, Mako …

El nervioso Soutarou con las mejillas enrojecidas es bastante lindo. Inconscientemente me río en voz alta.

—No es nada Estaba pensando que tu trasero se siente muy bien para amasar.

— ¿Ehh ?! Qué pasa con eso.

—Es elástico. Puede ser difícil pero se siente bien amasar.

Agarra agarrar , a, le explico la sensación de amasar mientras amaso el trasero de Soutarou. Soutarou parece haberse rendido, me está dejando amasar su trasero sin resistirse. Aunque esa apariencia es como un perro que tiene su cabeza frotada, también es como un padre cuidando a su hijo revoltoso.

Inclino mi cabeza contra el pecho de Soutarou y cierro los ojos. Agarra agarrar, amasé el trasero de Soutarou por un tiempo pero, dándome cuenta de que había puesto una mano en mi espalda, de repente me volví tímido.

Es increíblemente egoísta por mi parte decir esto, aunque hice lo que me plazca, pero estaré nerviosa de muerte si Soutarou amasa mi trasero ahora. Mi cuerpo se tensa con ese pensamiento pero Soutarou solo me abraza en silencio.

—Puedes tocar todo lo que quieras.

Frota la punta de su nariz contra mi sien.

Esa sola declaración que me susurró felizmente al oído, me hizo darme cuenta de la gravedad de lo que había hecho.

Soy, realmente un idiota.

| Índice |

One thought on “Dokidoki Renai – Capítulo 53: El festival cultural y el mayordomo y el café (1)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *