El Duque que odia a las mujeres – Capítulo 5: El duque de Magnaria

Traducido por Kiara

Editado por Tanuki


Corrí por extraños corredores hasta que llegué a lo que parecía el tipo de lugar que estaba buscando. La terraza fue creada para parecerse a un jardín cuadrado en un rincón tranquilo y alejado del salón del palacio; de allí escuché las voces de las damas.

—Oh querida, solo eres una pobre aristócrata, ¿cómo conseguiste que el Duque te notara?

— ¿No es porque le dijo que le dolían los dedos sin siquiera bailar e hizo que le quitara los zapatos y le acaricia los pies? Me sorprendió la forma en que decidió usar su cuerpo porque obviamente no tiene confianza en su cara.

—Pe… pero, Su Gracia me dijo que era linda y que le gustaba mi rostro. Se siente cómodo cuando está conmigo. ¡Dijo que tus ojos parecían que estaban inyectados en sangre y que le causabas pavor!

— ¡¿Que dices?! El Duque me dijo que yo era la más bella; que le agrada una mujer graciosa y modesta. ¡Deberías mirarte en el espejo, pareces un cerdo!

Tal como lo sospechaba, está jugando con las mentes de las damas, él es realmente el peor; todo porque quiere evitar toda esta charla de matrimonio.

— ¡Espera un segundo! ¡Su Gracia dijo que soy la más sexy y tengo el corazón más generoso! Me dijo que le encantaría verme todos los días, a diferencia de ustedes, tabla de cortar y tu cerda. ¡No perderé ante mujeres de tan poca clase como ustedes!

En un instante y sin previos aviso el claro sonido de una bofetada resonó en el lugar.

Creo, no, estoy segura de que una de las chicas abofeteó a la otra. ¿Qué es esto? ¿Se ha convertido en una pelea por el Duque de Magnaria?

— ¡Deténganse!

Salté para pararme delante de Helmina. Estaba rodeada por otras diez damas. Isabel tenía la mejilla roja y Muriel estaba de pie frente a ella. Los ojos de Isabel estaban ardiendo de ira.

— ¡No me detengas, Julia! ¡Esta cerda me abofeteó! ¿Está aristócrata empobrecida esta tratando de comenzar una pelea con el Conde Bourbón? ¡Entonces esta dama te dará una lección!

—Isabel, ¡me llamaste tabla de cortar! Tú y yo ya no somos amigas. ¡Tú y tus pechugas de vaca pueden desaparecer de mi vista!

Isabel y Muriel levantaron sus manos. Isabel a Helmina. Muriel a Isabel. Pude ver a Muriel poniendo mucho poder en su bofetada. Mi cuerpo se movió por reflejo y súbitamente sentí, un inmenso dolor en mis mejillas para luego caer al suelo.

— ¡Paren! —  Dije de nuevo

Todas jadearon y se quedaron inmóviles ante mi caída. Me las arregle para levantar mi dolorido cuerpo y hablé lentamente como si estuviera advirtiendo a un par de niños.

—El Duque está vacilando entre una dama fascinante como Isabel, una dama elegante como Muriel y una dama tranquila como Helmina. Así que incluso si pelean no ganarán nada. En el momento en que el Duque estuvo con cada una de ustedes, deben haber pensado que eran realmente mujeres maravillosas.

Sí, eso es… ¡no podemos dejar que ese astuto Duque Magnaria se salga con la suya!

El objetivo es resolver esto amistosamente.

—Me pregunto donde estará el duque en este momento. ¿Qué pasa si viene otra mujer y le hace compañía mientras está solo? Tal vez el corazón de su Gracia sea tomado por ella.

Las tres mujeres en cuestión parecían sorprendidas; Una tras otra rápidamente salieron de la terraza en busca del Duque, seguramente pensando que tal vez él las estaba buscando…

Después de la salida de las candidatas, siguió el séquito de damas que las acompañaban, dejándome completamente sola en la terraza.

Dejé escapar un suspiro de alivio.

—Eso estuvo bastante bien. Se supone que son delicadas damas incapaces de matar una mosca, pero son sorprendentemente poderosas.

Suspire y baje la vista hacia la herida en mi codo, me habia raspado y habia un poco de sangre, debo estar despeinada también. Tan pronto como me di cuenta de esto, mi dolor aumentó y me entristecí. En ese momento, una voz familiar dijo detrás de mí.

— ¿Quién demonios está interfiriendo con mi plan?


Kiara
vaya Julia realmente es decidida, mira que meterse al medio de una disputa. Y este Duque uff, bastante conspirador la verdad ¿que sera lo que se propone?

Tanuki
Parece que es el momento en que aparezca el Duque al fin

| Índice |

3 thoughts on “El Duque que odia a las mujeres – Capítulo 5: El duque de Magnaria

  1. Etna arely says:

    Quiero más
    Ya me imagine a ella peleando toda despeinada >_<
    Y el duque todo hermoso la interrumpe ฅ'ω'ฅ
    Millones de gracias por la traducción (。・ω・。)~\(≧▽≦)/~

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *