Mi hermana, la heroína – Capítulo 87

Traducido por Sharon

Editado por Tanuki


Con una semana antes de que las clases comenzarán, Endo Edward actualmente estaba bastante confundido.

—Entonces, ¿qué es lo que quieres?

—Ah, um… Nada.

Sentada frente a él… Estaba Christina Noir.

Desde su cabeza hasta sus pies, esta chica era una rebelde. Usaba un viejo acuerdo para ser grosero con él, el Príncipe Heredero del país. Endo no podía entender lo que su hermano menor, Charles, veía en esta mujer.

Había venido a visitar a Endo sola. Era bien sabido que ambos estaban en términos de conocidos. También era sabido que se conocieron a través de Charles. Por eso las personas no pensaron que era inusual que ella llegara a su cuarto por su cuenta.

Sin embargo, en realidad esta era la primera vez que Christina eligió llamar a Endo en el Palacio. Él pensó que ella tramaba algo, peor su actitud no mostraba que esas fueran sus intenciones.

—En realidad, me gustaría pedirte un favor… O mejor dicho, no creo que esto sea algo malo para Su Alteza, pero… Bueno, no es eso…

—…

Él frunció el ceño ante el balbuceo de Christina.

Evitando el tema principal, ella continuó tartamudeando sin decir nada. Era bastante deprimente.

Al principio, Endo estaba en guardia pensando que había venido a realizar un ataque sorpresa, pero al parecer no era eso. Juntando las palabras que ella escupía sin orden, Endo sólo pudo suponer que tenía algún tipo de petición.

Pero viendo el rostro angustiado de Christina, era imposible pensar que pertenecía a alguien que pedía un favor.

—Deja el balbuceo estúpido, sólo ve al punto ya. ¿Necesito echarte?

—…. Tch.

Ya que había pasado mucho tiempo, Endo la animó a hablar desde la amabilidad en su corazón, pero la mocosa respondió chasqueando la lengua.

Si tenía que echarla, nunca volvería a dejarla entrar a este cuarto.

Sus hermosos ojos mostraron sorpresa, pero Endo ya estaba a punto de llamar a alguien.

—Bueno, ciertamente esto no concuerda con mi personalidad… Su Alteza, le gusta Mishuli, ¿verdad?

—Ah.

Finalmente en el tema principal. No lo negó, sino que asintió con la cabeza sin señal de timidez.

Endo tenía un punto débil por Mishuli desde la primera vez que la vio. Sabía que Chris, siendo la hermana mayor de Mishuli, no le gustaba esto ni un poco.

—¿Y qué? No me rendiré sólo porque lo dices.

—… Ya veo. Quería preguntarle, ¿a Su Alteza le gusta Mishuli? Por supuesto, ella luce como un ángel, y tiene el corazón de un arcángel, así que obviamente está eso, pero como una noble ella tiene algunas fallas. Ya que es adoptada, ¿no evitaría eso que la veas con el matrimonio en mente?

—No es como si estuviera atraído sólo por su apariencia. Seguro, no negaré que allí comenzó… Su personalidad, sus habilidades, su buena fortuna. Mishuli está bendecida en todos los aspectos. Algo tan trivial como su posición en la sociedad no importa. Ya que soy yo, puedo sobrepasar lo que sea para protegerla.

—Ya veo…

Cruzando sus brazos, Christina escuchó la clara declaración de Endo con los ojos cerrados.

Como si estuviera contemplando algo.

Esto pareció extenderse por un tiempo. Mientras esperaba por la respuesta de Christina, más de cuatro galletas de la mesa terminaron desapareciendo en el estómago de Endo.

Suficiente, vamos a echarla.

Justo cuando había decidido disponer de Christina, que actuaba egoístamente frente a la Realeza, ella abrió sus ojos.

—Puedo ayudarte.

—¿Qué?

Estaba seguro de que había escuchado mal.

—¿Cómo podría ayudarme alguien como tú?

Aunque tenía una cautelosa esperanza de que esas palabras significaran lo que escuchó, no podía creer que fuera verdad. Era imposible pensar que la mujer frente a él acabara de decir esto.

—Estoy ofreciendo mi apoyo en el progreso de la relación entre Mishuli y Su Alteza Endo… El futuro de Mishuli es suyo para elegir, es lo que creo, pero aun así apenas puedo soportar ayudarte.

—… ¿De qué estás hablando?

—Esa última parte estaba dirigida a mi.

—Entonces dila en otro momento.

—Tienes razón.

Christina sonrió obedientemente, trayendo sus ojos de regreso de su mente para encontrarse con la mirada de Endo.

—Pensé que tendría que seguir buscando un potencial compañero para Mishuli, pero no eres la peor de las elecciones. Como tal, es más fácil si colaboramos desde el principio.

—Hmm…

Ahora era el turno de Endo de considerar sus palabras.

Probablemente había una trampa en alguna parte, pero él la ignoró.

La sugestión de Christina en sí no era mala.

—Aunque no puedo darte los detalles, después de que Mishuli entre en la Academia en dos años, apoyaré su relación. No quieres casarte con ella usando tu poder, sino que quieres que sea mutuo, ¿verdad? Estoy diciendo que puedo ayudarte con eso.

En cualquier caso, Christina era la hermana mayor de Mishuli. En el romance, tener a la familia de tu lado era un gran avance.

—Bueno, entonces está bien. Puedes ayudarme.

—¿Tienes que hablar de forma tan egoísta, Su Alteza? Serías mucho más lindo si fueras más manso.

—¡Como si tú pudieras hablar, Christina Noir!

—Ha. Bueno, ya que la ruta fue decidida, estoy algo aliviada. Sólo por eso estoy agradecida contigo.

No suena como si lo esté, ese tono es tan desagradable.

Endo miró la falsa actitud tranquila de Christina con los ojos entrecerrados.

—Hablando de eso, parece que alcanzaste la cima en los exámenes. En lugar de dos años en el futuro, ¿has preparado tu examen como representante en el discurso de bienvenida? Como una noble no puedes traernos vergüenza.

—Naturalmente. La preocupación de Su Alteza es inútil.

Ante el intento de Endo por molestarla, sus hombros se sacudieron con risa.

—Sabes que soy una genio, ¿verdad?

—…

¿Qué es esto?

Escuchando la fuerte declaración de Endo, que confiaba completamente en ella misma, por primera vez en su vida, él sintió que estaban en un terreno difícil.

Sintió que estaba atrapado en una mina terrestre, o que había puesto un pie en su ataúd. Como si hubiera cometido un error que nunca podría remediar.

—Yo, uh… Ya veo.

De cualquier forma, para calmar su repentina inseguridad, Endo terminó el té restante en su taza.

De alguna forma, todavía sentía algo de temor.


Sharon: Y aquí tenemos al último Team: protejamos a Mishuli. Todos sabemos que este es el que va a perder (O eso es lo que espero D:), pero bueno, no podemos dejar a los dos arrogantes sin un equipo, sino se enojarían con nosotros XD ¡Así que voten! Tenemos al Equipo Yandere (Charles y Mishuli) vs. Equipo Amigos (León y Surfania), vs. Equipo Narcisista (Chris y Endo). ¿Quién ganará? ¿Quién salvará a todos y se llevará el oro?

PD: El Equipo de León y Surfania tiene un nombre optativo, si a alguien se le ocurre algo mejor les invito a cambiarlo XD. Y nadie puede hacerme cambiar de opinión con el Team Yandere y el Team Narcisistas :v

| Índice |

One thought on “Mi hermana, la heroína – Capítulo 87

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *