Prevenir un Harem – Capítulo 19: Maestro dorado, deja ir esta pequeña carne

Traducido por Akirie

Editado por Sakuya


A las 10:30 a.m., Ye Zhizhou salió de su manta con una apariencia desanimada y un aire sombrío; —Cielo, dame un poco de frijol dulce.

Cielo movió sus orejas falsas, y con un sonido de ‘clack’, expuso una píldora naranja; [No son frijoles dulces, es una pastilla calmante.]

—Bien, pastilla calmante. —Ye Zhizhou solo repitió con la mirada perdida, y la recogió. Lentamente cerrando sus ojos, se tragó la pastilla. Su mente finalmente se aclaró después de deshacerse de su resaca. Tocó confusamente el golpe en su frente, — ¿Por qué está hinchado?

Cielo contestó su tonta pregunta; [Golpeaste algo.]

Vagos recuerdos llegaron a su mente: un suave olor a menta, un fuerte y cálido abrazo, una voz profunda y gentil… Presionó con fuerza el golpe en su cabeza, y el dolor instantáneo hizo que todos sus pensamientos se fueran. Mientras contenía sus lágrimas, empujó salvajemente al sistema, —Rápido, dame un analgésico, realmente duele.

[El sistema no es una existencia omnipotente.]

— ¿No te especializas en vender drogas?

El sistema estaba tan quieto como un pollo.

La cálida interacción de la mañana se vio interrumpida por el timbre del teléfono. Ye Zhizhuo frotó su rostro y limpió una lágrima. Tomó el teléfono y vió la llamada de un número desconocido y, luego de un debate, lo contestó, —Hola, ¿quién es?

— ¡Xiao Cheng! —El aullido asesino de Li Hao se disparó a través de su tímpano, —Debes mantenerte calmado. Trataré de encontrar a alguien que controle la opinión pública en Weibo. ¡Tú solo tienes que calmarte!

—Tú eres quien necesita calmarse. —Alejó el teléfono y cubrió su oreja, — ¿Qué pasó? ¿Están diciendo que acosé a Zhang Xinran? o ¿Mi tía salió a culparme?

Li Hao detuvo su gritó, luego dijo — ¿Lo sabes?

Por supuesto que sabe, él fue quien orquestó todo esto desde atrás.

Después de calmar a Li Hao, se estiró y salió de la cama. Simplemente se lavó la cara y los dientes antes de finalmente acomodarse para desayunar. Prendió su laptop para ver el gran drama.

El poder de un fan era realmente algo. Solo había publicado esas fotos a las 9:00, y a las 11:00, los furiosos fanáticos quienes estaban encolerizados trataron de encontrar la conexión entre las cuentas. Siguiendo los rastros, encontraron la pequeña cuenta de Deng Jun, y con esta cuenta, ellos finalmente encontraron su cuenta principal. Debido a esta escandalosa noticia, le hacían preguntas alocadamente.

Deng Jun tiene un corto y mal temperamento. Solo pudo resistir menos de una hora ante ese bombardeo de preguntas. Aún no se había unido a ninguna compañía, por lo que sus acciones no tenían restricción. Después de la explosión del drama, y de su alta y superficial popularidad, se volvió algo presumido y engreído. Habló sin considerar su imagen, diciendo lo que quería decir sin filtro; inconscientemente revelando sus celos y disgusto hacia Yao Cheng; y completa admiración por Zhang Xinran.

Los fanáticos estaban aturdidos; ¡el triángulo amoroso entre esos tres inesperadamente se transfirió del drama al mundo real! Es solo que el cariñoso y gentil perfecto segundo protagonista masculino, resultó ser este feo corazón negro lleno de celos en la vida real; justo como un vil personaje observándolos desde atrás.

¡La vuelta de esta imagen es demasiada! Los fanáticos sienten la necesidad de calmarse.

Después de calmarse, se emocionaron otra vez. A pesar de que Deng Jun era muy rastrero y muy molesto, él lanzó una noticia increíble; ¡A Yao Cheng realmente le gustaba Zhang Xinran! ¡Él también la cortejó! ¡El chisme no era completamente falso!

Algunos fanáticos estaban tan emocionados que estuvieron encantados de expandir la noticia. La gran mayoría de los fanáticos estaba de un humor sutil. Y un pequeño número de ellos tenían el corazón roto y se volvieron una bola llorando en la esquina.

Deng Jun odiaba absolutamente ver los nombres de Zhang Xinran y Yao Cheng juntos, y viendo cómo los fanáticos se estaban emocionando tontamente, él no pudo evitar echar agua fría – Su amado Yao Cheng estaba en un amor unilateral con Zhang Xinran, incluso después de que ella lo rechazó muchas veces, él todavía la molesta. Es particularmente desagradable, Xinran también se siente muy irritada con él.

Con esta agua fría cayendo, los corazones de los fanáticos se enfriaron y sus espíritus se fueron volando.

Algunos fanáticos se levantaron y se desgarraron vigorosamente, unos pocos estaban temblando como un tigre viendo el amanecer, y la mayoría de ellos estaban calmados y simplemente se rieron en su corazón. Antes de manchar a Yao Cheng con material negro, ni siquiera sabían si las noticias eran verdaderas o falsas; las palabras de Deng Jun tampoco podían ser completamente confiables. Si ellos hicieran volar a un pollo, y saltar a un perro, era simplemente tiempo perdido. Para difamar a alguien, o exponer algunos escándalos, por favor primero hable con evidencia.

Exactamente a las 8 a.m., salió la evidencia. La entrevista con la tía de Yao Cheng salió a los medios. En la entrevista, criticó duramente a Yao Cheng, hablando acerca de cómo era un ingrato; olvidando a su familia después de volverse rico y famoso. Terminando la reprimenda con resentimiento, también habló de la mala conducta de Yao Cheng desde la infancia hasta ahora. Saltándose clase, rebelándose ante el profesor, fumando, tatuándose, y mezclándose en malos círculos. Tuvo un amor cachorro a los 16 años, y a los 18 años hostigó a una niña, lo que hizo que su padre viniera y lo golpeara.

Después de ser aceptado en la universidad, huyó de casa. Solo fingiendo estudiar 2 años, lo abandonó. Realmente, lleno de notorias fechorías y no tiene arrepentimientos en el corazón. Al final, su tía derramó lágrimas de cocodrilo y se disculpó con Zhang Xinran, diciendo que es culpa de su familia por no educar al niño adecuadamente. También le pidió a la “gran” persona que no haga una disputa más larga.

Así que cuando Li Hao se despertó y encontró las noticias, la opinión pública ya era incontrolable. Muchos antiguos compañeros de clase de la infancia de Yao Cheng también aceleraron el próximo disparate en Weibo. Constantemente hacían noticias explosivas hasta ahora; así que el blanco y limpio Yao Cheng finalmente se había manchado por completo de negro.

Ye Zhizhou bostezo, muy satisfecho con este resultado. Mientras movía su dedo, estaba listo para publicar el material previamente bien preparado en Internet, esperando por el mejor momento. Un maravilloso revés estaba por comenzar.

Al calcular el tiempo a partir de los datos del sistema, debería estar a unos pocos días antes de que la protagonista se uniera a Mu Tian. Tomó su teléfono y buscó el número de Li Hao, listo para usar sus conexiones para entrar él mismo en Mu Tian también. Después de persuadirlo y darle de comer todo este tiempo, es hora de que Li Hao le devuelva el favor.

Cuando estaba a punto de marcar el número, una llamada desconocida entró repentinamente.

Después de la conferencia, había cambiado su número, y no muchas personas conocían el nuevo. Esta repentina llamada desconocida… con una suposición en su mente, tocó su barbilla, luego aclaró su garganta, y contestó, —Hola, ¿quién es?

La voz al otro lado era muy agradable de oír, la actitud también era bastante atenta, con solo presentarse a sí mismo…

— ¿Mu Tian? —Sorpresivamente, no como la trama original, ¿está llegando finalmente la estrella de la buena suerte de Yao Cheng? Estaba un poco sorprendido y preguntó, — ¿Quiere firmar un contrato conmigo?

Qing Xiao miró hacia el hombre con los ojos caídos sentado frente a él, el Ouyang Chun cuyos sentimientos no podían ser predecidos. Habló más cautelosamente, —No nosotros. Es mi jefe quien quiere firmar contigo.

Sin saber por qué el hombre enfatizó intencionalmente la palabra jefe, Ye Zhizhou se sentía ahora como un hombre con mucho sueño a quien Dios le había otorgado una almohada; la sensación de alegría de un hombre hambriento que recibió un jugoso trozo de carne de los Cielos. Respondió directamente, —Sí. Quiero firmar el contrato. ¿Cuándo podríamos discutirlo? — ¡Gracias Dios! Su popularidad es actualmente completamente negra, y Mu Tian inesperadamente quiere firmar un contrato con él. ¡Milagro! ¡Una alegría inesperada! ¡Gracias al jefe que tiene conocimiento en el reconocimiento de perlas!

Después de obtener la respuesta positiva del otro, Qing Xiao sintió la presión, así que sugirió, — ¿Qué tal a las dos de la tarde? Podemos enviar un carro a recogerte. —La baja presión había estado ahí desde la mañana, no se atrevió a demorarlo más.

—No hay problema. —Ye Zhizhou también estaba asustado de perder esta oportunidad de abrazar a esta jugosa carne, por lo que apresuradamente tomó un mordisco, —No necesita recogerme, vivo cerca del edificio de Mu Tian. Es muy conveniente. No necesito molestarlo.

Después de colgar el teléfono, Qing Xiao miró a Ouyang Chun, —Tío, la hora ha sido decidida. ¿Quieres que llame a He Zhenheng? También, ¿qué grado de contrato firmará? El salario definitivamente será el más alto, pero acerca del plazo; ¿el plazo más largo que es de 10 años? o ¿el plazo flexible de un año?

—No es necesario. —Ouyang Chun finalmente vino a la vida de su estado silencioso. Removió unas pocas partículas de polvo y sostuvo las cuentas (de su pulsera) en su muñeca; hablando vagamente, —No es un contrato de actor. Contrato de asistente.

— ¿Asistente?

—Él solamente puede firmar como asistente. —Entornó los ojos un poco y pareció pensar acerca de algo. Lentamente, disminuyendo la velocidad, —Mi asistente.

♦ ♦ ♦

A las 2 p.m., Ye Zhizhou entró por la hermosa entrada de Mu Tian, pero muy desafortunadamente se encontró cara a cara con Zhang Xinran en el elevador.

— ¿Por qué estás aquí? —Zhang Xinran, quien siempre mostraba su lado ‘maduro y calmado’, finalmente mostró su expresión de ‘niña inestable’ rara vez vista, mirando a Ye Zhizhou con una cara incrédula. Ella vio la farsa en Weibo esta mañana, y a pesar de que el evento superó su plan, la popularidad de Yao Cheng verdaderamente estaba en caída. Él debería estar bajo la presión mientras estaba en casa justo ahora. ¿Cómo podía él aparecer aquí?

Ye Zhizhou tampoco esperaba encontrarse con la protagonista aquí. Pero su cerebro finalmente se aclaró: ella también debió de venir para firmar el contrato. Entonces, enganchó sus labios y mostró su perfecta sonrisa, —Xinran, ¿por qué tú también estás aquí?

Zhang Xinran, quien rápidamente había perdido su buen estado de ánimo solo lo miró. Sin entender por qué continuaba mostrando cortesía y buena opinión hacia ella; levantó ligeramente su barbilla y respondió indiferentemente, —Vine a firmar el contrato.

La protagonista siempre ignoró a Yao Cheng, o respondió con una mirada fría después del renacimiento. A Ye Zhizhou no le importó, dijo sin prisas, —Qué coincidencia. Yo también vine a firmar el contrato.

La orgullosa cara de Zhang Xinran repentinamente se puso rígida, y frunció levemente las cejas, —Cómo puedes…

El elevador sonó, y se abrió lentamente, interrumpiendo su conversación.

Recordando su objetivo en Mu Tian, rápidamente ordenó su expresión y comportamiento, preparándose para usar la más perfecta imagen para comenzar su carrera en Mu Tian. En cuanto a Yao Cheng, este actor casi obsoleto, no había necesidad de prestarle atención.

Ninguno de los dos esperaba que hubiera alguien fuera del elevador que estuviera esperándolos para recibirlos.

—Bienvenidos a Mu Tian. —He Zhenheng caminó hacia adelante y estrechó sus manos. Su rostro ordinario ligeramente prominente hizo que la gente se relajara inconscientemente, y habló con una sonrisa, —Soy He Zhenheng, un agente de Mu Tian. —Luego señaló a la mujer de aspecto ligeramente serio que estaba a su lado, —Esta es Zhao Ping, y ambos contratos serán discutidos de manera separada por nosotros.

He Zhenheng, el principal agente de Mu Tian; espectaculares habilidades en la red, y muchos métodos para nutrir a un actor. Ahora, él personalmente vino a darle la bienvenida a la protagonista, seguramente ellos debieron de estar en contacto con anterioridad. Pensando así, sus ojos se movieron de la intimidad entre He Zhenheng y la protagonista, hacia Zhao Ping. He Zhenheng y la protagonista hicieron mucho juntos, por lo que su contrato sería manejado por esta seria dama. Pero en la trama original, no había una agente llamada zhang Ping. Ah, ¿era su presencia muy débil o simplemente la había olvidado?

Consciente de su mirada, Zhao Ping asintió ligeramente hacia él, y caminó hacia el ascensor, presionando el botón de subir.

— ¿Subiendo? —dijo, mientras se ponía al día.

Zhao Ping asintió, luego entró en el elevador y dijo, —Tú contrato se firmará arriba.

La siguió con algunas dudas dentro de su corazón. El piso más alto… ¿esa no es la oficina del presidente? él solo vino a firmar el contrato, ¿por qué necesita ir a tal área de clase alta? Además, ¿por qué la protagonista no es la que tiene que ir?

Abajo, Zhang Xinran notó que esas dos personas se fueron y pretendiendo ser curiosa, preguntó con una mirada perpleja, — ¿Por qué se están yendo? ¿No van a firmar el contrato?

—Por supuesto que no. —He Zhenheng rio mientras agitaba su mano. Reacio a hablar más, solo respondió vagamente, —El contrato de ese niño y el tuyo no son iguales. Es para que lo vean los superiores, por eso necesita subir.

Una luz brilló en sus ojos, y luego sonrió, —Oh, no es el mismo, ah. —Con la popularidad y circunstancias actuales de Yao Cheng, cómo podrían estar firmando el mismo contrato, ¿verdad?

| Índice |

One thought on “Prevenir un Harem – Capítulo 19: Maestro dorado, deja ir esta pequeña carne

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *