Rehabilitando al villano – Capítulo 70

Traducido por Maru

Editado por Sakuya


El miembro del escuadrón del protagonista, Su MuZhe, tenía una lengua venenosa como siempre, y Ling Xia no estaba interesado en prestarle atención. La cara de Xiao HongYu no tenía emociones, su corazón estaba frío y severo, por lo que decidió evitarlo. Song XiaoHu estaba en coma, y ​​las heridas de MuRong Xue estaban siendo atendidas. La última con la que podía conversar era Shui Ling, que cambió bastante.

Fue solo que cuando tuvieron una charla, Ling Xia descubrió que Shui Ling tenía lo mismo que esas chicas. Estaba preguntando sobre los diversos asuntos de Yu ZhiJue con astucia, su acercamiento hacia él estaba lleno de vigilancia. Ling Xia solo sonrió y divagó, después de todo, también era bastante leal a Song XiaoHu como lo era a Yu ZhiJue.

Pero según su observación, el harén de Song XiaoHu todavía estaba vacío, sorprendentemente ni siquiera tenía una sola hermana menor. ¡Eso era tan antinatural!

Song XiaoHu finalmente recuperó la conciencia. Cuando vio a Ling Xia, sus globos oculares no se movieron en absoluto.

Ling Xia simplemente sonrió encantado mientras lo miraba.

—XiaoHu, mucho tiempo sin verte.

Los ojos de Song XiaoHu se ensancharon mientras miraba, con los labios temblorosos. Ling Xia recordó cuando transmigró por segunda vez y la reacción de Song XiaoHu, pero no se lamentó. Esta vez, el protagonista hizo todo lo posible para evitar llorar como siempre. No derramó lágrimas, pero sus ojos se enrojecieron en un segundo.

Ling Xia no pudo evitar frotar su cabello erizado como solía hacerlo. Estaba más emocionado cuando se encontró con su Yu ZhiJue favorito de nuevo, y siempre sintió que Yu ZhiJue necesitaba más atención que Song XiaoHu. Desde entonces, cuanto más iba el protagonista contra el cielo, más se activaba su dedo dorado. Esencialmente, él era solo un chico grande de pura sangre caliente.

Eran camaradas de la infancia que caminaron por diferentes caminos. Y él era carne de cañón que con frecuencia era asesinado. Entonces, él era una gran responsabilidad hacia el protagonista cuyo corazón poseía un fuerte sentido de responsabilidad.

Song XiaoHu tiró rígidamente de su mano.

—Hermano mayor Ling, ¿cómo es que estás aquí? Ah’Jue, él… lo siento, no sabía qué hacer durante estos últimos años. Después busqué a Ah’Jue y le pregunté dónde estaba. Pero él solo dijo que moriste, y que él se vengaría de tu muerte, estaba confundido.

Levantó la cabeza y miró los hombros y mejillas delgados de Ling Xia con sus ojos negros claros, su corazón se sintió más culpable.

Tenía muchas cosas que no sabía sobre Ling Xia y Yu ZhiJue, por lo que estaba completamente indefenso.

Ling Xia sonrió levemente.

—Estoy bien, solo un poco herido. Ya tuve suficiente tiempo para recuperar mi salud. Y tú, ¿cómo estás?

Bajo la mirada atenta de Ling Xia, Song XiaoHu lo miró con respeto y cariño, y comenzó a hablar sin parar. La experiencia del protagonista era la misma que lo que Ling Xia esperaba: cultivo, aventura y fortalecerse. Además de hacer muchos buenos amigos, también había encontrado adversarios irrazonables pero fuertes, así como historias de sus padres.

Después de que Song XiaoHu terminó de contar su historia, preguntó con dudas:

—Hermano mayor Ling, ¿te quedarás con Ah’Jue en la Secta de las Artes Oscuras? ¿No lo convencerás de que se vaya de aquí contigo y vuelva conmigo? Gracias a él, el maestro se enfureció y estuvo enfermo durante tanto tiempo.

Ling Xia guardó silencio por un momento y luego dijo:

—Ah’Jue no puede regresar, XiaoHu. Y además, él no desea hacer eso. Si Ah’Jue vuelve ahora, ¿la gente de la Secta Justa lo dejará ir?

Song XiaoHu respondió sin la menor vacilación.

— ¡Definitivamente estaré al lado de Ah’Jue! ¡Así que les explicaré adecuadamente que Ah’Jue no tiene la culpa de lo que sucedió en el pasado! ¿Cómo pueden considerarse los actos del padre de Ah’Jue como su propio acto?

Ling Xia se rio de manera divertida ante su decidida determinación. Él era verdaderamente un protagonista puro… Las cejas de Ling Xia se suavizaron cuando respondió.

—Ah’Jue no estará en peligro si se queda aquí. Y él gobierna muy bien a esas personas de la Secta de las Artes Oscuras.

Song XiaoHu miró sin comprender. Solo pensó en traer de vuelta a Yu ZhiJue, nunca había pensado en eso.

— ¿Entonces el hermano mayor Ling se quedará aquí con Ah’Jue? —preguntó.

—Eso… es correcto — respondió. —Ah’Li estará con XiaoHu, y yo estaré con Ah’Jue.

Cuando dijo eso, le recordó su relación con Yu ZhiJue. No supo hablar de eso por un momento, ya que no quería explicar este asunto y molestar a este directo protagonista…

En realidad, Song XiaoHu recordó algo de repente. Curiosamente preguntó:

—Anteriormente, el hermano menor Su dijo que conoció al amante masculino de Ah’Jue en su Palacio Qin… es que…

¡Su MuZhe y esa boca sucia y asquerosa! ¡Realmente es una mala influencia para el protagonista!

Ling Xia sintió que los músculos de su cara debían haberse puesto rígidos.

—No existe tal cosa, es solo un malentendido. Cierto, ¿XiaoHu tiene a alguien que te guste?

Ah’Li se acurrucó en una pelota junto a ellos y dormía profundamente. Mientras Ling Xia pronunciaba sus palabras, su conciencia era muy culpable.

Cuando cambió el tema, Song XiaoHu se sintió un poco avergonzado mientras explicaba ansiosamente:

—No. Quería convertirme en un increíble artista marcial, entonces, ¿cómo puedo tener tiempo para hacer eso y criar niños?

Ling Xia respiró aliviado. Tenía mucho miedo de que Song XiaoHu hubiera perjudicado a MuRong Xue.

—Tener una esposa es bueno, pero XiaoHu, debes buscar una chica que se adapte a ti, y se criase en una gran familia —dijo con una sonrisa. —Entonces, ¿cómo te va con MuRong Xue y Shui Ling?

Song XiaoHu no respondió a lo que Ling Xia estaba implicando, pero su rostro se puso rojo.

—Shui Ling estaba buscando a su hermano Shui Yue. MuRong Xue está buscando a Ah’Jue para pedirle que libere a todas las ancianas de la Cumbre de la Doncella Sagrada. Hace medio año, Ah’Jue ejecutó su plan para capturar a sus cuatro guardianes.

— ¿Shui Yue? ¿Las cuatro guardianas de la Cumbre de la Doncella Sagrada están aquí? —Ling Xia estaba de alguna manera asombrado. Tuvo una impresión amistosa sobre ese joven gentil y humilde chico en el pasado. Y no esperaba que esas cuatro mujeres fuertes y extremistas cayeran en manos de Yu ZhiJue.

Song XiaoHu asintió con la cabeza. Shui Yue era un genio refinador de equipos joven y reconocido en la tierra firme. Y debido a que había refinado un equipo prohibido, fue expulsado del clan. Hubo un rumor de que huyó a la Secta de las Artes Oscuras, pero hasta ahora, no había nadie que supiera su paradero. Shui Ling había venido aquí con el propósito de encontrar a su hermano mayor.

Ling Xia cayó en una contemplación, clasificando en silencio esa información. Shui Yue huyó a la Secta de las Artes Oscuras. Genio refinador de equipos, técnica prohibida…

Sus ojos repentinamente destellaron. ¡Mierda! ¿Podría ser que Shui Yue era ese Guardián de la Llama Negra con orígenes desconocidos? ¿No sería responsable de ayudar a Yu ZhiJue a crear y refinar el tesoro mágico más adelante? Estaba tan seguro de cuán locos los subordinados le son leales a Yu ZhiJue. ¡Pero todos se esforzaban por ser los que llevan a Yu ZhiJue al camino de la destrucción! Entonces, mientras estas personas estuvieran al lado de Yu ZhiJue, ¡sus influencias eran como una bomba de tiempo!

—Hermano mayor Ling, debes convencer a Ah’Jue de que deje ir a las ancianas de la Cumbre de la Doncella Sagrada —dijo Song XiaoHu con preocupación. —No quiero que empeore.

Ling Xia asintió lentamente.

Luego, Song XiaoHu apretó el puño y declaró:

—Sé que la Secta Justa también es un lugar con injusticias, con un gobierno injusto. ¡Pero definitivamente me volveré mucho más fuerte y lo cambiaré!

Sus ojos miraban con deslumbrante determinación, sin embargo, uno involuntariamente creería en él, tal es la fuerza del protagonista.

Ling Xia no pudo evitar sonreír; era el protagonista capaz de salvar el mundo. Mientras estuviera aquí, nunca permitiría que los dos se convirtieran en verdaderos enemigos.

Cuando Ling Xia regresó, tenía muchas cosas en mente. Dejó a Ah’Li con Song XiaoHu.

Tenía muchas preguntas sobre la política interna de la secta de Yu ZhiJue antes, pero en primer lugar, su salud estaba en malas condiciones, y en segundo lugar, Yu ZhiJue no quería que lo supiera y se preocupara. Y cuando los dos se vieran, no tendría ninguna oportunidad.

La Cumbre de la Doncella Sagrada era un asunto delicado para Yu ZhiJue. Debido a la experiencia de su infancia y también en los últimos años, sería una maravilla si Yu ZhiJue no las odiara cuando se acumuló su antiguo y reciente odio. Pero sin importar de qué lado lo considerara, quería convencer a Yu ZhiJue para que las dejara ir.

Por el bien de MuRong Xue, y por el bien de Ah’Jue, no quería dejar que las acciones de Yu ZhiJue incitasen a un conflicto entre la Secta de las Artes Oscuras y la Secta de los Justos.

La medianoche llegó cuando Yu ZhiJue acababa de regresar al Palacio Qin. Ling Xia lo esperó todo ese tiempo en su estudio. Por lo general, no lo esperaba alrededor de esta hora, por lo que Yu ZhiJue probablemente estaba especialmente cansado en este momento.

Yu ZhiJue vio que no estaba dormido, así que quedó un poco aturdido. Ling Xia rápidamente dejó el libro y le sonrió.

Fue directo al grano y preguntó sobre el asunto de la Cumbre de la Doncella Sagrada. La expresión de Yu ZhiJue cambió de inmediato, sus ojos brillaban con tiranía.

— ¡Ling, no hay necesidad de que te preocupes por estos asuntos!

Muy rara vez usa este tono intimidante y enfadado en sus palabras, por lo que Ling Xia no pudo evitar asustarse.

—De todos modos, nunca te reúnas con esas personas —Yu ZhiJue se peinó hacia atrás y entrecerró los ojos. —Haré que se vayan lo antes posible.

Ling Xia estaba aturdido, no estaba seguro de si era solo su imaginación, ya que siempre sintió que Yu ZhiJue estaba muy irritable en los últimos días como para que revelara frente a él su poder usualmente opresivo que hacía a las personas sentirse completamente encogidas. Ling Xia de repente recordó algo, por lo que preguntó con cautela.

—Ah’Jue, sobre ese dispositivo mágico de la última vez…

Yu ZhiJue se acercó a él y lo llevó directamente a la cama, empujándolo rápidamente hacia abajo.

—No hay necesidad de que te preocupes por eso. Lo más importante en este momento es que hagamos lo que no hemos hecho durante días.

Ling Xia estaba a punto de decir algo más, pero Yu ZhiJue rápidamente bloqueó sus labios con los suyos, mordisqueándolos mientras se quitaba la ropa y se burlaba de él con las manos. Mientras lo hacía, la mente de Ling Xia se confundió, y Yu ZhiJue lo hizo insatisfactoriamente después.

Se despertó al día siguiente para ver un Palacio Qin vacío. Ling Xia se frotó la cintura adolorida, queriendo maldecir. El comportamiento de Yu ZhiJue era extraño recientemente, ¡pero él ni siquiera podía plantear ese problema! ¡Debía tener algo que ver con esa maldita cosa!

¿Podría ser que Yu ZhiJue no haya podido recuperar su autocontrol desde entonces? ¿Expulsará Yu ZhiJue a Song XiaoHu, Ah’Li y los demás?

Estaba enfadado al mismo tiempo que preocupado. Tal vez Yu ZhiJue tenía miedo de que estuviera así, por lo que fue tan lejos como para enviar un maestro refinador para enseñarle equipos de refinación.

Ling Xia evaluó al maestro refinador, que llevaba una máscara dorada. Podía determinar, por el sonido de la voz del hombre, que tenía alrededor de veinte años. Sus modales y orientaciones eran muy corteses, explicándole las cosas de una manera muy meticulosa y paciente. Su forma de hablar no es sarcástica en absoluto, incluso se presentó correctamente.

Su corazón se conmovió, intentó gritarle:

— ¿Shui Yue?

Habían pasado años desde que él y Shui Yue se conocieron, y Ling Xia casi había olvidado su voz y aspecto. Además, la personalidad del maestro refinador frente a él era más sombría y tranquila de lo que recordaba de Shui Yue.

Esa persona ni siquiera hizo una pausa, y no se vio afectada por su investigación. Solo lo ignoró deliberadamente y continuó lo que estaba haciendo, como si fuera un robot.

Ling Xia estaba angustiado por el estrés, no escuchaba en absoluto. Sin embargo, ese maestro refinador habló en un tono inmutable desde el principio hasta el final, lo que hizo que Ling Xia se avergonzara de lo contrario.

Él y ese maestro refinador estaban estudiando algunos dispositivos mágicos complicados, y lentamente comenzó a desarrollar admiración por este maestro refinador. Las técnicas de este maestro eran extrañas y volubles, en resumen, no era uno de esos métodos convencionales, por lo que podría no ser una práctica aceptable a los ojos de la gente de la Secta Justa.

La otra persona explicó durante otra media hora, y pronto se inclinó ante él y luego se fue. Ling Xia se quedó solo de nuevo.

Reflexionó sobre los últimos días. Desde el momento en que salieron del laberinto, hasta el mismo horario ocupado de Yu ZhiJue. Y, como siempre, nunca le decía nada, exactamente lo mismo que antes…

¡Pero pasara lo que pasase, instará a Yu ZhiJue a destruir ese dispositivo mágico!

Una vez más, Yu ZhuJue llegó el otro día. Ling Xia se acercó apresuradamente a él y le dijo:

—Ah’Jue, necesitamos tener una conversación adecuada. ¡Tienes que sacar ese dispositivo mágico de antes!

Los ojos de Yu ZhiJue destellaban con una luz púrpura, mientras empujó sin cuidado a Ling Xia sobre la cama. Metió su mano dentro de la ropa de Ling Xia.

— ¿Ling me extraña?

¡A la mierda! Hoy en día solo te encuentras conmigo por una cosa, ¡y eso es por sexo!

Ling Xia estaba aterrado, agitó la palma de la mano desesperado e inesperadamente golpeó a Yu ZhiJue en la cara, creando un crujiente sonido de bofetada.

Yu ZhiJue inmediatamente dejó de moverse, la respiración de Ling Xia era rápida. Miró inquietantemente su propia mano y dijo:

—Lo siento, Ah’Jue… no quise hacerlo.

Su corazón latía con fuerza, mientras sentía un gran remordimiento. ¿Cómo podía golpear la cara de Yu ZhiJue?

El peso en su cuerpo se aligeró, y Yu ZhiJue se separó y se fue sin siquiera arreglar su desaliñada ropa morada. Ling Xia lo miró sin comprender, luego corrió a toda prisa detrás de él:

— ¡Ah’Jue, no te vayas!

La figura de Yu ZhiJue desapareció rápidamente en la noche.

Ling Xia golpeó con frustración la palma de su mano contra la puerta. Una sensación de impotencia nunca antes se elevó desde el fondo de su corazón.

Su estómago una vez más se contrajo fuertemente.


Maru
¡Ya dije que esto no me gustaba! Nooooo.

| Índice |

3 thoughts on “Rehabilitando al villano – Capítulo 70

  1. Satsuki says:

    Sin palabras 😲 esto estuvo , confuso pero le pone el perfecto toque de intriga para q no nos aburramos 😍😍😍 sigo fiel 🙋 y al pie del cañón 😜😍 gracias😍😍

  2. Ceciliano says:

    ¡Qué intenso!
    Hasta donde entiendo no es que el villano solo lo quiera para eso, lo ama, para mi quedo demostrado en que a pesar de la lujuria intensa que lo impulsaba a comerlo se pudo refrenar al darse cuenta de que era él…
    Sin embargo, el objeto ese maligno le quita la posibilidad de raciocinio y lo impulsa a cometer actos instintivos sin freno o juicio racional, moral o social.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *