Campo de azucenas – Capítulo 4: La razón de la reencarnación

Traducido por Sharon

Editado por Nemoné


[Anne]

El mundo está en el borde de la crisis.

Cada vez que una generación repite el error desde la creación del mundo, un humano, mujer, de ambos sexos aparece.

En esta situación, la humanidad colapsará

Los dioses pensaron.

Y un cierto Dios dijo:

—La vacuna será enviada al mundo.

♦ ♦ ♦

—Ese eres tú —dijo el anciano que se parece a un rey.

Sorprendentemente, este anciano que se ve como un monarca me recuerda a un cierto RPG donde coleccionas un montón de medallas y las intercambias por premios.

—Disculpa la rudeza de este anciano. ¿Soy un Dios aunque luzca así? Puedo volverme la figura que prefieras si no te gusta esta apariencia.

Parece ser Dios.

¿Es probable que tú seas el Dios que me envió a un mundo diferente?

Usualmente, ¿no aparece uno antes de transferirte?

—Hay varias circunstancias. Esa es la razón por la que fuiste enviado a este mundo. Puedes rechazarlo, pero borraré tu memoria de inmediato y te regresaré al ciclo de reencarnación. Sin embargo, no sé en qué reencarnarás la próxima vez. Quizás una roca, un plancton o una flor.

Ahh, bueno, vacuna, ¿verdad?

Por supuesto, no lo rechazo. Por el contrario, le doy la bienvenida. Pero, ¿qué debería hacer exactamente?

—Bueno, no es difícil. Deberás copular con el humano que tiene el error. De esa forma, la siguiente generación, en otras palabras el niño, volverá a la normalidad.

¿Ehh? En otras palabras, ¿se decidió aleatoriamente que sería un bimbo? [1]

—Eso parece. Puse al humano más hermoso para que te ayude. Cualquier otro humano sería atrapado inmediatamente si tuviera una actitud sugestiva.

Ya veo, ya veo. Eso me recuerda, ¿por qué Anne Rose tiene la disposición sexual de un hombre normal?

—Mutación, o algo por el estilo. Por esa razón tu alma fue elegida. Si te acuestas con un hombre un niño nacerá. Si pensamos en la cantidad de niños que producen los hombres y las mujeres, es más eficiente si puedes acostarte con ambos.

Pero odio tener sexo con hombres. Bueno, ahora que lo pienso, eso es sólo porque mi alma es la de un hombre.

Hace rato que lo pienso, pero este Dios habla como una persona vulgar.

—Soy el Dios de la Lujuria, es natural que hable como una persona vulgar. Estoy calificado en este asunto, y estoy haciendo mi trabajo para explicar.

Algo como eso… Oh, ¿es posible que esta posición de vacuna pueda cambiar a otra persona?

—No, tú eres un caso especial. No es común que el alma de un humano sea digna de la posición de vacuna. Es una posibilidad bastante baja.

¿Oh? ¿Es probable que haya sido asesinado para cumplir con esta posición?

La razón por la que un camión me atropelló ignorando convenientemente la luz roja, si lo pienso bien…

— ¡O-Oh, bueno! Mira el tiempo, ¡es hora de regresar a tu cuerpo!

Claramente sospechoso.

Mi visión comenzó a desaparecer con la vista de Dios ondeando su mano.

♦ ♦ ♦

Cuando abrí mis ojos, Lorna estaba sentada en una silla a un lado de mi cama.

— ¿Está despierta?

Eso me recuerda que colapsé después de tener sexo con Lorna. ¿No fue un sueño?

—Después de remover las señales, la señorita Anne colapsó mientras se bañaba en agua caliente… Es lo que dije. Hice que la esposa del doctor me examinara por si acaso, pero no parece haber alguna anormalidad particular.

Habrá signos de eso. Lo cual es bueno. De esa forma, no pensaré que es un sueño.

—Err… Ya que hicimos algo como esto, ¿somos… somos amantes? —preguntó Lorna inquieta y con el rostro rojo.

No entiendo lo que dijo en un tono tan bajo, pero es extremadamente linda.

Después de verme, Lorna se sonrojó aún más.

—Por cierto, ¿qué hora es?

—Ha pasado una hora desde el atardecer.

Eso significa que es alrededor de las 7:00 PM. Como perdí la conciencia en el baño del mediodía, ha pasado una gran cantidad de tiempo.

—Es hora de la cena, así que la llevaré al comedor.

Como es el momento de la comida, seguí a Lorna fuera del cuarto. Eso me recuerda, ¿Dios dijo que si presento una actitud sugestiva podré atrapar fácilmente a cualquiera?

Ondeé mi mano a tres sirvientas que pasaron a mi lado en el corredor con una sonrisa.

— ¡Ahh, la señorita Anne Rose me saludó!

— ¡Estás equivocada! ¡Fue a mí! ¡Me sonrió a mí!

—Ahh… La señorita es maravillosa…

Algo tan increíble como eso es dicho mientras se inclinan educadamente.

Al parecer sí funciona.

Lorna miró mal a las tres ruidosas, y cuando me di la vuelta, vi que sus ojos se humedecieron. Lorna parece querer dispararles y matarlas.

Cuando la saludé a ella también, me devolvió la sonrisa.

Sí, una Lorna celosa es muy hermosa.

Mientras pensaba esto, llegamos al comedor y Lorna abrió las puertas dobles. Cuando miré a mi alrededor, vi que mis padres y mi hermano menor ya estaban sentados.

—Lamento la tardanza, Padre, Madre.

—No hay problema.

— ¿Tu cuerpo se encuentra bien? Escuché que te caíste en el baño…

El Conde Heinrich Ainkfalts, mi padre.

Es un gran señor que tiene una gran cantidad de territorio desde el cual hay cuatro días de viaje hasta la Capital Real. Da la impresión de ser un adulto muy amargado con cabello rubio sucio.

La Condesa Liliera Ainkfalts.

Ella es la hija mayor de la Familia del Barón, que se comprometió con Heinrich. El cabello plateado de Anne Rose viene de la familia de su madre, pero a diferencia de los ojos inofensivos de ella, su hermosa madre tiene un brillo astuto.

Y el hermano menor Frank Ainkfalts.

Él pareció heredar los rasgos de sus dos padres, con ojos ligeramente caídos y cabello dorado. Tiene 13 años.

Además, ambos padres son cariñosos y sobreprotegen a sus hijos.

—Hermana mayor, ¿te encuentras bien?

—Sí, no hay nada de qué preocuparse. Realmente estoy bien.

—Eso es bueno. Dormiste durante una gran cantidad de tiempo, así que estaba ansioso. Deberías sentarte pronto, vamos a comer.

Me senté en mi asiento, y después de rezar, los cuatro nos pusimos a comer en familia.

—Anne Rose, ¿regresarás a la escuela pronto? ¿Ya terminaste los preparativos? —preguntó Liliera durante la cena.

—Sí, los terminé ayer.

Así que me inscribí en el instituto… 

Es una Escuela Real en la Capital, y usualmente vivo en los dormitorios.

Es una escuela para señoritas donde atienden a las hijas de comerciales ricos y nobles. Regresé a la casa de mis padres durante las vacaciones de primavera, pero me iré mañana.

—Se volverá solitario. Avisa si necesitas algo.

La relación familiar es muy buena, pero ¿no son dos hijos muy pocos para los nobles? Probablemente se deba a que madre no es muy entusiasta en los asuntos nocturnos.

Los amo, pero esta es la culpa de la persona llamada ‘error’ durante la creación del mundo.

Mientras que el extremadamente apuesto hijo se parece a madre, yo, la linda hija, me parezco a mi padre.

Con la nobleza, la mayoría de los matrimonios son la decisión de los padres, pero debido al matrimonio de los plebeyos y el promedio de nacimiento, es inútil.

Sin embargo, ¿cuántos ‘errores’ podré curar por mi cuenta? Asumiendo que haya 1000 compañeros, para la edad de 20 años, tendrán cuatro hijos. En aproximadamente 20 años, serán 4000 hijos, en 40, 16.000, en 60, 64.000.

En menos de 100 años, la población será mayor a 60.000 personas.

Si curo el ‘error’ del hombre, y lo hago como un semental… No, no es algo que pueda lograr a menos que embarace varias mujeres en todos lados.

—Llegó una carta de la hija del Vizconde Rouen. Llegó hace tiempo —dijo el mayordomo después de la cena, intercambiando miradas con Heinrich.

— ¿Es de Jessica? ¿Qué será…? Pregunta cuándo regresaré… No tendrá sentido si le respondo ahora…

Me iré mañana, así que no tendría sentido que le responda. El procedimiento de mensajería de este mundo no es diferente del de la Tierra. Si escribo la carta ahora, se la entregarán al depósito del territorio, donde la recolectará el mensajero y la llevará a la Capital Real. Allí, un mensajero diferente la llevará a la dirección.

Sin embargo, yo llegaré más rápido que la carta.

—Bueno, funcionaría si envío a un mensajero en un caballo rápido. Llegaría a la Capital Real en dos días si envío una carta ahora —sugirió Padre.

Aquí está el padre mimando a su hija.

Si escribo una carta en diez minutos, podría hacerlo.

— ¿Es así? Entonces, por favor Padre.

Puso una sonrisa satisfecha.

Escribiendo rápidamente una respuesta y la fecha de mi regreso cuando la sirvienta trajo papel y lapicera, le devolví la carta al mayordomo cuando terminé.

A continuación, le entregaron la carta a una persona habilidosa en la cabalgata, quien se fue de inmediato.

Aun así, ¿tiene sentido que escuche la fecha en que regresaré?


[1] Bimbo es un término inglés usado para referirse a las mujeres exageradamente egocéntricas y materialistas, que se fijan mucho en el atractivo físico. El perfil de una bimbo tiene que ver mayormente con eso último (atractivo físico).

Sharon
Entonces, a partir de aquí serán capítulos nuevos~ Hola a todos, soy Sharon, y a partir de ahora me encargaré de traducir esta novela. Es una historia algo extraña, siendo que el protagonista es hombre y mujer, ya veremos a dónde nos lleva esta trama.

| Índice |

2 thoughts on “Campo de azucenas – Capítulo 4: La razón de la reencarnación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *