Un día me convertí en una princesa – Capítulo 15

Traducido por Den

Editado por Nemoné


— ¡Papá, Atti te extrañó!

Sin embargo, este lugar es donde se establece la realidad para mí. Mintiendo y actuando linda para lucir bien delante de Claude. Ahora que lo acepto yo misma, estoy triste.

Pero incluso si estoy triste o sola, ¡no lloraré!

— ¡Ah!

Dejé de correr en el campo y me detuve frente a Claude. Después de dejar escapar un sonido de comprensión, me incliné.

—Gracias por invitar a Atti a una fiesta de té.

Cuando me incliné de la forma en la que estaba aprendiendo, pude escuchar el pequeño ‘puff’ de Félix detrás de Claude.

Sí, me veo linda cuando actúo como una adulta, ¿verdad? Por supuesto, hoy seré mucho más linda que otros días. Elegí a propósito la ropa más linda que tengo, y practiqué con un espejo cómo lucir más encantadora.

El concepto de hoy es un niño que actúa como un adulto, pero en realidad, una pequeña dama que todavía no está muy familiarizada con los modales. Tenía que parecer un poco extraña para parecer linda, no muy desconcertada que me hiciera parecer molesta y tal.

Afortunadamente, mi plan parecía funcionar. Las doncellas me miraban valientemente frente a Claude, excepto por Félix, que podía mirarme si quiere.

Yo, con el vestido blanco que parecía grande y esponjoso con muchos volantes, obviamente parecía un ángel. Por supuesto, en este momento era solo un pequeño bebé angelical en lugar de un ángel elegante, glorioso, majestuoso y hermoso… ¡Kuhuckkkk!

La reacción de Claude fue simplemente levantar una ceja pero, ¿este tipo alguna vez me dio la reacción que quise?

—Félix.

A la llamada de Claude, Félix dio una breve respuesta y me levantó. Pude subir al asiento con éxito con la ayuda de Félix. Eso era porque todavía era extremadamente baja para llegar a la silla por mí misma.

Nosotros, los humanos, sin duda somos animales que se acostumbran rápidamente al ver que estas acciones ahora me eran familiares.

Ahora que estaba cara a cara con él a través de la mesa, sonreí lo más alegremente posible y de forma linda dije:

— ¡Buenos días, papá!

Son las diez de la mañana. Por lo general, era por la tarde cuando tomaba el té con Claude cuando lo conocí, pero repentinamente cambió a la mañana hace aproximadamente un mes.

Hablando de hace un mes, fue alrededor de ese tiempo cuando le canté una nana. No sé en qué estaba pensando. Eh, bueno, ¿fue él alguna vez alguien que podía predecir? Nah.

De todas formas, a partir de ese momento le saludaba con “Buenos días, papá” y cuando lo digo, solo me mira por un rato.

Por supuesto no había ningún “Buenos días para ti también”, no como esperaba, pero aun así estaba siendo terca.

— ¡Anoche, papá estaba en mi sueño!

—Sueño, huh.

— ¡Atti, papá, Lilly y Félix, todos viajaron juntos en una escoba, recogieron estrellas y la luna y jugaron juntos!

—Un sueño sin sentido de un perro.

Jo jo. Cuida tus palabras, hermoso. No me inmuté y solo sonreí a Claude.

—Corrí en las nubes y jugué un juego sin sentido con papá. ¡Fue realmente divertido!

Claude parecía pensar que sólo estaba balbuceando cosas y siguió escuchando sin dar respuesta. Pero está bien. ¡Ni siquiera entiendo lo que estoy diciendo!

Eeek, no quiero seguir con esto. Solo comamos un poco de pastel.

Pero de casualidad vi a una hermana doncella mirándome con ojos muy abiertos, y deteniéndose en seco en preparar la comida en un plato para la fiesta de té.

En el palacio del Emperador no se veían doncellas ni caballeros, pero cuando teníamos un banquete o una fiesta de té como esta, los trabajadores del palacio vendrían y lo prepararían para nosotros.

Esta hermana doncella de aquí me era familiar porque preparó esto en varias ocasiones, pero parecía que no me había visto hablar así con Claude antes.

Por otro lado, una hermana doncella llamada Betheran, pudo calmarse a sí misma y se fue rápidamente.

Claude parecía demasiado calmado hoy. Pero siempre me preguntaba algo cada vez que lo veo así. ¿Tal vez tiene trastornos del sueño? También estaba durmiendo cuando fui a su habitación para el banquete…

El ambiente era más tranquilo probablemente porque era de mañana. ¿O solo tiene trastornos del sueño?

¿Qué tal si no me llamas? O solo llámame en la tarde como antes. ¿Por qué recibes “Buenos días” todos los días tan temprano cuando no los necesitas?

— ¿Papá, es delicioso?

Dejando eso de lado, Claude estaba bebiendo el mismo té otra vez. Le debe gustar ese porque siempre lo bebe cuando tiene una fiesta de té conmigo.

Detuvo su movimiento a mi pregunta inesperada.

—No lo bebo por el gusto.

Examinando un poco el té que estaba bebiendo, grité.

— ¡Atti quiere beber lo mismo que papá!

Poder acercarme a Claude durante el último mes… no es lo que sucedió, sino que simplemente mis agallas crecieron así que pude hablar de alguna manera sin preocupaciones.

Ya estaba bien si me dejaba vivir solo por mi terquedad y agresividad.

—El té será un poco demasiado fuerte para que la Princesa lo disfrute.

Claude bajó la taza de té y me miró fijamente. Entonces Félix habló en su lugar.

Pero simplemente no me limité a asentir, sino que hinché mis mejillas y negué con la cabeza.

— ¡Beberé lo mismo!

El rostro de Félix se puso pálido. Aunque amo los dulces, mi lengua se moría por comer demasiados dulces. ¡Así que, también beberé ese té que Claude está bebiendo!

—Concédeselo. No hay ninguna razón para no dárselo si lo quiere.

Con gratitud, Claude no me detuvo. Una hermana doncella que estaba lejos de nosotros se acercó y me sirvió el té.

Yo, una vez más, hice como mi educadora me enseñó y olí la esencia primero, sostuve la taza de té con mucha elegancia.

Pude ver cómo Félix trataba de no reírse de mí nuevamente. Sin embargo, en su rostro se mostró preocupación después de que tomé el té una vez.

¡Exactamente! Fue un desperdicio preocuparse.

— ¡A Atti también le gusta!

Sonreí alegremente después de separar mi labio de la taza de té.

Vi a Claude beberlo muy seguido y pensé que el aroma era totalmente de mi estilo. Ahora que lo probé, Oh Dios mío, es demasiado bueno.

Mi boca, que estaba acostumbrado a lo dulce, no rechazó el té que era amargo en la cantidad correcta. Pero el sabor era un poco único y fuerte.

— ¡Es como una flor que florece en la boca de Atti!

¿Huh? Pero, ¿qué pasa con las reacciones a mis palabras?

—Parece que lo disfrutas.

Félix, que parecía desconcertado, recuperó su mentalidad y comentó.

Claude debe haber pensado que lo escupiría. Si no lo hizo, ¿por qué frunce el ceño?

Pero todos se congelaron por mi comentario. ¿Por qué actúan así?

—Es té Lipeh el que Su Majestad disfruta.

Ahh, así que se llama Lipeh. Entonces, ¿Claude solo bebió esta cosa deliciosa todo el tiempo?

Pero mi interés se centró en el tema que Félix mencionó a continuación.

—A la Señorita Diana también le gustaba mucho.

Me miraba con una sonrisa triste, como si estuviera imaginando algo que extrañaba.

—Como una flor que florece en mi boca… Ella también dijo eso.

Me interesaba escuchar las palabras de Félix. Era cierto que el tema de la madre de Athanasia, Diana, era raro de escuchar.

Buscando las palabras, incliné un poco la cabeza y pregunté como una niña que no sabe nada.

— ¿Entonces, mamá y yo dijimos las mismas palabras?

—Sí.

Sonreía dulcemente como si estuviera pensando en Diana.

—Es debido a la Srta. Diana que Su Majestad probó este té en primer lugar. El ingrediente principal del té Lipeh viene de Siodonna. Ah, también tuvieron una fiesta de té juntos…

—No recuerdo nada de eso.

Sin embargo, la frase de Félix fue interrumpida por una voz helada. Claude no estaba congelado como hace un momento, sino que parecía  frío, sin emociones y cruel.

—Balbuceas muchas tonterías hoy. Es ruidoso. Vete.

Félix se fue sin decir ni una palabra de la orden repentina.

Por otro lado, solo estaba mirando a Claude sin satisfacción.

¿Qué le pasa a este bast***o? ¿Estás diciendo que ni siquiera quieres escucharlo porque piensas de eso como un pasado que vino y se fue? Así que esa mujer de la que se enamoró, y simplemente por un accidente de una noche, me hizo a mí. Bast***o. Realmente un maldito bast***o.

Cuando ni siquiera puedes tirar el retrato de esa mujer…

Mi estado de ánimo fue cuesta abajo. Aunque Diana no era mi verdadera madre.

Pero volví a sonreír por el repentino giro de la mirada de Claude hacia mí. Ja, halaga mi habilidad de supervivencia.

—La leche será más agradable ya que el té es demasiado fuerte para un niño.

—Je je. A Atti también le gusta la leche.

Sentí como que no debería decir que no a esto, así que sonreí y estuve de acuerdo con él.

♦ ♦ ♦

Actualmente estaba aprendiendo modales básicos de la profesora que Claude había enviado.

Era la Condesa Elois, una profesional famosa. Pero no conocía bien a los niños y como tengo cinco años, menos de 8 años, cuando normalmente los niños empiezan a estudiar a esa edad, fue buena conmigo y solo tenía que escuchar a sus palabras.

Sin embargo, la condesa parecía sorprendida y conmocionada por lo bien que seguía lo que me decía sin errores.

Parece que vino esperando a una niña de cinco años pequeña, traviesa, sucia y llorona, ¡pero soy diferente!

Oye, solo aprendí modales básicos nobles. Cuando lo piensas, ya es sorprendente para alguien de cinco años sólo quedarse quieto y prestar atención.


Den
Al principio también odié la actitud de Claude (sobretodo en el Manhwa) pero con los capítulos lo fui entendiendo mucho más que antes u.u Créanme, cambiará. Este emperador, cambiará.

| Índice |

4 thoughts on “Un día me convertí en una princesa – Capítulo 15

  1. Emiryan says:

    Hmmm… A mi me da qué Claude extraña mucho a Diana y no quiere hablar de eso no porqué no tenga sentido si no porqué de algún modo le duele.

    Además sin leer el Manhwa me doy cuenta de qué Claude no es tan malo como aparenta.

    Además no leeré el Manhwa hasta terminar la novela qué tal vez eso sea en años xD

    Gracias por el capítulo!!! Ahora a por el siguiente!!

  2. Khrystal MeL says:

    Me gusta el desarrollo que le dan a Claude y Athanasia. Me parece menos horrible su actitud aquí que en el manhwa, pero seguramente es por la información que ya conozco del haber leído el manhwa.
    Me encanta mucho la novela. Gracias por el capítulo

  3. Ana Maria says:

    MUCHAS GRACIAS POR LA TRADUCCIÓN! SIGAN ASÍ! 🙂 🙂 🙂 🙂
    Concuerdo con Dem-san mientras mas avance la historia mas cambiara Claude.
    Pdt : EL MANHWA ya estreno su segunda temporada 🙂 🙂 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *