Al borde de lo impresionante – Capítulo 73: El tesoro del renacimiento

Traducido por AlbaAVD

Editado por Sakuya


Claire se dio la vuelta y vio a Emperador Blanco abrir lentamente los ojos.

—Chirp chirp~ —Emperador Blanco abrió la boca, se levantó, sacudió su cuerpo y luego se arrastró íntimamente al lado de Claire.

Claire recogió al peludo Emperador Blanco, y sus pensamientos se volvieron aún más conflictivos. ¿Por qué sentía que era algo que atraía seres extraños? Walter el espíritu, Golden Lotus que con arrogancia la llamaba Ma, y este peludo Emperador Blanco. Y este chico adorable era en realidad su maestro.

Claire miró a la pequeña bola de pelos a su lado con los ojos muy abiertos, pero frunciendo en su corazón con frialdad. ¡Solo espera! Ella definitivamente revertiría el contrato ¡definitivamente se convertiría en la maestra de Emperador Blanco!

—Walter —Claire llamó de repente.

— ¿Qué? —Walter respondió por reflejo.

—Si quieres un cuerpo, además de encontrar y poseer un cuerpo adecuado, ¿hay algún otro método? —Preguntó Claire mientras fruncía el ceño.

—Si, pero no —Walter dijo impotente.

— ¿Qué quieres decir?

—Hay algo que puede hacer renacer el cuerpo de alguien, pero es un tesoro del Templo de la Luz. Se dice que la diosa se lo otorgó a un papa desconocido y desde entonces ha sido consagrado en el salón principal del palacio del Templo de la Luz. ¿Quién podría conseguirlo? No significa esto un, ¿no? —Walter explicó de una manera eterna. —Por supuesto que no me gustan los cuerpos de otras personas, todavía anhelo mi propio cuerpo. Pero esa cosa, aunque suena bien, ¿es acaso posible obtenerla?

Pero Claire frunció el ceño y pensó en otras cosas.

—Si tu cuerpo renace, ¿serás reconocido? Por ejemplo, ¿el Príncipe Divino que te mató? —Claire preguntó dubitativa.

—No, ese día cuando estaba peleando con el niño bonito, me había cubierto por completo. Tampoco dije nada —Walter respondió sinceramente.

Claire se sentó en la posición de loto, sin hablar más, reflexionando.

— ¡Claire! Tú no pensarás en robarle al Templo de la luz, ¿verdad? ¿No sabes lo peligroso que es? ¡No podrás ingresar de manera segura, e incluso si ingresaras, no hay garantía de que puedas sacarlo! —Walter lloró alarmado. Luego, muy preocupado, dijo: —Aunque realmente quiero mi cuerpo, no deseo que estés en peligro.

—Oh. —Claire respondió sin entusiasmo, todavía reflexionando.

—No, no te confundas. No quiero decir que tenga miedo de que te pase algo. Es solo que, si algo te sucede, ¿qué hago? Solo soy una piedra. —Walter explicó apresuradamente. Pero cuanto más hablaba, más le faltaba fuerza. Se sintió molesto en su corazón. ¿Por qué sintió que cuanto más lo intentaba, peor era? ¿Podría ser que le gustara esta pequeña demonio? ¡Patrañas! ¡¿Cómo podría ser posible?! Esta niña aún no había terminado de madurar, y su personalidad era tan vil. Ella a menudo lo trataba malvadamente. ¿Cómo podría gustarle una persona tan despreciable?

AlbaAVD
Así que Walter es Tsundere y Masoquista, interesante.

—Oh. —Claire todavía estaba distraída.

Walter se relajó. Parece que a esta pequeña demonio no le importaban sus palabras. No está mal, no está mal.

—Walter —Claire le llamó de repente, sorprendiendo a Walter al mismo tiempo.

— ¿Qué? —Walter preguntó con cautela.

— ¿Cómo se ve el tesoro que puede renacer a tu cuerpo? —Preguntó Claire, su rostro completamente serio.

— ¿Qué? ¿Qué vas a hacer? —Preguntó, algo sorprendido.

—Naturalmente, lo conseguiré para ti y dejaré que tu cuerpo renazca. Si tienes un cuerpo, podrás ayudarme aún más que ahora. —Claire no dijo la última oración en voz alta. Pero que Walter no tuviera un cuerpo tampoco estaba bien.

— ¡¿Qué?! —Walter comenzó a gritar — ¿Sabes lo peligroso que es? En este momento todavía tienes la marca del dios de la oscuridad en el dorso de tu mano. Si lo descubren las personas del Templo de la Luz, ¿cuál sería el resultado? —Walter estaba extremadamente ansioso, tratando de inmediato de bloquear la idea.

—Mientras no lo descubran, estará bien. —Claire se encogió de hombros cuando respondió, sin importarle en absoluto.

—Lo dijiste como si fuera algo simple, ¿pero crees que el Templo de la Luz es un lugar al que es fácil ingresar? ¿Crees que lo que hay dentro es realmente tan fácil de llevar? El Templo de la Luz tiene tantos expertos como estrellas en el cielo, y también, esa cosa está destinada a ser consagrada en la sala principal del palacio. —Walter estaba extremadamente ansioso, señalando apresuradamente algunos de los peligros, tratando de evitar que Claire fuera.

—No dije que iba a entrar por el frente —Claire levantó una ceja ligeramente. —Además, soy muy escéptica. ¿No es relativamente valioso? ¿No debería estar oculto en un cierto lugar secreto? —No entendía al completo este asunto en particular.

—Eso es porque el Templo de la Luz finge ayudar a las personas, pero realmente son un grupo de pretenciosos y arrogantes. Eso es algo que la diosa otorgó a los mortales, naturalmente lo mostrarán y les dirán a todos que la diosa se preocupa por el templo. Otra razón es que el Templo de la Luz tiene una confianza extraordinaria en su fuerza. Piénsalo, ¿quién en el mundo se atreve a robarle al Templo de la Luz? —Walter dijo mientras fruncía el ceño.

—Yo me atrevo. —Claire reveló un rastro de una extraña sonrisa.

— ¡Tú! ¡¿Quieres morir?! —Walter apresuradamente y enojado dijo. — ¿Sabes lo peligroso que es esa idea?

— ¿Cómo es? Debería haber algún tipo de barrera, ¿verdad? —Claire reflexiona, acariciando su barbilla.

— ¡Y lo dudas! Por supuesto que hay una barrera. Pero no debería ser muy fuerte, porque el Templo de la Luz es extremadamente arrogante —Walter resopló y de repente se congeló, su mirada se volvió vulgar. —Claire, estás trabajando tan duro para que mi cuerpo renazca, ¿podría ser que te gusto? ¿Cuándo empezaste a amarme en secreto?

Claire no dijo una palabra, sacó la piedra espiritual y luego la pellizcó indiferentemente con todas sus fuerzas. Walter estaba a punto de desmayarse, convulsionando, guardó silencio.

Claire no perdió más tiempo. Se sentó en la posición de loto, cerró los ojos, recordó el tercer nivel del método de cultivo mental en el Libro del Treasured Lotus Style, y comenzó a cultivar.

Sin sonido, sin forma, sin yo, sin corazón.

Claire solo sintió que había entrado en un reino de fantasía. Todo a su alrededor desapareció. Calidez, solo sintió una extraña calidez.

Estando inconsciente, Walter no podía ver el tenue brillo dorado alrededor del cuerpo de Claire que se veía tan puro, tan hermoso.

Emperador Blanco, que había estado acostado cerca, miró a Claire sin moverse.

Después de quién sabe cuánto tiempo, Claire finalmente abrió los ojos. El brillo dorado desapareció instantáneamente. Un rastro de una sonrisa satisfecha apareció en sus labios. La fusión de Dou Qi y elementos mágicos en el poder del loto, era absurdamente eficiente. Solo le faltaba un poco y casi podía comprender el tercer nivel. No era que no pudiera abrirse paso, sino que Claire todavía no quería tener un rayo de tribulación cayendo aquí y destruir la casa de Camille.

Pero la voz de Golden Lotus de repente sonó en la mente de Claire.

—Ma, cuanto más te tardes, más difícil será para ti abrirte paso. El nivel de magia y Dou Qi que tienes en este momento pueden ayudarte a avanzar rápidamente hasta el séptimo nivel. Mientras más tardes, más difícil será. Pero no tengas miedo, bloquearé los rayos de la tribulación.

— ¿Puedes cambiar su dirección? —Dijo Claire, algo impotente.

Pero Golden Lotus hizo oídos sordos a la protesta de Claire.

—Ma, buenas noches. —Después de decir buenas noches, se quedó en silencio.

Claire estaba un poco sin palabras, completamente incapaz de manejar el Loto Dorado. Lentamente cerró los ojos, una leve sonrisa apareció en sus labios. Ahora con sus ojos cerrados, el área que podía sentir se había ampliado demasiado. Ahora que estaba anocheciendo afuera, lentamente expandió su conciencia, pasando por el pasillo hacia el salón principal. Realmente podía sentir la situación en el salón principal. Todos se estaban preparando para comer, pero Summer murmuró, — ¿Por qué Claire no ha terminado de meditar todavía, tenía que ir a llamarla o algo así? —Pero Camille la detuvo, diciendo que era mejor no molestar a un mago meditando.

La sorpresa de Claire fue interminable. Ella solo se había cultivado hasta el tercer nivel y ya era así de anormal, entonces, ¿qué pasaría después? ¿Este es un sentido espiritual? La frase apareció repentinamente en la cabeza de Claire, pero inmediatamente desapareció.

Al momento siguiente, Camille, Jean y Ben sintieron algo extraño.

— ¿Por qué siento que alguien está mirando? —Camille se volvió y miró a su alrededor confundido, pero no vio nada fuera de lo común.

—También siento que alguien nos está mirando —Ben resopló y dijo de mal humor.

Jean observó atentamente los alrededores, pero tampoco pudo descubrir ninguna pista.

Satisfecha, Claire retiró lentamente su conciencia. Ella comenzó a reflexionar. Justo en ese momento, las dos palabras, sentido espiritual, repentinamente pasaron por su mente y se sintieron muy familiares, un extraño tipo de sentimiento. Pero ella no podía señalarlo. ¿Por qué?

Cuando se levantó, Emperador Blanco emitió un chirrido y luego se abalanzó sobre su espalda. Mientras lo hacía, se subió al hombro de Claire, luego trepó a su cabeza, reclamando su preciado asiento nuevamente.

Claire caminó hacia el salón principal justo cuando Camille y el resto se preparaban para comer. Al verla venir, Summer saltó alegremente, sacando un par de boletos y los sacudió alegremente.

—Claire, tu abuelo es realmente increíble. Es muy eficiente, nos consiguió los boletos tan rápido. También entregó “esa cosa”.

Naturalmente, Claire sabía lo que significaba “esa cosa”. Era la poción de tinte que se iba a usar para cambiar la apariencia de la preciosa perla.

—Claire, es hora de comer —Camille sonrió cálidamente. —Estuviste encerrada en esa habitación y meditando durante tanto tiempo que deberías tener hambre. Come un poco más.

Claire asintió y se acercó. Cuando ella se acercó a Camille, él usó un volumen que solo ellos dos podían escuchar y exprimió de entre los huecos de sus dientes.

—Estaba esperando que murieras de hambre ahí dentro.

—Este deseo tuyo nunca se cumplirá. —Claire también sonrió como una flor y se sentó.

Fueron muy amables mientras comían, o al menos eso hacían en la superficie.

Después de cenar, Claire regresó a la habitación y sacó la piedra espiritual, frotándola una y otra vez.

Walter se despertó de repente, mirando las acciones de Claire con los ojos muy abiertos. Actualmente, la piedra espiritual era como el cuerpo de Walter, podía dejar que sintiera todo. Con Claire frotando la piedra, se sentía como si todo su cuerpo estuviera siendo frotado.

—Claire, detente, ¿qué estás haciendo? —Walter gritó sorprendido, tratando de detenerla rápidamente. —Ya me desperté.

—Oh. —Claire se detuvo, miró a Walter y dijo —Dilo, ¿qué aspecto tiene el tesoro que puede renacer a tu cuerpo? Y, ¿por qué tienes la cara tan roja?

— ¡Tú! —Walter se tragó las palabras que estaba a punto de decir. —Si me frotas así, ¿cómo puede mi cara no estar roja? ¡Lamentablemente soy un hombre normal!

— ¡Con rapidez! —Claire tocó la Piedra Espiritual y dijo con impaciencia.

Walter temía que Claire lo golpeara nuevamente y rápidamente dijo:

— ¡Ah! Se ve casi igual que una caracola. —Luego agregó rápidamente —Aunque te lo dije, no vayas. Es demasiado peligroso, no es un lugar al que puedas ir con tu fuerza actual. Incluso si avanzas a la etapa de gran mago, aún no podrás entrar de forma segura y escapar.

Pero Claire ignoró a Walter y, en cambio, le dio un fuerte pellizco, haciendo que Walter se desmayara. Empacó algunas cosas, se levantó, salió de su habitación y fue a la habitación de Ben.

Claire llamó y Ben abrió la puerta, parecía somnoliento. Por supuesto, si no estaba ocupado, se iría a dormir.

—Claire, ¿qué estás haciendo? —Ben estaba confundido y no entendía.

—Vámonos. Esta noche, te daré una lección. Una lección muy importante. —Una sonrisa astuta apareció en los labios de Claire.

| Índice |

One thought on “Al borde de lo impresionante – Capítulo 73: El tesoro del renacimiento

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *