Días de villano – Capítulo 20: Los sentimientos de Byakko Teruki (1)

Traducido por Sharon

Editado por Sakuya


Conocí a Amano Yuu en mi primer año de Escuela Media.

Al principio, me pareció alguien egoísta. Pero pronto fui atraído por su rostro brillante y expresivo.

Sin embargo, su aura eventualmente se volvió sombría y todos comenzaron a evitarlo. Aunque yo no me rendí. Noté que, si te acercabas directamente, él utilizaría un frente frío. Pero tan pronto como te alejabas, te observaba ir con una expresión solitaria.

Por supuesto, si por alguna razón te dabas la vuelta, él huiría.

Después de pensar por horas por qué no podía dejarlo solo, me di cuenta.

Amano me recuerda a un gato callejero que tenía en la Escuela Elementaria. Su piel era de un suave marrón y sus ojos estaban teñidos del azul del cielo. Sus nombres también son similares: nombré al gato Yuuijirou.

Cuando lo llevé a casa por primera vez, solía sisear y mirarme con sospecha cuando me acercaba. Y cuando me paraba para irme, se escondía y me observaba.

Son iguales.

Cuando Yamada y su grupo molestaban a Amano, él sólo lo soportaba.

No obstante, un vicioso rumor comenzó a expandirse.

Amano era una flor envenenada que lastimaba a las personas que rodeaban a Houou-senpai.

Era un rumor estúpido. Intenté reunir evidencia, pero no pude encontrar nada. Por eso, no pude realizar ninguna contramedida.

No pude evitar pensar que si Houou-senpai y los otros hubieran ayudado a Amano, la situación hubiera sido completamente diferente.

Pero en ese momento, era demasiado tarde. Los rumores ya le habían dañado. Cuando miraban a Amano, los ojos de los chicos de grado mayor eran antipáticos.

Así, Amano se volvió víctima de una caza de brujas. Yamada era el instigador más violento, atreviéndose a empujar a Amano por las escaleras. Mizuki y yo intentamos reportarlo, pero como no había suficiente evidencia, el caso fue dimitido.

Estaba tan preocupado. Mi profesor de clase dijo que, cuando Amano cayó, perdió la memoria. Nos dijo que lo tratáramos con amabilidad cuando regresara.

La próxima vez, definitivamente lo protegeré.

Eso es lo que decidí mientras esperaba que volviera.

Para mi sorpresa, cuando regresó a clase estaba más brillante y más expresivo que nunca. Incluso le habló a Yamada con amabilidad.

Incluso las acciones de Houou-senpai eran extrañas. Cuando le conté sobre el bullying de Yamada, me sorprendí cuando vi sus ojos.

Estaban teñidos con el deseo de monopolizar.

Debería haber escuchado a mi hermano mayor. Solía quejarse y decirme que tenía miedo de Houou-senpai.

Honestamente, pensé que era porque mi hermano solía saltarse su trabajo, molestándolo.

En ese momento, estaba realmente asustado.

Él sólo sonrió con gracia todo el tiempo. Extremadamente aterrador.

Por cierto, Yamada terminó transfiriéndose sin que nadie lo notara.

Entre nuestros compañeros, quienes adoraban a Houou-senpai se volvieron extrañamente calmados.

Otros cambiaron sus posturas a no molestar a Yuu. Comenzó a circular el rumor de que, si molestabas a Yuu, Houou-sempai tomaría represalias.

Es aterrador… Después de eso, a partir de entonces, sólo Mizuki y yo nos juntamos con Yuu.

La Princesa y sus Caballeros. De alguna forma, esos se volvieron nuestros apodos.

Mizuki no pareció notar nada, y todos los días tomaba los murmullos sin preocuparse.

Una vez que entramos a Preparatoria, los tres comenzamos a pasar más y más tiempo juntos. Mientras tanto, Houou-senpai se volvió mucho más ocupado.

Todo porque, por órdenes del Director, el Consejo Estudiantil se volvió la niñera de uno de los estudiantes transferidos. Como Houou-senpai está a cargo de él, me preocupé de que la condición de Yuu fuera a deteriorarse.

Así que estaba sorprendido cuando escuché que Yuu no los había contactado.

Recientemente, cada vez que Yuu pasa por los salones de las clases de los mayores, ellos lo miran mal.

Hay una lógica retorcida en ello.

Ahora mismo, las personas están celosas del estudiante transferido, quien puede pasar tiempo con el popular Consejo Estudiantil. Pero no pueden tocarlo porque es el apoyo del Consejo y el Director le apoya. Como Yuu se asoció a Houou-senpai de forma negativa en el pasado, toda la malicia hacia el estudiante transferido fue redirigida hacia un objetivo más sencillo. Es decir, Yuu.

Aunque mis compañeros de clase saben que, si molestas a Yuu, Houou-senpai te hará caer, nuestros Senpai no lo saben.

Aunque, inesperadamente, Yuu no contactó a Houou-senpai, y esperó desde lejos.

Está bien, no voy a empujarlo.

Esos Senpai.

Durante el Campo de Entrenamiento de Abril, Suzaku, el estudiante transferido, se volvió nuestro compañero de cuarto. Y fue escoltado por un superior.

¿Es un VIP?

Mientras conversaba con Suzaku, sentí algo extraño.

¿Qué diablos, está ignorando a Yuu?

Dices que no intentas hacer enemigos, ¿pero qué clase de historia intentas contarme?

Observé a Suzaku en secreto, sin entender el verdadero significado de sus palabras.

Mientras Yuu se fue al baño, vacilé antes de preguntarle a Suzaku.

—Ahora mismo, ¿no crees que estuviste actuando raro hacia Yuu? Probablemente está llorando ahora.

—¿En serio? Pero, ¿Houou-senpai no lo odia? Lo escuché con mis propios oídos. Que Senpai piensa que es una molestia. Es mejor que seas cuidadoso, Byakko-kun.

Este chico.

¿Qué diablos?

Todo mi cuerpo está temblando de rabia ahora mismo. Dijo esto sin nada de malicia. Como si estuviera dando un consejo con buenas intenciones.

Intenté calmarme y hablé con tono frío.

—¿Hay un rumor como ese? ¿Quién lo dijo?

—¿Huh? Lo escuché de los Senpai que cuidaron de mí.

—¡Por eso te pregunto quién lo dijo!

Sin querer levanté mi voz, sorprendiendo a Suzaku. Tenía una mirada dudosa, que se parecía a la mía en el pasado.

—¿A qué te refieres?

—Los rumores son todos falsos. Yuu es alguien bueno. No creas en todo lo que escuchas a ciegas. ¡Juzga a Yuu después de conocerlo! Esa es la verdad. Sino, estarás en problemas.

¡No quieres ponerte en el lado malo de Houou-sempai!

No lo noté mientras retaba a Suzaku, pero Yuu no volvió.

Es probable que se distrajera en una conversación mientras volvía.

Pero ¿y si no? ¿Qué tal si la situación es diferente? ¿Cuán lejos se extendieron los rumores?

Mientras buscaba mi teléfono para llamar a Yuu, noté que dejó el suyo en el cuarto.

Tengo un mal presentimiento. Llamé a Houou-senpai de inmediato.

—¡Senpai! ¡Yuu se fue al baño hace tiempo y todavía no volvió! ¡Hey, Mizuki! ¿Viste a Yuu?

Mientras hablaba por teléfono, me encontré con Mizuki que hablaba con sus amigos del Club de Kendo. Las palabras salieron de mi boca como agua corriendo.

—¿Huh? Lo vi ir hacia allí hace un rato. Estaba corriendo a algún lugar… ¿Algo pasó?

—¡Entendido! ¡Senpai! ¡Fíjate en el patio!

—Muy bien. Byakko, ¿puedes dejármelo a mí? Si Yuu vuelve al cuarto, puede preocuparse si no te encuentra. (Hiroto)

—¡…! ¡Iré también! (Teruki)

—No, eso no estará bien. Sólo déjamelo a mí. ¡Ken! Yuu desapareció. ¿Qué? ¿El patio? Okay, confiaré en tu intuición. Byakko, ve al cuarto, ¿sí? (Hiroto)

—…Bien.

Cuando regresé, Suzaku no estaba. Estoy aliviado. Sólo quiero ver a Yuu.

Probablemente no pudo soportar el aura de rechazo de Suzaku. Espero que no esté llorando.

Quiero arreglar esto rápido. Acariciar su cabeza lentamente, y… ¿Y?

—Qué, ¿estaré tan cansado ya?

Me encogí de hombros e hice crujir mi cuello. Con cada estirón, me siento más despierto.

Después de un tiempo, Houou y Seiryuu-sempai finalmente encontraron a Yuu. Luego de que me informaran, pensé en ir de inmediato a la enfermería, incluso quedarme por la noche.

Estoy tan preocupado.

Lo primero que haré en la mañana es ir a recoger a Yuu.

Cuando lo vea, me disculparé. Entonces acariciaré su cabeza y…

Esa noche, tuve un sueño extraño.

Comenzó conmigo acariciando el cabello de Yuu. Entonces, de repente, se giró para mirarme. Me incliné hacia adelante y le di un beso en la mejilla. Tan pronto como mis labios hicieron contacto con su suave piel, una oleada de… algo me atravesó.

Sostuve a Yuu con fuerza en mis brazos, su risa igual al repiquetear de las campanas, y entonces…

Cuando me desperté, me di cuenta que otra parte de mí estaba despierta.

—¿Qué diablos? Debo haber estado realmente cansado anoche. ¿Estaba frustrado? Hombre, supongo que iré a buscar a Yuu por ahora.

Me preparé rápido y fui a la enfermería. Fui cuidadoso para no despertar a Suzaku.

Pero cuando llegué, Yuu ya había sido enviado a casa.

| Índice |

4 thoughts on “Días de villano – Capítulo 20: Los sentimientos de Byakko Teruki (1)

  1. Resa Rin (@Resa_Rin) says:

    ¡¡¡YAAAAAAASSSS!! RÁPIDO, Byakko, Enamórate de Yuu y apersónatelo. Puedes compartirlo co Teruli pero mejor aléjalo de los imbéciles pedazos de basura buenos para nada hijos de….

    Gracias por el capítulo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *