Katarina – Volumen 4 – Capítulo 3: Valientemente hacia el enemigo (7)

Traducido por Shisai

Editado por Raine


¿Eh? ¿Qué fue eso? ¿Qué acaba de pasar?

Estaba congelada, incapaz de comprender lo que acababa de suceder, como de costumbre.

Mmm… Vayamos a través de la cadena de eventos que conducen a este punto: primero, pensé en cultivar los campos en la mansión Claes para aumentar mis poderes mágicos… no, eso era un poco demasiado atrás. Intentémoslo de nuevo. Después de todo, llevaría mucho tiempo resumir los eventos de mi infancia hasta este momento.

Ugh, ¡eso no fue todo! ¡Recuerda, Katarina! ¡Piensa en lo que acaba de pasar hace un momento!

En primer lugar… llegamos a esta habitación y encontramos al desaparecido Keith. Pero la magia oscura había sido lanzada sobre él, y no logramos despertarlo por mucho que lo sacudiera y gritara. Por eso Lahna y el resto se fueron en busca del individuo que lanzó el hechizo. Solo Jared y yo nos quedamos en esta habitación. Pero no importó cuánto llamé a Keith ni a qué volumen, ¡él no reaccionó en absoluto! Así que me enojé mucho y dije: “¿Por qué? ¿Por qué Keith tiene que sufrir así?”. Y luego sentí el espejo que Jared me había comprado calentándose. Lo toqué, y sentí que podía hacer algo con respecto a esa serpiente hecha de niebla negra. Mmm. En realidad, recuerdo haberla destrozado y aplastado con mis propias manos… y luego Keith se despertó, ¿y luego…?

—¡Auuuggh! —Sostuve mi cabeza mientras un extraño sonido escapaba de mis labios. Pude ver los eventos que acababan de ocurrir en mi mente, en tiempo real.

Cuando Keith abrió los ojos, me llamó con voz débil y, por alguna razón, me puso una mano en la mejilla. Eso estuvo bien. Al menos, hasta ese punto.

Pero entonces, ¿¡qué pasó después!? Keith puso sus labios contra mi mejilla y luego… ¡me dio un beso!

En mi confusión, no sabía cómo reaccionar, y solo podía mirar fijamente con los ojos bien abiertos. ¡Pero entonces, Keith…! Él me miró con esa cara bonita, ¡con una expresión como si estuviera listo para fundirse! ¡Y él seguía mirándome fijamente, así de simple! Sólo pensar en eso fue suficiente para casi hacer que mi cabeza explotara. ¡Y esa sensación, también! Nunca pensé que los labios de alguien más serían tan suaves. ¿No fue mi primer beso? Mmm. Espera… ¿por qué siento que he sentido algo así antes?

De hecho… ¿es la sensación de los labios de otra persona realmente una primicia para mí? ¿Por qué siento que he experimentado esto antes? Y… ¿de quién fueron esos labios?

—Katarina. ¿Estás bien?

Una voz me llamó mientras permanecía perdida en mis pensamientos. Me di la vuelta, solo para ver a Jared de pie detrás de mí, con una expresión de disgusto en su rostro.

—¡S-sí! —Todavía agitada, me las arreglé para contestarle.

Jared dio un paso adelante, inspeccionando a Keith, ahora dormido. El mismo Keith que acababa de hacer algo desconcertante, y luego volvió a quedarse dormido.

—Esa fue… toda una reacción, por lo que pude ver. Tal vez un efecto secundario de que la magia fuese disipada. Lo más probable es que simplemente esté durmiendo.

—Ya… veo. —Estaba tan aliviada de que la magia había sido disipada. Pero lo que acaba de suceder fue demasiado intenso. Todavía no podía juntar mis pensamientos.

—Sin embargo… incluso si estaba medio despierto, realmente fue y lo hizo, ya veo. —Jared puso una mano en mi barbilla.

Ante mi estado de confusión, todo lo que pude hacer era permanecer con la boca abierta. ¡¿Podría ser…?! Justo cuando pensé que la cara de Jared estaba demasiado cerca para mi comodidad, sentí esa misma sensación suave en mis labios una vez más. Los responsables, por supuesto, fueron los labios de otra persona.

Con un sonido sutil, Jared se alejó.

—Un desinfectante, ya ves. Eres mía después de todo, Katarina. No puedo simplemente pasar por alto a otro hombre tratando de arrebatarte —dijo Jared, enfurruñado como un niño.

De repente recordé todo lo que había olvidado, todo al mismo tiempo.

Es verdad… ese beso ahora mismo no fue mi primer beso. Mi primer beso fue tomado por Jared hace un tiempo… y además de eso, ¡incluso se me propuso, diciendo que me quiere!

Me había olvidado de todo eso en el caos de la desaparición de Keith.

¿¡Pero cómo pude haber olvidado algo así…!?

Entonces Jared, que todavía estaba malhumorado infantilmente, dijo:

—Mmm. Parecería que mis sentimientos no fueron transmitidos apropiadamente. ¿Tal vez un beso no es suficiente? Entonces, ¿debo hacerlo de nuevo…?

¡Qué palabras tan terroríficas! Inmediatamente negué con la cabeza.

—No, ¡lo recuerdo todo! Estoy bien, muy bien —respondí desesperadamente.

Jared parecía un poco decepcionado por mi respuesta.

—¿Es eso así…? Ya veo.

A partir de ahí, mi confusión siguió creciendo. ¿Qué voy a hacer? ¿Qué se supone que haga? ¡Estaba en pánico! Jared me besó, dijo que me amaba, y luego… pero luego Keith, ¿por qué lo hizo…? Eso no fue bueno. Simplemente había demasiado a la vez. Ugh, ¡mi cara se siente como si estuviera en llamas! ¡Mi corazón tampoco deja de latir! ¡Incluso puedo oírlo! Augh.

—¡Woof!

Y encima de toda mi confusión, un sonido misterioso se unió a la refriega, por supuesto.

—Woof, woof.

Ya no tenía idea de lo que estaba pasando. No pude comprender esta situación en absoluto. ¿Qué es todo este ruido durante este tiempo tumultuoso?

Espera. ¡¿Qué?! El sonido misterioso vino desde muy cerca de mí. Obviamente sonaba como un cachorro de algún tipo, pero no debería haber habido nada de eso en esta habitación.

Mirando hacia la fuente del sonido, mis ojos se posaron en los restos de la serpiente negra, que había comprimido antes en una bola. El sonido había venido desde adentro de esa masa.

—¿Eh? ¿Qué? —Me quedé mirando fijamente la bola negra. Parecía estar… moviéndose, cambiándose en una nueva forma. ¡¿Es esa cosa una serpiente de nuevo?! Me armé de valor y estaba lista para cualquier cosa… pero la nueva forma que tomó la pelota fue…

—¿Un cachorro?

Donde antes se encontraba la masa negra, ahora estaba sentado un cachorro negro, uno muy adorable para acabar.

—¡¿Qu-qué?!

¡Sólo podía adivinar que este cachorro estaba formado por la cosa negra que había arrancado de Keith! ¿Por qué es un cachorro ahora?

Una cosa tras otra… ¡nada tiene sentido!

Tanto Jared como yo parecíamos no tener palabras mientras mirábamos al cachorro recién materializado. Y luego sus ojos y los míos se encontraron, y el cachorro se dirigió directamente hacia mí.

Hasta ahora, todos los perros que había encontrado en mi vida me veían como un enemigo mortal. Así que estaba preparada para cualquier cosa… pero luego el cachorro meneó la cola de alegría cuando se me acercó.

—Qu-qué… —Sólo pude mirar en shock.

La reacción de Jared fue diferente a la mía.

—¿Estás bien, Katarina? —dijo, moviéndose para quitarme el cachorro.

—¡Q-qué lindo…! —dije, abrazando al cachorro automáticamente.

—¿Huh? —Jared hizo una expresión graciosa debido a su sorpresa, pero eso no estaba realmente registrado en mi mente.

Después de todo, ¡estaba increíblemente conmovida! Desde que nací, no, incluso en mi vida anterior a ésta, siempre les había disgustado a los perros. Por supuesto, amaba a los animales, incluidos los perros, y no tenía idea de por qué me odiaban. Yo era popular entre los monos del zoológico y las montañas detrás de mi casa, por alguna razón, pero los perros siempre eran hostiles hacia mí.

De esta manera, acariciar a un lindo cachorro me hizo sentir como si hubiera terminado una antigua guerra. Los enemigos mutuos finalmente habían bajado sus armas. Ah… finalmente pude sentir la suave piel de un perro. Abrazar a un cachorro fue realmente un sueño hecho realidad. Había vivido todos estos años, y una vida anterior, y en ningún momento le había agradado a un perro. ¡Y ahora ha llegado este día!

Continúe agitando la piel del cachorro. Ni una sola vez me mostró los dientes. ¡Por fin, mi sueño se había cumplido! Sostuve al cachorro con fuerza, mimándolo en todas las formas que pude. El cachorro parecía disfrutarlo, si su cola moviéndose rápidamente era una señal. ¡Ahh, que suave! Muy adorable. Era como si estuviera soñando. Podría perderme tan fácilmente en este nuevo mundo, con mi cachorro, yo misma y… bueno, supongo que sólo éramos mi cachorro y yo. Justo cuando estaba a punto de seguir disfrutando, una risa misteriosa me interrumpió.

—Jee, jee…

Era una voz clara, sonando como una campana. Supuse que Jared estaba haciendo un ruido extraño después de haber quedado fuera del buen momento que estaba teniendo con mi cachorro, pero ese no fue el caso. De hecho, Jared se colocó delante de mí y del cachorro con su espada desenvainada y su expresión seria.

Parecía estar mirando en dirección a la puerta. Seguí su mirada, sólo para encontrar a una mujer parada en la entrada de la habitación. De un vistazo, ella parecía ser una chica de pelo negro de mi edad. La risa probablemente vino de ella.

—Que interesante eres… realmente… —dijo casualmente la chica de pelo negro. Parecía que ella estaba mirando más allá de Jared y su espada.

Que chica tan misteriosa. A pesar de que parecía tener una edad similar a la mía, la forma en que se reía y sonreía parecía casi infantil.

Continuamos mirando a la chica con cautela mientras seguía hablando.

—Pero… después de todo ese esfuerzo. Quería hacer un experimento de Magia Oscura y crear un familiar con la oscuridad, pero veo que lo has reclamado para ti, ¿eh?

—¿Familiar de… la oscuridad? —Repetí tras ella sin comprender, incapaz de entender.

—Ese cachorro. Utilicé las Artes Oscuras en tu hermano e hice un familiar. Pero veo que también has disipado esa magia.

—¡¿E-Eh?! ¿Esta pequeña cosa aquí es un familiar de la oscuridad? ¡E-espera! ¡Así que eres tú quien lanzó magia oscura sobre Keith!

—Sí, ésa soy yo —La niña dijo, su expresión no cambió en lo más mínimo.

Que… ¡qué terrible! No podía creer que el autor que Lahna y los demás habían estado buscando todo este tiempo apareciera por su cuenta. Por lo que dijeron María y Sora, esta persona lanzó una Magia Oscura inmensamente poderosa. ¿Estaríamos bien frente a un enemigo así?

Me sentía incómoda, mirando a la chica con más cautela que antes. Pero ella no parecía darse cuenta o importarle.

—Pero entonces… ¿cómo conseguiste tomarlo para ti? Qué misterioso… no tienes ni una gota de Magia Oscura en ti, por lo que puedo ver… —La niña reflexionó, colocando una mano en su mejilla. Y entonces ella de repente preguntó: —Hey, dime. ¿Por qué? ¿Cómo?

—¡¿E-Eh?! Aunque me preguntes eso, p-pero… —Me volví para mirar al cachorro feliz, que todavía se movía en mis brazos.

¿Es esto realmente cierto? ¿Este cachorro es un familiar de la oscuridad? Yo… supongo que salió de la cosa negra, sí. Pero ¿qué es un familiar de la oscuridad de todos modos? ¿Es peligroso? Pero es tan lindo, no creo que lastime a nadie…

—Pero, bueno… ya que lo has tomado por ti misma, no hay mucho que hacer. No puedo hacer mucho ahora, así que… puedes tener ese cachorro.

—¿E-Eh…? ¿De verdad? Gracias… —Le agradecí reflexivamente, pero… ¿mmm? Algo no se sentía bien.

—Jee, jee. Realmente eres una persona interesante, Katarina Claes… —dijo la niña, una vez más riendo de la misma manera.

—Espera… ¿por qué sabes mi nombre…? —No había ninguna razón para que ella supiera algo así.

Antes de que pudiera preguntar, la chica se movió. Ella levantó un brazo y murmuró algo en voz baja. Vi a Jared levantar su espada en respuesta a sus movimientos, pero…

Antes de que cualquier otra cosa pudiera suceder, la habitación estaba envuelta en una oscuridad absoluta, completamente negra. Fue una pura ausencia de luz. No pude ver nada.

En la oscuridad, su voz hizo eco.

—Honestamente… quería charlar un poco más, pero tengo que irme. Nos reuniremos de nuevo en alguna parte, estoy segura…

Y con eso, la luz volvió repentinamente a la habitación. Pero la niña ya se había ido.

—¿Qué… fue eso? —murmuré.

No hubo respuesta a excepción de un sólo ladrido feliz del cachorro acunado en mis brazos.

♦ ♦ ♦

Inmediatamente después de que la mujer desapareció, Lahna y compañía se apresuraron a entrar en la habitación. Finalmente, habían seguido el rastro del perpetrador, y luego sintieron una fuerte presencia de magia oscura, que finalmente los llevó de regreso a esta misma habitación. Jared y yo le explicamos a Lahna todo lo que había sucedido hasta este punto.

—Mmm. Ya veo. ¿Y éste es el familiar de la oscuridad? —Lahna preguntó, mirando al cachorro en mis brazos. —Hay muchas preguntas que me gustaría hacerle, y con gran detalle. Pero no deberíamos quedarnos aquí. Ahora que la Magia Oscura lanzada sobre Keith se ha disipado, debemos ir a un lugar seguro de inmediato. —Como ella dijo, eso era lo mejor que se podía hacer. Así que nuestro pequeño grupo comenzó a salir de la mansión.

—Umm… ¿Podríamos traer al cachorrito con nosotros?

Era simplemente demasiado adorable. No podía sólo dejarlo ir. Cuando lo dejé en el suelo y traté de irme, el cachorro inmediatamente me persiguió. Me rompería el corazón dejarlo abandonado en esa habitación.

—Por supuesto. Definitivamente es una cosa interesante. Y no plantea ningún daño, por lo que puedo ver. Sí, lo llevaremos con nosotros.

—¡Genial! ¡Gracias! —Con el permiso de Lahna, tomé al pequeño cachorro negro y lo llevé con nosotros.

Tal vez porque Keith estaba simplemente muy cansado, se quedó dormido. Estaba terriblemente herido, con lesiones visibles en todas partes. Pero María ayudó a curar sus heridas con su Magia de Luz, y al menos ahora se parecía más a su antiguo yo.

Nuestra conversación cambió a la pregunta de quién debería llevar al herido y durmiente Keith.

—Ah, tengo justo lo que necesitamos —Lahna dijo. Sacó una colchoneta del equipaje que llevaba Sora. Era la misma en la que habíamos tenido nuestros picnics.

Keith fue recostado suavemente sobre la colchoneta, y Lahna dijo algo en voz baja. Antes de darme cuenta, la estera se había levantado unos centímetros del suelo.

—¡Guauu! ¡Eso es increíble! —Yo aplaudí, incapaz de contener mi emoción.

Lahna me informó que esto no era más que una simple adaptación de magia de viento en la que se especializaba. Era como una alfombra voladora de algún tipo. Pregunté con entusiasmo si el tapete podría volar por los cielos y si puede girar libremente en el aire, pero desafortunadamente resultó que unos pocos centímetros era el límite.

Cuando describí mi visión de una alfombra voladora a Lahna, sus ojos brillaron de alegría.

—Ya veo… ¡qué idea tan novedosa! Quizás podríamos ampliar eso…

¡Tal vez veamos una verdadera alfombra voladora en el futuro!

Con Keith ahora a salvo sobre la colchoneta, y el cachorro negro acunado en mis brazos, finalmente salimos de la mansión. Casi no había guardias en el camino. Le pregunté a Lahna de qué se trataba todo esto, y me dijeron que habían lidiado con ellos mientras los tres buscaban al Portador de la Oscuridad.

Este es realmente el equipo más fuerte de la historia.

Con eso… mi viaje, y la búsqueda de Keith, finalmente terminó.


Shisai
Jared estuvo cerca... Y luego lo interrumpieron de nuevo. ¡Me encanta la idea de un cachorro! ¡Justo lo que Katarina quería!

Raine
<Qué mala fuiste al secuestrar y casi matar a mi hermano menor, pero, hey, muchas gracias por el perrito> Atte. Katarina ¡¿Es en serio, Bakarina?!

| Índice |

12 thoughts on “Katarina – Volumen 4 – Capítulo 3: Valientemente hacia el enemigo (7)

  1. Meimo 7w7 says:

    Mames Bakarina, luego de que ves al secuestrador y te da al cacharro le perdonas, a veces me pregunto porque eres tan densa unu

    • Tên Trống says:

      Nadie lo sabe pero tampoco es algo que dejar pasar, teniendo en cuenta que los perros siempre fueron hostiles con ella y tal vez nunca pudo tener uno.

  2. Missuny says:

    ¿Lágrimas? ¡Estas no son lágrimas! Son gotas de la mismísima felicidad, es la felicidad comprimida y expulsada por mis ojos en forma de agua salada ¡Esta es la mismísima felicidad de mi corazón mostradas concretamente al ver a mi team Jared en acción! •c limpia las lagri-… Gotas de felicidad con la manga de su chaqueta• *hic *hic gracias traductora y editora-sama n,w,n

    • Tên Trống says:

      Si y no , veamos , ella es muy densa y nunca dio una señal de estar buscando el amor , así que no le da mucha importancia y relevancia , ademas de que no capta las cosas que parecen obvias , concuerdo con esto pero tambien se puede basar que a veces cuando las personas entran al mundo del amor se pueden sentir confundidas y no procesarlo del todo, y…tratandose de katarina lo lleva a otro nivel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *