Al límite – Capítulo 51: Haciendo planes

Traducido por Ichigo

Editado por Ayanami


A la mañana siguiente, Wang Zhong Ding cambió al video de vigilancia de la puerta.

El video grabó claramente toda la historia del “choque” de Han Dong anoche, comenzando desde que Han Dong entró en la toma de la cámara, estaba en un completo estado de sonambulismo.

Inmediatamente después de eso caminó hacia la esquina izquierda de la puerta, el auto de Wang Zhong Ding estaba saliendo, en el momento de la colisión Han Dong no estaba preparado en lo más mínimo, no pudo ver el más mínimo defecto.

El timbre sonó, Wang Zhong Ding cerró el vídeo.

Feng Jun entró y preguntó:

—¿Cuándo enviarás a Han Dong con mi hermana?

Wang Zhong Ding y Feng Jun ya han llegado a un acuerdo, tan pronto como Han Dong asintió le dejarán firmar un contrato con la compañía de gestión de Feng Mu Zhi. Aunque los artistas que manejan los negocios en el cine y la televisión de Zhong Ding son insuperables, pero debido a la consideración de la imagen de la empresa, “los artistas problemáticos” se dejan a la empresa colaboradora para gestionarlos en primer lugar, y una vez que fueron domesticados en la madurez, sólo entonces pueden volver y firmar de nuevo.

En sólo una noche, sin embargo, Wang Zhong Ding había cambiado de opinión otra vez.

—Déjalo en la empresa.

Feng Jun se sorprendió.

—¿Realmente lo pensaste bien? No es nada bueno.

—¿Estás cuestionando mis ojos o la habilidad de tus gerentes? —Preguntó Wang Zhong Ding.

Feng Jun sonrió avergonzado.

—No, nuestra compañía tiene tantos excelentes gerentes, ¿cómo es posible que no podamos asentar a un pequeño artista? Sólo me preocupa que, a corto plazo, su comportamiento rebelde pueda causarle problemas innecesarios.

Wang Zhong Ding se echó a reír.

—Piensas demasiado bien de él.

—Ya que este es el caso, entonces iré a arreglarlo.

♦ ♦ ♦

Feng Jun arregló una gerente con el apellido Jiao para Han Dong, en la empresa posee excelentes relaciones con otras personas, todos la llaman hermana Jiao. Actualmente, ella está a cargo de tres nuevos artistas, y la empresa se encargó de que todos se mudaran a un edificio de apartamentos, además de que tenían que vivir en la misma suite.

—Esta es su habitación.

La hermana Jiao llevó a Han Dong a una puerta.

Han Dong echó un vistazo al interior, las condiciones eran buenas, aunque no se podía comparar con la “prisión de cinco estrellas” de antes, al menos está completamente equipada, mucho mejor que su anterior “casa de perro inflable”.

—Tendrán que arreglárselas por esta noche, mañana, alguien le ayudará a reemplazar los muebles por otros nuevos —dijo la hermana Jiao.

—No hay necesidad de cambiarla, ¿no es esto muy bueno?

—Son instrucciones de arriba.

Cuando la hermana Jiao dijo “arriba”, Han Dong automáticamente lo asoció con Wang Zhong Ding, de inmediato hubo un sonido de “corte” en su corazón, dándome un tratamiento tan especial de nuevo, ¡¿morirás si no eres bueno conmigo?!

Después de que la gerente se fue, Han Dong fue a visitar las dos habitaciones de al lado, como resultado, una puerta se cerró desde el interior, y la otra se cerró desde el exterior, ni siquiera pudo ver ni una sombra.

Han Dong tuvo que volver a su habitación de nuevo, sacó una foto de Wang Zhong Ding para mirarla detenidamente.

Aunque Han Dong está seguro de que no le gustará Wang Zhong Ding, no significa que se sentará a esperar la muerte, después de todo, cuando dos personas se ponen en contacto durante la mañana y la noche, es posible que ocurra cualquier cosa repentina.

Lo que tiene que hacer ahora es tomar medidas preventivas por adelantado.

—Odia a los infieles lascivos, matones indecentes; odia a las personas que aman presumir al sentirse bien consigo mismos; odia el temperamento lento, hablar de forma indirecta; odia a las personas que tienen dudas infundadas, especialmente a las personas calculadoras; odia el comportamiento anormal, a las personas supersticiosas feudales…

Han Dong hizo una especulación basada en los rasgos faciales de Wang Zhong Ding, adivinando una cosa tras otra, hasta que al final su cara se puso verde.

Esto también fue muy desafortunado, ¿verdad?

Todos los defectos que él odia, ¡en realidad no tengo ni uno!

Han Dong estaba de verdad preocupado, por lo que vio, si quería poner todos estos defectos en su posesión, y usarlos a su antojo, no sería tan simple como podría parecer. Las fuerzas insuficientes dejarán atrás con facilidad a la calamidad posterior, demasiada fuerza producirá lo contrario del resultado deseado.

Tomemos como ejemplo la estupidez, piensas que actuar como un estúpido estará bien, pero si no tienes cuidado podrías convertirlo en algo estúpidamente adorable (moe), esta dimensión es, en realidad, muy difícil de comprender.

Por lo tanto, Han Dong tiene la intención de formular un plan cuidadoso y riguroso.

| Índice |

One thought on “Al límite – Capítulo 51: Haciendo planes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *