El renacimiento de una estrella de cine – Capítulo 33: Hospital Universitario

Traducido por AlbaAVD

Editado por Ayanami


Después de esa inocente respuesta, Lin GongCheng golpeó la mesa riéndose a carcajadas.

—Mira, no puedes tener un hijo descuidadamente, esa respuesta superó mis expectativas —volvió a reírse con ganas.

Qiu XiaoHai no era tonto y, en este momento, se dio cuenta de que se reían de él. Giró la cabeza y preguntó:

—¿Por qué el tío se ríe así?

Qiu Qian le dirigió una mirada a Lin GongCheng.

—Está feliz por ti, ya que la chica que le gusta se le escapó.

La risa de Lin GongCheng murió inmediatamente en su garganta. El pequeño abrió mucho sus ojos.

—¿Por qué?

Bai Lang revolvió la cabeza de Qiu XiaoHai.

—No es de buena educación preguntar eso. Necesitas consolar al tío.

—Oh —asintió obedientemente con la cabeza. —Tío, no estés triste —Después de pensar por un momento, agregó —De todos modos, las chicas son muy problemáticas.

La mesa estalló en una risa salvaje, incluyendo a Qiu Qian.

Debido a esto, Qiu XiaoHai se sintió intimidado e infeliz. Se deslizó de su asiento y corrió al lado de Bai Lang, aferrándose a él con todas sus fuerzas. En respuesta, suavizó su risa, lo abrazó en su regazo y comenzó a consolarlo. El niño decidió con un puchero que no hablaría más.

Pero, para su suerte, no mucho después llegó el momento de cortar el pastel. Cuando apareció el pastel con velas encendidas en la parte superior, los ojos de Qiu XiaoHai se iluminaron.

Qiu Qian finalmente recordó consolar a su hijo. Volteó a verle y preguntó si quería apagar las velas. Asintiendo vigorosamente, se lanzó de inmediato hacia él. Bai Lang tuvo que sujetarlo por la cintura para evitar que cayera sobre la mesa.

Después, hubo un sonido parecido a “¡hu!” y Qiu XiaoHai sonrió mientras completaba su misión. Giró la cabeza para buscar el elogio de su padre.

Era la imagen perfecta de una familia celebrando un cumpleaños juntos.

♦ ♦ ♦

Una vez finalizado el acto, llegó el momento de que la fiesta terminara.

Alrededor de las ocho o nueve de la noche. Qiu XiaoHai ya se estaba frotando los ojos con cansancio. Al notarlo, Qiu Qian no se demoró y les dijo a todos que se apresuraran a regresar a casa para descansar.

Como Lin GongCheng no había visto a Er Hong durante un largo tiempo se fue junto a ellos para aprovechar el reencontrarse.

Después de que se fueron, el club, ahora vacío, se volvió significativamente más silencioso y solitario.

Su Quan, quien se había quedado atrás, se sirvió una copa de vino. Su asiento estaba frente a las ventanas que llegaban hasta el suelo. Se distrajo observando con una expresión nublosa las escasas luces distantes.

—Ah Qian ha cambiado mucho. Nunca antes lo había visto así.

Por otro lado, Wang Yun también sostenía una taza de licor y la giraba en su mano.

—A nuestra edad, probablemente, sea el momento de establecerse y tener una familia.

—Quizás sea así. —Su Quan sonrió levemente. —Solo sé que Bai Lang es un buen intrigante. Es capaz de controlar a Qiu XiaoHai muy bien.

Wang Yun se quedó en silencio por un momento. No parecía estar de acuerdo, sin embargo, al final solo dijo:

—Eso no importa, es bueno tener a alguien a quien dedicarse. Probablemente Ah Qian también quiera probar ese estilo de vida.

—¿Cómo puedes dedicarte a algo que se compra con dinero? —Su Quan giró la cabeza para mirar a Wang Yun. Su mirada era severa.

Wang Yun miró el perfil lateral perfecto de Su Quan. No pudo evitar decir:

—Bueno, es mejor que no tener ninguna esperanza.

La expresión de Su Quan se congeló. Era como si sus palabras lo hubieran herido. Volvió la cabeza hacia atrás de nuevo. Después de un momento, finalmente dijo:

—Yo tampoco quería que fuera así. Pero Ah Yun, he estado trabajando duro durante tanto tiempo que no quiero terminar sin nada al final.

—Si es como dices —suspiró Wang Yun. —Entonces, por qué sigues…

—Sin embargo, en este momento Ah Qian ya tiene el poder y la capacidad —Su Quan interrumpió a Wang Yun. Su rostro mostraba una expresión extremadamente confiada. —Mientras él lo quiera, nada puede detenerlo. Pero, hasta que demuestre que todavía está dispuesto, no puedo irme…

—Si no te vas, ¿cómo esperas que Ah Qian esté dispuesto? —La expresión de Wang Yun era muy distante.

AlbaAVD
Su Quan habla de que Qiu Qian tiene el poder para apoyarlo cuando escape de su sugar daddy, pero que no está dispuesto hasta que él dé el primer paso. Pero como Su Quan no lo ve seguro de que serán amantes prefiere esperar como la zorra que es :v

—Por eso necesito tu ayuda, Ah Yun —Su Quan levantó los ojos y miró fijamente a Wang Yun. —¿No me has apoyado siempre para estar con Ah Qian?

Wang Yun apartó la vista de la mirada de Su Quan. Rió amargamente.

—No me mires de esa forma. Soy consciente de que mi traslado al Hospital Universitario es debido a tus conexiones. Pero Ah Qian también me ha ayudado antes.

—No te estoy pidiendo que le hagas nada malo. Solo te pido que nos ayudes —Con una mirada cálida continuo —Al final, no hay duda de que Ah Qian y yo, seremos felices juntos.

♦ ♦ ♦

Ver a Wang Yun en la fiesta le recordó a Bai Lang que ya era hora de ir a su revisión semestral en la clínica de cardiología.

Pero como su fama había aumentado recientemente, era complicado escaparse para ir al hospital sin que Fang Hua o Hong Hong lo supieran. También estaba el reloj en su muñeca. Como era algo que usaba todos los días, no estaba seguro de si Qiu Qian sospecharía o no si de repente dejaba de usarlo.

Recordó que le había mencionado que no siempre podía ponerse los auriculares durante las 24 horas del día para espiarlo. Solo que, a veces, cuando estaba aburrido, los sacaba para “entretenerse”. Por supuesto, no había que dudar acerca de que era una forma muy pervertida de entretenerse. El único consuelo que tenía era que él nunca lo había obligado a usarlo y dijo que era su decisión.

Al final, Bai Lang no tuvo más remedio que pedir ayuda a Rong SiQi. Fuera del grupo de Qiu Qian, él era el amigo en el que más confiaba.

Le pidió que lo ayudara a usar sus contactos familiares, para evitar a Fang Hua, y hacer una cita en el Hospital Universitario para un chequeo médico de rutina. Luego, él podría usar la excusa de que estaba acompañando a Rong SiQi como amigo e ir al hospital con él.

De esta manera, si algún paparazzi se escondía en el hospital para tomarles una foto, podría usar eso como una buena excusa. Todo lo que tenía que hacer era asegurarse de que nadie lo reconociera en el momento en que entró en la oficina de Fang YingQi.

Sin embargo, los métodos de Rong SiQi fueron mucho más efectivos de lo que había anticipado Bai Lang.

Después de que Rong SiQi se enteró de la situación, estaba tan sorprendido que miró a su amigo durante un buen rato. Mostró completamente el miedo de una persona común cuando se enfrenta a alguien con una “enfermedad cardíaca”. Bai Lang se río impotente y tuvo que consolarlo, explicándole pausadamente que no era una enfermedad grave. Que era como la presión arterial alta o la diabetes, todo lo que se necesitaba era tener mucho cuidado y precauciones, eso es todo.

Sin embargo, Rong SiQi todavía lo trató como si fuera un evento calamitoso. A través de sus contactos solicitó directamente que el Hospital Universitario abriera una sala de consulta privada. Cuando Bai Lang llegó, se encontró a Fang YingQi quien ya lo estaba esperando. Cuando se cerró la puerta, nadie podía enterarse por qué había entrado, así que pudo descansar tranquilo y hacerse un chequeo. Era el método menos arriesgado.

Pero no importa lo que hiciera o el cuidado que tuviera, todavía no podría escapar si su destino era ser descubierto.

Justo cuando terminó su revisión y salió de la sala privada, fue visto por Wang Yun, quien acababa de ser transferido y había venido a completar sus procedimientos administrativos.

Debido al ángulo, Bai Lang no lo vio en la esquina en la que estaba, sin embargo, la mirada de Wang Yun voló de inmediato de él a la sala de consulta privada de la que había salido. Sin embargo, ni la puerta ni los alrededores tenían letreros y esto demostraba que se trataba de una sala privada que normalmente no estaba abierta al público.

Por lo tanto, después de que Bai Lang salió de la clínica e hizo una llamada telefónica, alejándose cada vez más, Wang Yun se paró pacientemente a esperar en una esquina cercana. Tal como la esperaba, al cabo de unos minutos, la puerta de la sala de consulta privada vacía se abrió una vez más y salió uno de los colegas de Wang Yun. Era Fang YingQi, de quien se rumoreaba sería el próximo jefe de cardiología en el hospital. Llevaba su bata blanca y en sus manos parecía haber un expediente médico.

El corazón de Wang Yun dio un salto. Dio un paso atrás más cerca de la pared y vio como la figura de Fang YingQi desaparecía en la dirección opuesta. De repente, recordó que las personas que trabajan en la misma área especializada tenían la capacidad de solicitar los archivos de los demás pacientes.

♦ ♦ ♦

Al mismo tiempo, Más allá del Oro y el Jade, finalmente, terminó su recorrido en los cines y su recaudación total de taquilla había alcanzado los 380 millones.

Esta pequeña producción, que solo había costado 40 millones de dólares y más de la mitad fue dinero utilizado en la segunda mitad de las promociones. Más allá del Oro y el Jade no solo hizo que sus dueños ganaran mucho dinero, sino que también catapultó a Bai Lang, Que QiMing y a la protagonista femenina Shen AiRu a la fama.

Así que comenzó a circular el rumor dentro del círculo de que Oro y Jade podría llegar a incluir algunos nombres en los premios Golden Emperor de ese año. Esta noticia hizo que Fang Hua se llenara de alegría. Ella sabía que sería así desde que eligió a Bai Lang, su instinto no podía estar equivocado, sin embargo, cuando se trataba de su desarrollo futuro, aún tenían que ser cautelosos.

Porque en lo que respecta a las nominaciones a los premios, puede que no le importe a un actor ya establecido, pero para los recién llegados, lo mejor era evitar tener otras películas durante ese tiempo para evitar que se cambie la revisión de su actuación.

Se habían visto casos en los que un recién llegado era elogiado por su primera actuación inicial, pero debido a su segunda película sufría de críticas y clasificaciones crueles.

Porque, aunque teóricamente cada película debería ser juzgada de forma independiente, si el premio se le entregaba a un recién llegado que, al mismo tiempo, estaba siendo criticado duramente por su actuación en su segunda película, el efecto del premio sería amargo y el público sospecharía algún tipo de acuerdo entre bastidores. Después de que esto había sucedido antes, el panel de jueces se dio cuenta y comenzó a pensar en varios factores antes de entregar los premios. Por lo tanto, después de ser nominados, era mejor para los recién llegados evitar otra película en el corto plazo.

AlbaAVD
Como cuando Frozen 2 le ganó a Klaus en los Oscar`s TwT

Sin embargo, una serie de televisión era diferente. El público consideraba que las series de televisión y las películas eran territorios completamente diferentes. A pesar de que todavía estaba actuando, el ritmo y la duración eran diferentes, por lo que se podían diferenciar las actuaciones entre los dos medios. Así que después de Más allá del Oro y el Jade, los guiones que Fang Hua le dio a Bai Lang fueron guiones de televisión.

AlbaAVD
Me siento vieja, ahora estamos en la época en que las películas y series de streaming no entran en ninguno de esos dos territorios.

En cuanto a los guiones que Fang Hua le había dado, Bai Lang ya sabía cuáles habían logrado buenos resultados en su vida pasada.

El primero fue un drama de época. El papel protagonista principal masculino se le ofreció a Bai Lang. Este papel fue el de alguien elegante, apasionado y guapo. No fue muy diferente del papel de Lin ChuanQing en Oro y Jade

Así que Bai Lang consideró el segundo drama, el cual era un thriller criminal.

Debido al escándalo que estalló por el drama policial en el que Kang Jian había estado anteriormente, este género en particular no se había emitido durante un largo tiempo. Y recordando que cuando se emitió esta serie en su vida anterior, había obtenido buenas críticas y calificaciones. Además de que no había duda, de que el guión por si solo era bueno.

Y la otra razón principal por la que Bai Lang estaba interesado en este drama era porque él interpretaría a uno de los dos protagonistas masculinos, un espía encubierto con una imagen de tipo delincuente y no la del típico oficial de policía que trabajaba por la justicia. Debajo de su apariencia, aparentemente áspera e inapropiada, al estar encubierto cargaba con una considerable responsabilidad y presión, esta era una de las partes más fascinantes del drama.

Para Bai Lang como actor, este era un personaje que contrastaba con sus roles anteriores.

Incluso Fang Hua estuvo de acuerdo con él en que elegir este papel sería bueno para su desarrollo futuro.

Sin embargo, lo único que le preocupaba personalmente era que este drama tendría una cantidad significativa de escenas de acción y lucha. Aunque las escenas más peligrosas serían realizadas por un doble, todavía había altos requisitos físicos asociados con el papel. Era algo que el Bai Lang en su vida anterior nunca había experimentado antes.

Hace unas semanas, cuando había ido al Hospital para el chequeo, Fang YingQi lo elogió por sus hábitos de alimentación, ejercicio y estilo de vida.

Esto significaba que mientras calentara su cuerpo mucho antes de las escenas de acción y tomara descansos entre ellas, no era imposible para él hacer algunos ejercicios más extenuantes. Por supuesto, tampoco podía exagerar o mantenerlo durante un período prolongado de tiempo. Este tipo de evaluación fue muy tentadora y, por lo tanto, Bai Lang incluso llamó a Fang YingQi (quien le había dado su número de teléfono en la última evaluación) y recibió la opinión de que no lo apoyaba, pero tampoco estaba realmente en contra.

Justo cuando Bai Lang todavía estaba tratando de tomar una decisión, Fang Hua aceptó un comercial de cerveza para él.

En este comercial de cerveza, sucedió algo que ayudó a Bai Lang a decidirse a aceptar el desafío de este papel.

| Índice |

Un comentario en “El renacimiento de una estrella de cine – Capítulo 33: Hospital Universitario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.