Matrimonio Oculto – Capítulo 91: Un contraataque completo

Traducido por Sharon

Editado por Ayanami


Ning Xueluo estaba a punto de morir de frustración por culpa de esta chica sin cerebro.

—¿No viste que todos están comenzando a simpatizar con ella por este incidente? ¡¿No me digas que quieres que se levante de las cenizas y siga actuando con tu hermano Muye?!

Jia Qingqing vaciló por un momento, pero se rehusó a retirarse al final.

—¡No lo haré! ¡Prefiero morir que disculparme con esa perra!

¿Qué efecto podría tener un incidente pequeño como este? ¡Todo lo que tenía que hacer era comprarle regalos a todos más tarde!

Ning Xueluo vio que no podía persuadirla, así que dejó las cosas como estaban, esperando que no fuera a causarle problemas más tarde. Ya era una conclusión determinada que la reputación de Ning Xi terminaría en el barro al terminar todo. Sin importar qué planes hiciera, sólo podía hacer pequeños trucos como este, sería imposible que lograse cambiar la situación ahora.

Había estimado que el misterioso patrocinador detrás de Ning Xi la abandonaría en poco tiempo. ¿Quién querría a un amante con una reputación terrible y que encima lo engañaba?

Pensando esto, Ning Xueluo logró calmarse.

Al final, para evitar que estallaran más conflictos entre ellas, Guo Qisheng decidió no filmar la escena de nuevo y sólo usar el video en el que Ning Xi escupía sangre.

La segunda escena que decidió filmar era donde Meng Changge acababa de ser titulada como Consorte, mientras que la Consorte Xian perdía el favor del emperador y era arrojada al palacio frío. Meng Changge entonces la visitaba y le contaba su verdadera identidad.

Por suerte, era una escena segura. Estaba compuesta más que nada por expresiones y diálogos, no había mucha acción.

—¡Tres, dos, uno, acción!

La filmación comenzó.

En el Palacio Frío, la Consorte De estaba sentada en un gran sillón, mirando con desdén a la figura lamentable que había caído a sus pies.

—Consorte Xian, ¿sabes por qué te odio tanto? ¿Por qué debía empujarte a una muerte cierta?

—¡Perra! ¡Es claro que estás celosa de mí! ¡Celosa porque el emperador me quiere! ¡Celosa porque soy favorecida!

La Consorte De se rió como si acabase de escuchar la mejor broma del mundo.

—¿Dices que estoy celosa? ¿Del favor de ese anciano podrido?

—¡Consorte De! Tú… ¿has enloquecido? ¡Iré a decirle al emperador! ¡Le diré que lo has insultado…!

Repentinamente, la Consorte De le echó una fría mirada, forzando a que la Consorte Xian se callara. A continuación, le habló con lentitud.

—Consorte Xian, ¿sabes quién soy? Me pregunto si recuerdas el nombre de… Meng Changge.

—Tú… Tú… Tú… —Jia Qingqing no pudo continuar sin importar cuánto lo intentó.

—¡Corten! ¡De nuevo! —Gritó Guo Qisheng.

El segundo intento comenzó.

—Consorte Xian, ¿sabes quién soy? Me pregunto si recuerdas el nombre de… Meng Changge.

Esta vez, la mirada de Ning Xi era incluso más severa que antes, y provocó que la garganta de Jia Qingqing se cerrara, como si le hubieran atado una soga.

—Tú… Tú eres… eres…

—¡Corte! ¡Otra vez!

La tercera toma comenzó.

—Consorte Xian, ¿sabes quién soy? Me pregunto si recuerdas el nombre de… Meng Changge.

Las emociones de Ning Xi eran cada vez más intensas… Esta vez, su tono era el de un espíritu malicioso demandando por la vida de Jia Qingqing. Incluso aquellos que las observaban podían sentir el torrente incansable de ira y resentimiento.

—Tú… ¿Tú eres Meng Changge? C-Cómo podrías… podrías ser… —Jia Qingqing era como una grabadora rota. Otra vez, había olvidado sus líneas.

—¡Corten!

Esta vez, Guo Qisheng finalmente perdió toda su paciencia y arrojó el guión al suelo.

—¡Jia Qingqing, ¿qué está sucediendo? ¡Ni siquiera puedes recordar una línea tan simple! ¡¿Siquiera leíste el guión?! —Rugió enfurecido.

No se le podía culpar por estar enojado. Ning Xi había dominado el ambiente de la escena de tal forma, removiendo sus emociones, que podría haberse vuelto la escena perfecta, pero el estúpido error de Jia Qingqing lo arruinó.

| Índice |

2 thoughts on “Matrimonio Oculto – Capítulo 91: Un contraataque completo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *