Dios de la Música – Capítulo 15: Planificación de novatos (2)

Traducido por Zico

Editado por Yusuke


—Este tipo de evaluaciones pueden ser compensadas para más tarde.

La cara de póquer de Christie An se derrumbó instantáneamente cuando KangYoon destrozó la hoja de evaluación.

—Baile: C, el baile necesita un poco más de esfuerzo. Cantar: B, esto tampoco es nada grandioso. Sin embargo, la calidad de estrella: B. Esto es difícil de aprobar. Estrella… ¿de calidad?

Christie An inclinó la cabeza ya que todavía no entendía lo que estaba pasando. Un aprendiz escucharía esto con bastante frecuencia pero la calidad de estrella era algo difícil de describir. Incluyendo la apariencia exterior, era el resultado de la fusión de varios factores complejos. Gracias a eso, era un factor bastante controvertido ya que muchos de ellos eran subjetivos. Hubo muchos casos en los que las aprendices que tenían excelentes capacidades pero no se les permitía debutar debido a las bajas calificaciones en la calidad de las estrellas, o donde incluso si debutaban, no se hacían grandes. Era el punto más difícil de evaluar y era difícil hablar de ello. La calidad de las estrellas era algo de lo que nadie hablaba fácilmente.

Sin embargo, KangYoon sacó a relucir esa calidad de estrella. Dijo que tenía esa cualidad.

Christie An estaba confundida.

—¿Tengo calidad de estrella?

—La tienes.

—¿Puedo preguntar en qué sentido tengo calidad de estrella?

Christie An fue muy dura consigo misma. Tenía curiosidad por saber la razón por la que KangYoon la evaluó así. No hubo nadie que le dijera esto. Sin embargo, el planificador del que todos hablaban dijo que tenía cualidades de estrella. Su corazón latía con fuerza, pero no podía estar encantada así. Debe haber una razón.

—Primero, los elementos poco comunes atraerán la atención de la gente.

—¿Es porque tengo sangre mezclada?

—Eso es parte de ello. Tu rostro con apariencia extranjero pero que no lo es del todo al mismo tiempo. Y también, la atmósfera que te rodea que parece fría pero al mismo tiempo, no. Por supuesto, tu aspecto es parte de ello.

—¿Atmósfera? ¿Yo?

—No es suficiente todavía. Necesitas hacer algo de creación de imágenes.

A los ojos de KangYoon, la cara de Christie An ahora estaba 100% fría. Parecía como si sólo rechazara a la gente mientras daba esa fría aura. Sin embargo, si ella empujaba y tiraba mientras hacía parecer que daba cosas mientras no, definitivamente tendría éxito. Como el riesgo del pasado, no, si daba más mientras los dejaba más decepcionados, entonces haría que la gente se volviera loca.

Por supuesto, KangYoon estaba buscando algo mucho más grande.

—Entonces la razón por la que me llamaste aquí es…

—Oh, te llamé para ponerte en mi equipo. Quiero hacer un contrato temporal antes de eso.

Christie An cerró los ojos. Un contrato temporal…

Pensar que la llamó aquí por un contrato con ella antes de convertirse en cantante, que es lo mismo que ser puesta en el equipo de preparación del debut… Se preparó para lo peor, pero cuando salió tan bien, las lágrimas brotaron de sus ojos.

—¿Llorando?

—N-No. Es sólo…

—Esto es sólo el comienzo.

KangYoon sacó un pañuelo de papel. En el repentino deleite, Christie An, que rebosaba de emociones, parecía avergonzada al girar la cabeza para secarse las lágrimas. Sólo entonces pudo sonreír y sentarse cómodamente.

KangYoon le ofreció el papel del contrato temporal.

—Aún eres menor de edad, así que necesitas la firma de tus padres. Por favor, revísalo con cuidado cuando llegues a casa, y haz que tus padres te lo sellen. Recuerda pedir consejo en lo que se refiere a asuntos legales.

—Sí, señor. Estoy… tan agradecida. Sin embargo, no puedo recibir una firma de mis padres…

—¿Por qué? ¿Pasa algo malo?

—Mis padres viven en América…

—Oh, sí. Vives sola en los dormitorios, ¿verdad?

Christie An vino de América y vivía sola como aprendiz en Corea. Sus padres estaban en América, y KangYoon dijo que enviaría los papeles a América por ella. Terminaron después de decidir que ella firmaría el papel después de hablarlo con sus padres.

—Gracias, señor.

—No. Por ahora, por favor practique como siempre lo hace. Yo formaré un equipo en un tiempo.

—¿Hay otros?

—Necesito elegir más. Tú eres la primera por ahora.

—Entiendo. Haré lo mejor que pueda.

Christie An se inclinó profundamente antes de salir. Mirándola entrar con una cara fría, pero saliendo con una cara feliz, era definitivamente una adolescente.

—Aunque sea una gran estrella en el futuro, es sólo una adolescente. ¿Quién es la siguiente?

Cuando miró a Christie An saliendo con una cara de emoción, KangYoon lo encontró interesante. Conocer a las futuras estrellas en sus primeras fases fue una pequeña alegría para él.

Dejando eso, había mucha gente que KangYoon tenía que conocer. Recogió algunos papeles y se fue a la sala de práctica de inmediato.

♦ ♦ ♦

La oficina del presidente Won JinMoon en el séptimo piso no era un lugar por el que nadie pudiera entrar y salir. Su oficina, que contenía muebles negros no tan grandes o demasiado pequeños, según sus preferencias, era el lugar de trabajo del presidente Won JinMoon y al mismo tiempo, el lugar donde se realizaban las transacciones más importantes de la empresa. Como era un lugar importante, era obvio que nadie podía entrar y salir a su antojo.

Sin embargo, algo estaba sucediendo allí en ese momento.

—¡¡¡TÍO!!!!

Un inesperado ruido de desgarramiento de oídos estaba explotando.

—JooAh, tú tío ya te lo ha explicado.

—Ah, no puedo entenderlo. ¡No puedo! ¡¡No necesito nada, nada!! Devuélveme al jefe KangYoon. ¡¡Devuélvemelo!!

El presidente Won JinMoon sudaba mucho, lo que no era propio de él. Por supuesto, el presidente tenía el mayor poder en la compañía. Podía aplastar a cualquiera con su autoridad, pero su oponente ahora era JooAh. La mayor estrella. Si la decepcionaba, entonces podría haber repercusiones en el marketing. Y JooAh se metió donde le dolía.

—¡KangYoon, KangYoon, KangYoon! ¡¡Mi KangYoon!! ¡¡Dame a KangYoon!!

—JooAh, hay un trabajo importante en la empresa, así que…

—¿Hay algo tan importante como yo en esta empresa?

JooAh estaba en un motín, gritando como si quisiera que la oficina se derrumbara. Tenía fuego en los ojos como si su razón ya se hubiera ido. En su punto de vista, era razonable. Planeaba compartir sus futuros horarios con KangYoon y pasarla bien, pero cuando regresó después de 2 días de trabajo, KangYoon había desaparecido.

JooAh, que estaba furiosa por la repentina desaparición de KangYoon, escuchó toda la historia de su manager y voló a Corea.

—Aún así, JooAh. El jefe de equipo KangYoon no puede quedarse en Ja…

—No me importa, no sé nada. Tío, soy JooAh, Yeon JooAh.

La actual cantante principal de MG Entertainment. Cuando ella fue a por él con todo lo que tenía, el presidente Won JinMoon tuvo un dolor de cabeza. Por supuesto, él podía decir ¡¡Escúchame!! Con la autoridad del presidente, pero nada se resolvería de esa manera.

Así que tienes dolores de cabeza incluso si alguien trabaja demasiado bien…

Fue la primera vez que JooAh fue tan terca en esto. El presidente Won JinMoon nunca imaginó que JooAh vendría a la oficina del presidente a amotinarse. JooAh era literalmente una vaca lechera ahora mismo, así que sus palabras tenían peso. Pero no era como si pudiera darle a KangYoon que acaba de entrar en la planificación de novatos. Si JooAh era una vaca lechera, entonces KangYoon sería el mago que crea esas vacas lecheras.

Al final, el presidente Won JinMoon tuvo que consolar a JooAh una y otra vez antes de que tuviera que irse debido a su horario, y finalmente pudo suspirar de alivio.

—Fuu… No es como si ella también fuera un girasol… (como si sólo pudiera mirar a KangYoon).

Pero en ese momento, la puerta cerrada se abrió y JooAh asomó la cabeza.

—Volveré más tarde.

Trae a KangYoon aquí antes de que yo venga de nuevo… Este era su significado. Al final, el presidente Won JinMoon se golpeó la cabeza y se acostó en el sofá.

—¿Debería ir a un viaje de negocios a América?

Ahora que estaba en una situación en la que no podía hacer nada, el presidente Won JinMoon tenía mucho miedo de esta cantante que aún no tenía 20 años.

♦ ♦ ♦

—¡¡Hermano!!

Cuando oyó abrirse la puerta principal, HeeYoon abrió la puerta de su habitación y salió corriendo. Cuando la puerta se abrió, era KangYoon. Él, que terminó de trabajar temprano y regresó, parecía tener frío mientras temblaba por todas partes.

—¿Por qué estás aquí? Hace frío.

—Estás aquí, así que por supuesto que debería venir.

—Hace frío. Entremos.

KangYoon, que regresó a casa temprano, tenía muchos ingredientes en sus manos. HeeYoon comenzó a preparar esos ingredientes con entusiasmo. KangYoon dijo que ayudaría con la preparación, pero HeeYoon lo detuvo.

—Los oficinistas deben lavarse y esperar.

Empujado por la terquedad de HeeYoon, KangYoon se cambió a ropa casual después de lavarse. No había sistema de calefacción de agua en la casa, así que tuvo que calentar el agua él mismo. Gracias a eso, le llevó mucho tiempo lavarse.

Cuando KangYoon salió, HeeYoon preparó una gran cena.

—Hermano, vamos a cenar.

Cuando KangYoon fue allí con una toalla a su alrededor, había pollo frito, una cerveza para KangYoon, y Japchae y muchos otros platos de acompañamiento junto con Jjigae para HeeYoon en la mesa. Cuando KangYoon levantó sus palillos, HeeYoon también levantó su cuchara.

—¿Qué hiciste hoy, HeeYoon?

—Estudié, fui al hospital y cosas así.

—¿Jugaste con tus amigos?

—Sabes que no tengo amigos.

Mientras comía, KangYoon le preguntó a HeeYoon sobre su vida escolar. Sin embargo, HeeYoon no parecía tener mucho que responder ya que seguía evitando sus preguntas. Incluso desde joven, HeeYoon era débil y no tenía amigos que se llevaran bien con ella. KangYoon estaba amargado en un rincón de su corazón cuando la escuchaba.

A HeeYoon no le gustaba que la expresión de su hermano se volviera oscura, así que dijo lo más brillante posible.

—Aún así, está bien. ¿No hay un buen hermano mayor como yo?

—Tú.

KangYoon colocó la pata de pollo en la parte superior del tazón de HeeYoon. HeeYoon astutamente lo agarró y se lo puso en la boca. La carne gruesa se derritió dentro de su boca.

—Es tan bueno cenar contigo.

Durante mucho tiempo, KangYoon estaba demasiado ocupado para que no pudieran comer juntos. Todas sus conversaciones ocurrían por la mañana cuando KangYoon se iba a trabajar, y por la noche, cuando KangYoon volvía del trabajo. Para KangYoon, que estaba triste por esto, este tipo de comida era su alegría y felicidad.

—Igualmente.

—Pero como tu trabajo va bien, estoy aún más contento. JooAh-unni lo hizo a lo grande, ¿verdad?

—Ella lo hizo. ¿Debería conseguir un autógrafo para ti?

—En lugar de un autógrafo, me gustaría tomarme una foto con ella.

—¿Es algo difícil? ¿Quién crees que es tu hermano mayor?

—Wow. Mi hermano es tan capaz.

KangYoon dijo como si no fuera nada. Quería hacer cualquier cosa por HeeYoon. ¿Una foto con JooAh? Eso se resolverá si sólo invita a su hermana a la compañía. Trabajó tan duro para JooAh, ¿le gustaría a ella una foto? Estaba seguro de que podía hacer más.

—Toma, hermano, come esto.

—Este es el ala. No me gusta el ala.

—Come esto y gana fuerza para traer a casa un amante. Y el matrimonio también.

—HeeYoon…

KangYoon estaba a punto de rociar la salsa en su boca. A veces, los comentarios ingeniosos de HeeYoon como estos hacían temblar a KangYoon.

| Índice |

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.