La hija del Emperador – Capítulo 17

Traducido por Dea

Editado por Lugiia


Sin importar lo que gritaba ni la manera en cómo lo hacía, Kaitel se volteó con entusiasmo. Me sentí terrible por Ferdel, ya que lucía como una mujer despechada. Así, mi primera impresión del impecable primer ministro se derrumbó hace unos momentos.

La mirada sombría que le dirigí era diferente a la que imaginé, todo debido a mi cuerpo de bebé.

Sin embargo, para mis adentros, estaba sorprendida y asustada después de haber descubierto la verdadera fachada de Ferdel.

Leer más…

Caballeros y magia – Capítulo 8: Batalla final ¡emperador de la tierra!

Traducido por Army

 Editado por Lucy


Los árboles de las llanuras aumentaron poco a poco en número hasta que su densidad se equiparó a la de un bosque.

Un camino pavimentado con piedras se extendía hacia el este en este bosque; éste era el camino más grande del Reino de Fremmevira que conducía al este: de Känkänen a Jantunen estaba la “Carretera de Fremmevira Occidental” y de Jantunen a la frontera del reino estaba la Carretera de Fremmevira Oriental. Estas dos carreteras fueron construidas con adoquines, la ruta histórica que se pavimentó para facilitar el transporte al construir las fortalezas en el frente. Ahora asumía el deber de transporte dentro del reino; su uso activo se correspondía con su reputación de nudo de tráfico principal.

El camino que utilizaban con frecuencia las caravanas con escolta de los Silhouette Knights estaba desolado. Puede que se deba a la estampida de las bestias demoníacas o los rumores que corren entre los mercaderes sobre el avistamiento de una bestia demoníaca gigantesca. Leer más…

Hogar Zerg – Capítulo 8: No es tan bueno.

Traducido por Bee

Editado por Sakuya


Inicio +18

—¿No es eso bueno?

Huan Xiu, que acababa de dejar que Xi Ran lo hiciera por su cuenta, no pudo evitarlo y comenzó a empujar las caderas hacia arriba. La conexión entre los dos gradualmente se volvió un poco pegajosa. Era sudor mezclado con el líquido secretado por el agujero trasero de Xi Ran, deslizándose hacia la piel oculta entre sus piernas. Leer más…