Consorte experta en venenos – Capítulo 52: Una extraña enfermedad, un hombre embarazado

Traducido por Selena

Editado por Ayanami


[Las traducciones originales y más actualizadas son de volaretranslations. Se le da su respectivo crédito al equipo de traducción en inglés.]

Frente a la impaciencia del Emperador Tianhui, Han Yunxi sabía que cualquier otra explicación, simplemente, se convertiría en un debate. Si discutiera con el Emperador, ¿no perdería la cabeza? En secreto, le echó un vistazo a Long Feiye. Ella solo sabe cómo tratar venenos, ese tipo también debería saberlo. En cualquier caso, debería hablar por ella.

Desafortunadamente, Long Feiye todavía permanecía ociosamente tomando té a un lado, ignorando sus asuntos por completo. Han Yunxi casi quería reírse de sí misma. Claramente, había pensado demasiado en él, ¿cómo podía ayudarla este tipo? Probablemente, pasó por ahí, porque no tenía nada más que hacer. Como no podía explicarse a sí misma, no lo haría. Han Yunxi haría todo lo posible por curarlo y, si realmente no podía, no es como si el Emperador lo matara por ella. Continue reading

El Sentido Común de la Hija del Duque – Capítulo 184: Negociaciones

 Traducido por Shisai

Editado por Raine


… La luz del sol al amanecer era muy hermosa.

Sentía que incluso si la admirara durante días, no me cansaría de ello.

No sé cuántos días seguidos había visto amanecer hasta ahora.

No había nada más preocupante que estar en la capital.

Si estoy dando instrucciones desde el corazón político de esta nación, puedo responder rápidamente a cualquier cosa. Pero aunque estar en la caótica capital significa que puedo obtener información más fácilmente, también hay ventajas y desventajas. Continue reading

El Perseguido – Capítulo 35: Otro encuentro fantasma

Traducido por Shisai

Editado por Sakuya


¿Por qué sucedió algo otra vez?

Chi Yan recordó lo que sucedió la noche anterior e instantáneamente sintió un escalofrío. Después de mirar a izquierda y derecha, levantó la manta, se sentó y salió de la cama para encender la luz. No sabía a dónde había ido Ye Yingzhi o cuándo se había ido.

Tan pronto como se bajó de la cama, fue hacia la mesa a beber agua. No había encendido la luz todavía cuando escuchó el crujido de la puerta abriéndose.

Pensó que había sido Ye Yingzhi quien había regresado. Continue reading